Tecnología

El Confidencial se apunta al paywall

·

El director de El Confidencial anunciaba hoy un cambio importante en este diario: se lanza un servicio de suscripción (en ningún momento menciona la palabra paywall o el término «muro de pago», pero lo es) y sigue así la adopción de este modelo que inició El Mundo en octubre de 2019 y más recientemente El País, que avisó en marzo y ejecutó en mayo.

Ya sabéis que me apasiona este tema. Vivo de escribir en un medio de tecnología online que publica todo gratis y cuyo modelo de negocio, como el de casi todos, es la publicidad. No es un futuro que favorezca una buena experiencia de usuario, sobre todo porque los formatos publicitarios son cada vez más invasivos y los scripts de anunciantes y otros partners provocan que los tiempos de carga se alarguen y que cookies y demás elementos ocultos y no tan ocultos se conviertan en algo realmente molesto.

El caso es que me he intentado leer el texto de Cardero y me ha sonado a lo de siempre. «Necesitamos un periodismo de calidad y una prensa independiente editorial y económicamente«, etc, etc. Es peligroso decir eso en particular porque dudo que la prensa pueda ser completamente independiente en uno u otro sentido, y hacer esa declaración hace que te preguntes si lo que han hecho hasta ahora estaba contaminado por esa dependencia.

Yo creo que el mensaje es erróneo y no debería ser tan elaborado. Un medio como El Confi no necesita presumir de batallas libradas o de retos que afronta en el futuro. La cuestión para este medio, para El Mundo y para El País —es la misma que plantearía yo si tuviera que escribir de un hipotético Xataka con un muro de pago— sería sencilla:

Si te gusta lo que lees, paga por ello.

Ya está, no hay más. No hace falta enrollarse ni buscar excusas. El lector ya te conoce y ya sabe si le merece la pena pagar por lo que haces. Si no le gusta lo suficiente no pagará e intentará buscar alternativas. Si le gusta lo suficiente, quizás se anime. Punto.

Es el único discurso razonable. Se pueden dar soluciones mixtas, como la de ElDiario.es, que ya hace mucho que planteó eso de los socios que pagan y que tienen pequeñas ventajas por ello, como poder ver algunos temas antes que el resto de la gente.

Además ofrecen una experiencia sin publi, algo que por ejemplo no hacen ni El Mundo, ni El País (con «publicidad reducida») ni El Confi (que indica que navegarás con «menos publicidad», sin especificar mucho más). Por cierto, tanto El Español como Público (eso de «Únete a la República de Público»… no sé yo) tienen también suscripción y también te quitan la publicidad, por cierto. Qué menos.

También está la otra forma de pedirlo: la de The Guardian, que al final de cada artículo suelta quello de que «Las noticias están en peligro…» y abogan al buen corazón del lector para que apoye este medio, que sigue abierto para todo el mundo, pero que si quieres puedes apoyar económicamente. En el caso de The Guardian, te dejan elegir la cantidad con la que quieres ayudar, y esa opción me mola aunque lógicamente habrá mucha gente que se aproveche de ella.

Uno de sus periodistas comentaba en Twitter que esta propuesta de El Confi va a ser algo distinta, y tendrá «un muro de pago dinámico que se adaptará a cada perfil de lector y saltará antes o después en función del consumo que haga». Como idea es curiosa, así que veremos cómo funciona esa aproximación al problema.

Me mola que muchos medios ofrezcan ese muro de pago, y entiendo que quieren hacer las cosas despacito para no cargarse el tráfico del todo. Estas medidas inevitablemente provocarán un ajuste —la gente leerá lo que permita el paywall y luego buscará atajos o alternativas— así que aún tardaremos unos meses —quizás unos años— en ver el efecto que provocan estas medidas. Puede que unos lo pasen muy mal fatal y otros descubran que este es el secreto del futuro, pero pienso que en general a todos les irá regular.

La suscripción de El Confi costará 89 euros al año —aunque tienen precio promocional estos días—, algo menos que los 108 de El País y algo más que los 80 de El Mundo, pero cada muro de pago aquí es distinto. El Mundo sigue dejando leerlo casi todo, El Confi te dejará unos cuantos artículos (parece que la cantidad depende del usuario, qué raro) y El País deja ver 10 artículos y luego tienes que pagar, por ejemplo. Distintos acercamientos, distintos precios, distintas apuestas.

¿Qué espero yo? Pues que este sea el primer paso para llegar a ese Spotify de los medios del que he hablado muchas veces.

Igual yo estoy equivocado y eso no tiene sentido en medios de comunicación, pero si esa plataforma que reúna a los medios online no llega, tengo claro que acabaremos con una realidad en la que habrá medios muy grandes y medios muy pequeños. Solo unos u otros podrán subsistir. El resto malvivirán o habrán muerto por el camino.

Suerte a todos.

¿Quieres recibir un correo de aviso cuando publique nuevas entradas?

Standard

15 comentarios en “El Confidencial se apunta al paywall

  1. Bardwolf dice:

    El problema que le veo yo a ese Spotify de medios es que en Spotify lo que tienes es algo que no encuentras en otros sitios de forma tan cómoda (puedes descargar torrent o con la mula, usar YouTube en alguna app que permita apagar la pantalla del móvil, etc. pero no compensa muchas veces respecto a una cuenta compartida de Spotify).

    Los periódicos basan mucha parte de su lectores en la web de ver titulares y lectura diagonal, y al final para enterarte de la última frase de Ayuso o de las medidas si entramos en fase 2 lo haces en Twitter/Facebook/loquetoque.

    Entiendo pagar por artículos de calidad, extensos, con temas más profundos o que no sean simplemente las 4 noticias rápidas del día…pero no tengo claro que haya suficiente gente que cumpla ese perfil como para mantener el cotarro.

    Si soluciones como Apple News, las múltiples opciones de revistas digitales, incluso en grupos de publicaciones, y demás no funcionan bien, no creo que un Spotify de periódicos españoles tenga mucho futuro. Algo con contenidos más especializados, tipo artículos más desarrollados de Xataka (no los de noticias rápidas diarias) y demás puedan tener su público, pero como digo habrá su ver si es suficiente.

    • Esa es una buena apreciación, Bardwolf, pero el tema está en que si todos los «grandes» ponen muro de pago harán más difícil encontrar esas coberturas: la industria de la música también se lo puso difícil a quienes la trataban de escuchar gratis y eso fue llevándonos a esta situación, creo yo.

      Yo creo que sí hay sitio para algo así (o para los muros de pago independientes al menos, que es lo que estamos viendo ahora), pero como dices esos muros no se defenderán con coberturas normales que puedes encontrar más o menos en todos lados, sino con giros, reflexión, opinión, contexto, etc. Con eso de ir más allá de la noticia.

      • Bardwolf dice:

        Algo más difícil, puede, pero si todos los métodos de protección habidos y por haber no han evitado que al rato de estrenarse Disney+ estuvieran cosas como The Mandalorian o The Clone Wars disponibles, no creo que sea un problema difícil hacer que los titulares de las noticias “rápidas” del día salten a Twitter al momento.

        Lo que comentas de la música para mí fue más bien al contrario: por más anticopy que ponían, las canciones las descargabas sin problema. La única solución fue precisamente hacerlo más fácil para el usuario: iTunes primero y Spotify después. Funcionaron no porque fuera difícil lo otro, sino porque esto era más sencillo.

        El problema es que la audiencia que quiere noticias de periódicos es más reducida (yo diría que mucho) que la que quería música. Y como he comentado antes, muchos de esos les da igual entrar en El País (por decir uno) y ver 4 titulares que verlos en Twitter o el muro de Facebook de turno o incluso que le lleguen por WhatsApp (cómo esta situación puede dar pie a más noticias falsas es otra historia a ver).
        Entiendo que hay gente suscrita a periódicos en papel ahora mismo, pero creo que no todos de ellos van a pasar a la suscripción digital, y el número de los que se suscriban solo a digital va a ser ínfimo si es por ver el contenido actual. Ya se que un ejemplo particular no vale de nada, pero en mi circulo tengo gente que se ha suscrito a El Diario porque sí ven con buenos ojos contribuir a un periódico que vean como “correcto”, pero no lo hacen desde la perspectiva de poder ver las noticias, sino de colaborar. De hecho, cuando alguna vez ha salido la opción de que el beneficio de los socios sea poder ver noticias que los no socios no puedan ver, siempre ha salido en contra la mayoría. No pagan por ver las noticias, sino por apoyar al periódico.

        Por eso decía que entiendo que sí se pague por otro tipo de artículos, pero no creo que por los más comunes haya gente dispuesta que suponga masa suficiente. Por hablar con algo concreto: yo en Weblogs pagaría por leer cuando tú desarrollas un tema en profundidad, o cuando Penalva hace un análisis de los suyos concienzudos, etc. pero me costaría más si la masa de entradas se decanta más, como ahora, por noticias rápidas (lo cual no quita que sean interesantes). En este último caso prefiero la publicidad o si no tengo acceso no verlas. Y eso yo que estoy dispuesto a pagar por un tipo de contenido, ¿pero cuántos prefieren ver un vídeo de YouTube antes que pagar por acceso a esos contenidos?

        No se, veo difícil la opción con el tipo de contenidos actuales.

      • Muy buena reflexión Bardwolf, y es lo que yo quería resumir en esa línea.

        Si te gusta lo que lees, pagas.

        En realidad ahí está implícito el hecho de que ya no es el tema de querer leer sin publi (también) o poder leerlo todo. Es apoyar a ese medio porque lo disfrutas bastante y te parece que ese trabajo merece la pena. El modelo freemium de ElDiario es un buen ejemplo de eso, desde luego, y han logrado transmitir esa idea con éxito, así que bien por ellos.

  2. Land-of-Mordor dice:

    Lo de seguir mostrando publicidad, aunque digan que menos, a los usuarios que paguen me parece una soberana tomadura de pelo y que a mucha gente le hará no plantearse el pago (gente que, por ejemplo, en la época dorada del papel si estaba suscrita y desde hace unos años sólo lee online). Viene a ser como esa manía de los canales de pago en este país, y en otros, que entre publi en pantalla de «próxiamente», de la serie o película que tienen en ese momento en promoción y algún anuncio «flash» en forma de «sticker» de terceros, con suerte puedes ver el 70% de la superficie del contenido emitido. Y eso que has pagado.

    Bajo mi punto de vista si pagas por el contenido tienes que estar exento totalmente del bombardeo publicitario.

  3. Leo dice:

    En mi casa leemos El País desde hace muchos años, aunque ya hace tiempo que dejamos prácticamente de comprarlo en papel. Me parece razonable pagar por un contenido que puedes ver a diario en la web. Estaba pensando seriamente en suscribirme, pero cuando vi que siguen poniendo anuncios aunque te suscribas me quedé a cuadros. Me parece una tomadura de pelo bien gorda.

  4. Roberto dice:

    Buenas a todos.

    Este tema da para mucho 🙂

    A mi la propuesta del país me sigue pareciendo buena. Pagas por el acceso a la información de un medio y contribuyes a su mantenimiento. 10€ al mes no es suficiente para pagar todo lo que incluye (el país, 5 días, Negocios, suplementos varios…..) y entiendo la publicidad necesaria. No digo que la comparta pero creo que entiendo que los ingresos por ahora no son suficientes y deben incluirla.

    También soy soy del diario.es y prefiero ese modelo y más ahora que los comentarios están restringidos a la comunidad (nunca hablaba pero quizá ahora se pueda debatir) pero hay que entender las muchas diferencias (buenas y malas) que hay entre los dos medios.

    Sigo sin ver el spotify de los medios y que eso pueda ayudar a que medios pequeños (elsalto, ctxt, the objetive….) puedan competir con el resto.

    Ya veremos 🙂

    • Es lo que decía otro lector: antes (bueno, o ahora) comprabas El País los domingos, que costaba 2 euros con el suplemento, y esos 8 de los cuatro findes habituales es más o menos lo que cuesta al mes la suscripción de todos los días en online. Es otra forma de verlo.

      La percepción de caro o barato depende de muchas cosas, claro que sí. ElDiario mola por ese lado, pero sigo creyendo que ese Spotify de los medios me parece una idea más llamativa, aunque puede que tu versión «para medios pequeños» no esté mal 🙂 Veremos, como dices, gracias Roberto.

      • Roberto dice:

        Si, fui yo el que hizo la comparación entre comprar el periodico y la suscripción. Por eso digo que no me resulta cara, pero está claro que depende del presupuesto de cada uno.

        Bardwolf dice una cosa muy cierta, y es que muchos de los lectores del físico no pasarán al digital pero creo que también quizá el contenido extra que se da en el digital es un aliciente. Entiendo también que esto es una idea que debe ser analizada en un tiempo y que veremos como se extiende.

        La idea de tarifa plana (spotify de los medios suena genial) pero creo que sabemos como se las gasta esa empresa con los artistas que no llegan a ser estrellas.

        Saludos a todos.

      • Anda, perdona que no lo consulté, bien ahí entonces por partida doble Roberto 🙂 Como dices, es pronto para sacar conclusiones y seguro que el Spotify de los medios tiene sus desventajas, pero será interesante ver cómo avanza todo.

  5. Juanfran dice:

    Yo soy escéptico con este modelo. Dudo que mucha gente este dispuesta a pagar lo mismo por el periódico que por Netflix. Creo que hay que ser un lector muy ávido de noticias para sacarle el mismo partido. En mi caso, hay veces que leo mucho el periódico y otras que me paso días viendo solo titulares, por lo que no creo que me apuntara mientras quedo algo alternativo. Los pagos recurrentes son los que drenan más las finanzas personales y hay que controlarlos bien. Es más fácil gastar a lo loco suscribiéndose a mil servicios que comprándose un Ferrari una vez (exagerando un poco), y por eso están todas las empresas buscando este modelo como locas.

    Por otro lado, no deja de ser un poco triste tener que renunciar a algo que nos había permitido internet, y es saltar de un medio a otro alternativamente. Tal vez no lo hiciera mucha gente, pero era posible. Con este sistema volvemos al anterior, en el que cada uno compra el periódico que le dice lo que quiere oír, como bien han señalado en otros comentarios ya algunos lectores aunque no estuvieran diciéndolo exactamente así.

    Saludos,

Comentarios cerrados