Tecnología

Samsung y la oportunidad llamada DeX

·

Os escribo desde una tumbona en un estupendo paraje vacacional – historia de Harry y Sally a la vista, crítica culinaria incluida-, así que espero perdonéis la potencial brevedad y los potenciales errores ortográficos.

Desde estos lares oteo la actualidad tecnológica con esa perspectiva del lector veraniego del Marca. Ya sabéis, como con más sosiego y reflexión (¿¡Modric fuera del Madrid!? ¡Nooo!) . Como viendo algún que otro ángulo que no ves cuando las prisas diarias te envuelven.

Es lo que me ha ocurrido con el Galaxy Note 9, un smartphone que para mí es anti-recomendable salvo por una cosa: DeX.

Esta característica de los últimos dispositivos de Samsung es mi debilidad. Como sabéis fui (y soy) fiel defensor del concepto de convergencia desde que lo descubrí en 2012, y aunque ni Ubuntu ni Microsoft lograron que sus intentos cuajaran, para mí la idea es de esas que tienen que acabar funcionando.

Y donde las demás implementaciones no han tenido éxito, puede que DeX sí lo tenga. En los Note 9 y los Galaxy Tab 4 el acceso a ella es aún más natural, sin necesitar ya una cuna, pero como señalan por ahí, el software aún está verde. En Engadget hacían una acertada crónica del estado de DeX en la que criticaban esos fallos inexcusables pero alababan esas buenas intenciones de Samsung. Yo me quedaría con este párrafo:

If Samsung’s goal is to enable a desktop-friendly interface while maintaining access to all your Android apps, remember that Chrome OS exists. If it’s to enable experiences like seamless switching between your phone and desktop, that’s why things like Google Docs and cloud computing were created. You can access the same files from any device, anywhere. When you need a keyboard, you go to your PC. When you can’t, like when you’re in the subway or in an elevator, type on your phone.

Ciertamente hoy hay muchas opciones y servicios que hacen DeX menos llamativo para mucha gente, pero aún así sigo creyendo que DeX es hoy por hoy la gran oportunidad de Samsung para diferenciarse del resto.

Si logran pulir la experiencia de usuario y si se esfuerzan para lograr que Linux funcione bien (en ello estaban, pero la cosa parece estar parada) puede que DeX se convierta en toda una característica vendemóviles.

Pero claro, eso lo digo yo que soy un flipado de la convergencia. Probablemente para mucha otra gente eso no sea demasiado relevante, pero aún así si yo pudiera tomar decisiones en Samsung les diría que invirtieran unos duritos en DeX. Nunca se sabe.


Incognichollos

Esta es una selección con las mejores ofertas tecnológicas actualizadas casi diariamente, como expliqué aquí. Aunque estés en un post “antiguo” las ofertas son de última hora, los Incognichollos los actualizo aparte. Aprovecha, que no suelen durar mucho tiempo:

  • Monitor Lenovo 21,5 pulgadas: un monitor 1080p de 21,5 pulgadas con conexión VGA. Básico, pero es que vaya precio: 79 euros en Amazon. Tenéis un modelo algo mejor, el BenQ GW2270H con entrada dual HDMI, por 118 euros en Amazon. Y si queréis ir a un monitor gaming, el BenQ XL2411P ZOWIE con soporte de 144 HZ está a 246 euros en Amazon.
  • Tablet Amazon Fire HD 10: una tableta de 10 pulgadas 1080p con 32 GB de capacidad y un precio estupendo: 113 euros en Amazon Alemania, envío incluido.
  • PlayStation PSVR: las gafas de realidad virtual de la PS4 con la cámara y el juego VR Worlds están a 186 euros en Amazon Italia, envío incluido.
  • Portátil gaming Medion Erazer P6705: con pantalla de 15,6 pulgadas 1080p, un Core i5-8300H, 8 GB de RAM, 1 TB de disco, 128 GB de SSD, una GTX 1050 Ti para darle vida a los juegos y Windows 10. Teclado en español, por cierto. Está a  749 euros en Amazon.
  • Xiaomi Mi A2 Lite: el telefonazo chollo por excelencia, 5,84 pulgadas, Snapdragon 625, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara dual 12+5 MP, batería de 4.000 mAh, sin NFC eso sí pero aún así triunfada. Atentos porque el modelo de 3 GB y 32 GB es impresionante en precio: 142,32 euros en GearBest. Acaba de aparecer la actualización a Android 9.0 Pie para este móvil, lo que lo destaca aún más. Dos años de garantía en España, y recordad que tenéis que desactivar el seguro de envío predefinido.
  • Ratón Logitech G402: para jugones, con 8 botones programables, está a 28,99 euros en Amazon.
  • Unidad SSD Crucial BX300: una unidad de 120 GB con prestaciones estupendas y que sale por un precio ridículo: 25,99 euros en Amazon.
  • Unidad SSD Samsung 970 EVO: genial con 250 GB y velocidades de transferencia brutales: está a 72,99 euros en Amazon, nunca la vi tan barata. Es la que tengo en mi PC, y me salió a 95 euros como súper ganga, así que imaginad. La versión de 500 GB está a 119,98 euros, gran precio también.
  • Motorola One: un smartphone basado en Android One con pantalla de 5,9 pulgadas, un Snapdragon 625, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara dual 13+13 MP. Está a 269 euros en Amazon.
  • Monitor LG UltraWide 29 pulgadas: un modelo muy curioso para vuestras sesiones de trabajo y juego. Con resolución 2560×1080, AMD FreeSync, conectores USB-C y HDMI. Está a 219 euros en Amazon.
  • Patinete Eléctrico Ninebot ES1 No. 9: otro patinete similar al anterior pero algo menos potente. Hasta 20 km/h y hasta 25 km de autonomía, muy bien también por su precio, 277 euros en GearBest con el cupón GB12ES1 con dos años de garantía en España. Desactivad el seguro de envío, eso sí.
  • Reloj inteligente Huawei Honor Magic: un reloj curioso con pantalla AMOLED, soporte GPS, autonomía de una semana, NFC (¡pagos móviles!), sensor de ritmo cardiaco, monitorización del sueño, barómetro, brújula y notificaciones. Muy curioso por 101,06 euros en GeekBuying con el cupón EGWQNPDV.
  • Tarjeta gráfica Zotac GeForce GTX 1060 6 GB: una gráfica estupenda para animar vuestras sesiones de gaming. Está a 230 euros en Amazon Alemania, gastos de envío incluidos.
  • Portátil Xiaomi Mi Air: el equipo que rivaliza con los grandes fabricantes del mercado a menor precio vuelve a ponerse interesante. Pantalla de 13,3 pulgadas, Core i5-8250U, 8 GB de RAM, 128 GB de SSD, gráfica NVIDIA GeForce MX 150, lector de huellas, todo por 710 euros en GearBest.
  • Smartwatch Huawei Watch 2: con WiFi y 4G nada menos, este reloj tiene también GPS, Wear OS 2.0 para gobernarlo y un precio fantástico de 199,99 euros en Amazon. Brutal por lo que ofrece, os lo aseguro que lo sé de buena tinta: lo analicé hace tiempo.
  • Auriculares Gaming Sennheiser Game Zero: calidad de sonido a lo bestia, reducción de ruido y un micrófono de calidad para las comunicaciones durante las partidas. De esta marca se puede uno fiar, y el precio es estupendo, 109 euros en Amazon frente a los +140 que cuesta normalmente.
  • Televisión Haier 4K 55 pulgadas: vale que no es una marca top, pero tener una Smart TV de 55 pulgadas con resolución  4K/UHD (sin HDR, parece por lo que he visto) por este precio es de locos. Cuenta con Netflix preinstalado, WiFi y TDT2, además de altavoces con soporte Dolby Digital+. Se envía desde UK con garantía de Haier, y está a 365,32 euros en Banggood EU con el cupón e2bcea.
  • Xiaomi Mi 8 (Global): con dos años de garantía en España, envío inmediato. Pantalla AMOLED de 6,21 pulgadas FHD+, Snapdragon 845, 6 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara trasera 12+12 MP, cámara frontal de 20 MP, lector de huellas trasero, batería de 3.400 mAh. Está en color azul a 328,52 euros en GearBest con el cupón GBMPKBG2 y en color negro a 328,52 euros en GearBest con el cupón GBMPKBG3. Desactivad el seguro de envío, ya sabéis.
  • PocoPhone F1: telefonazo que Xiaomi se acaba de sacar de la manga. Un Snapdragon 845, 6 GB de RAM, 64 GB de capacidad (ampliables), pantallón de 6,18 pulgadas y dos cámaras de 12+5 Mpíxeles, además de batería de 4.000 mAh y conector de auriculares. Si no os importa que no tenga NFC, compra estrella de la temporada, sobre todo a este precio. La edición de 6 GB y 64 GB de capacidad está a 259,72 euros en AliExpress, uauh.
  • Xiaomi Mi 8 Pro: la versión más brutal del telefonazo de Xiaomi: 6,21 pulgadas, el célebre diseño con la carcasa semitransparente (de pega, pero es curiosa), Snapdragon 845, 8 GB de RAM, 128 GB de capacidad, cámara dual de 12+12 MP, cámara frontal de 20 MP, sensor de huella bajo la pantalla, en fin, de todo. Está a 452,83 euros en GearBest.
  • Xiaomi Mi Mix 3: el móvil de gama alta más reciente de esta empresa está ahora a precio llamativo. Con pantalla 6,39 pulgadas casi sin marcos (ni notch), Snapdragon 845, 6 GB de RAM, 128 GB de capacidad, cámara trasera 12+12, cámara frontal 24+2 MP  (deslizable, un sistema curioso para esconderlas), batería de 3.850 mAh, desbloqueo facial, soporte carga inalámbrica. Muy chulo, y está a 497,22  euros en Gearbest con 2 años de garantía en España. Desactivad el nuevo seguro de envío activado por defecto, ya sabéis.
  • Unidad SSD Netac 480 GB: mucho más barata que las que os pongo al final, casi medio terabyte a precio de 200 GB en unidades de marcas reputadas. Difícil no sentirse tentado porque cuesta 48,861 euros en JoyBuy. Para que veáis la diferencia, la Samsung 860 Evo de 250 GB (casi la mitad de capacidad) cuesta más: está a 51,90 euros en Amazon… y este último no es mal precio. El otro es ya la locura, aunque la marca, claro, no es muy conocida.

¿Quieres recibir un correo de aviso cuando publique nuevas entradas?

Standard

7 comentarios en “Samsung y la oportunidad llamada DeX

  1. Trufeitor dice:

    Pues tengo que darte la razón: eres un flipado de la convergencia.

    XD

    Hablando en serio, tal y como están evolucionando los dispositivos cada vez tengo menos claro que la convergencia sea lo que el mercado está demandando. No digo que no pueda tener su nicho, pero por lo que observo, los usuarios tienden más a parcializar sus experiencias: hay gente que con el móvil le vale para todo, muy pocos lo cambian por una tablet en casa por comodidad y, salvo excepciones, quien recurre a un ordenador suele ser porque necesita algo realmente diferencial, ya sea programas que solo hay en windows o macOS, potencia para tareas muy pesadas, gran pantalla o una combinación de varias.

    Si a esto le sumas que los sistemas operativos de escritorio están virando de tratar de meterse en el móvil a favorecer la interoperabilidad con éste en el caso de Windows y a medio plazo migrar el escritorio a iOS en caso de Apple, parece que Samsung es el único que está intentando poner sobre la mesa una convergencia real y está por ver si le funciona. Sobre todo por el elefante en el salón que tiene su propuesta: si la entrada a la convergencia se cotiza a partir de mil euros, no serán muchos los que puedan/les compense permitírsela y esa barrera de entrada puede ser su peor enemigo a la hora de adquirir cuota y relevancia.

  2. Lambda dice:

    “Vender” la convergencia es complicado cuando no es ni ubicua, ni fiable, ni asequible. Microsoft pudo intentarlo, pero no lo logró. Google empieza desde el otro extremo, y no tiene ninguna prisa. Y Apple, la Apple de Cook, cuenta los tocho-números de su balance y se hace la mosquita muerta en este tema, porque ni le va ni le viene (aún). Pero es la mejor posicionada tecnologicamente para darle un formato “redondo” a la convergencia.

    Yo, de todos modos, no lo veo como algo rupturista. Será una evolución muy lenta, aunque quizá sea la mejor manera de hacerlo de cara al gran público.

    Calmita, y pidanme un daiquirí fresquito, que hace calufa acá, y casi mueren mis neuronas en el esfuerzo sobrehumano de este mensaje. Disfruten el veranito!

    • Land-of-Mordor dice:

      “…Y Apple, la Apple de Cook, cuenta los tocho-números de su balance y se hace la mosquita muerta en este tema, porque ni le va ni le viene (aún). Pero es la mejor posicionada tecnologicamente para darle un formato “redondo” a la convergencia…”

      Como con respecto a otros avances que pueden o no ser disruptivos, la compañía de Cook está esperando a que otros se equivoquen para tener claro lo que no tienen que hacer. Con el colchón del “gritón” de dólares es mucho más fácil seguir esa estrategia que antes.

      Coincido con que poner el listón de la “convergencia” en aparatejos de 1000 lereles es dispararse en el pie. La tecnología para ello no está tan verde como para que los terminales que opten por ese camino tengan unas necesidades de hardware especiales, como podría pasar hace un par de años, aquí el precio viene dado por lo que monta el terminal y la convergencia es un mero añadido. El problema para Samsung es que ese “añadido” lo ha reservado para su gama “muy alta”, lo que reduce su impacto en el mercado.

      Sobre el Note 9, Javi, ¿por qué no lo ves recomendable? ¿sólo por el precio, casi tan grande como el terminal, o por alguna razón más?

      • Apple lo tiene más fácil que nunca, cierto, pero curiosamente no está acertando demasiado en esa filosofía de dejar que otros la caguen y luego apuntarse con un producto mejor que los demás con manzanita incluida. Veremos.

        Incluir DeX solo en la gama alta tiene sentido, como siempre primero se reservan estas cosas para topes de gama y luego la opción va democratizándose.

        Sobre el Note 9 sí, el precio es lo que me asusta. Como terminal es bastante impecable (veremos las cámaras), pero es lo de siempre: haces (casi) lo mismo con mucho menos presupuesto.

    • Ubicua lo sería bastante creo yo (por estar en todos los móviles), fiable falta ciertamente adaptación de las apps para que sean “adaptables”, pero ¿no es asequible? Basta un cable y listo, a conectar al monitor y tirar millas.

      Cierto que cada vez parece menos disruptivo y como digo lo veo como una opción interesante para cierto nicho de usuarios. Disfrutad del verano tb por ahí con o sin daiquiris 😉

Comentarios cerrados