Tecnología

Un Windows único para dominarlos a todos

·

Mucho que digerir tras el evento de ayer, y muchas sensaciones sobre esas dos horas y pico (que yo esperaba como agua de mayo) en las que distintos responsables de Microsoft quisieron no solo demostrar que siguen apostando muy fuerte por el escritorio y el móvil -ahora más unidos que nunca- sino que no renuncian a tratar de perseguir esa próxima gran disrupción, algo que los ingleses resumen muy bien en su the next big thing. Mis impresiones, por partes:

Windows 10 gratis

Fue el primero de los grandes anuncios de Microsoft, que explicó que durante el primer año de disponibilidad del nuevo SO, la actualización desde Windows 7, Windows 8.1 (no 8 directamente) y Windows Phone 8.1 será gratuita. No aclararon qué pasaría después, no lo tenían atado por lo visto.

windows-10-gratis

Gran paso de Microsoft que deja atrás el modelo de licencias y que pasa a adoptar definitivamente el modelo del que hablaban en Computerworld con acierto: “Windows as a Service“. Actualizaciones continuas y servicios de soporte que serán los que a partir de ahora le darán los dineritos a los de Redmond.

Un apunte más sobre el atractivo de lo gratis: que Windows 10 sea gratis no implica que todo el mundo se apunte a él de inmediato, como dicen en Ars Technica. Allí ponían el ejemplo de OS X Mavericks y cómo influyó en la fragmentación de las versiones del sistema operativo de Apple, pero yo creo que en el caso de Microsoft la rapidez de adopción de Windows 10 va a ser alucinante. Las ventajas son demasiado evidentes, sobre todo para todos los que 1) odiaban la interfaz Metro de Windows 8/8.1 y 2) querían dar el salto de una vez desde sus Windows 7 de hace más de cinco años.

Windows 10 nos devuelve al ratón y al teclado

Traer de vuelta el menú de inicio era una de las grandes demandas de los usuarios de Windows 8. Estos estaban acostumbrados al paradigma tradicional en el uno siempre podía recurrir a ese botón de Inicio que, no lo olvidemos, ha sido trasladado a todas las plataformas móviles y que nunca desapareció en Windows Phone (aunque con otro funcionamiento).

windows-10-escritorio

El menú de inicio que mostraron me encanta, y conjuga perfectamente las ventajas del menú tradicional con las de una interfaz metro que tiene sentido también con ratón y teclado. Vimos cómo el menú podía ocupar toda la pantalla del portátil o PC de sobremesa, pero también comprobamos cómo era posible redimensionarlo para que en ese menú solo aparezcan unas pocas aplicaciones y baldosas.

El Centro de Actividades se ha rediseñado para convertirse también en centro de notificaciones con un diseño un poco forzado tipo smartphone que no sé si me convence mucho. Hay que reconocer que esos iconazos tipo smartphone para activar o desactivar la WiFi o Bluetooth, por ejemplo, vienen bien a la hora de mejorar la usabilidad. El Panel de Control se ha rediseñado y aunque apenas se vio unos segundos, recuerda un poco al de OS X por esa interfaz minimalista con iconos que son casi pictogramas.

Continuum es un componente del que yo esperaba mucho más, no obstante. En la demostración dejaron claro que se tratará de una característica solo útil para equipos convertibles, que podrán alternar entre Modo PC y Modo Tablet de forma sencilla y natural. Yo preveía que ese modo se activase por ejemplo al conectar un smartphone a una televisión o un monitor, pero no parece que ese sea el caso. Ojalá me equivoque y Continuum acabe haciendo posible esa convergencia total en el futuro.

Lo que quedó claro en esa demostración es que Windows 10 volvía a ser terreno del ratón y el teclado (y la voz y el puntero/stylus, pero eso va a continuación). Desaparece totalmente esa apuesta total por lo táctil con aplicaciones maximizadas en un portátil o PC de sobremesa que no tienen sentido (aquí Microsoft la cagó con todas las letras) y ahora el comportamiento natural del escritorio es el que siempre tuvo que tener. Grandes noticias para todos los que seguimos atados a ese paradigma de uso de un ordenador.

Her. Digo, Cortana.

Decía que el ratón y el teclado son importantes en Windows 10, pero detrás parece que pisa fuerte una chica llamada Cortana que llega por fin al escritorio tras sus inicios en Windows Phone. Era un secreto a voces, y ayer Belfiore estuvo mostrando sus prestaciones durante un buen rato.

windows-10-cortana

Sé que a algunos esa apuesta por la interacción con voz les parecerá fabulosa y podrán aprovecharla mucho más que los demás (Varo, ¿andas por ahí? ;D), pero sigo creyendo que aún queda bastante para que la interacción por voz con el ordenador sea parte fundamental de nuestras sesiones de ocio y de trabajo. Es un problema de educación: no estamos acostumbrados y nos da vergüenza, así que simplemente hay que aprender a sacar partido de una prestación que yo creo que puede dar mucho juego no ahora, sino más bien a medio y largo plazo.

Sobre todo porque la mayoría de la gente que usa un ordenador lo hace rodeado de otra gente (familia, compañeros de trabajo, gente en un bar), y en buena parte de los escenarios de uso lo de estar hablándole al ordenador resulta no solo extraño, sino 1) molesto para los que te rodean y 2) implica dudas sobre la privacidad. No quiero que se sepa lo que estoy haciendo con mi ordenador -por lo que sea-, así que gritarlo en voz alta no ayuda. Y aún así, existen otros muchos escenarios en los que el reconocimiento de voz es válido, y esa intención de Cortana de hacer que “Her” se convierta en realidad me parece muy curiosa. Da un poco de miedo, eso sí.

Adiós Windows Phone, hola, Windows 10

Otro de los secretos a voces: Windows 10 será un sistema operativo univesal para todos los formatos de dispositivo en los que ha pensado Microsoft, y obviamente los smartphones son parte de esa apuesta.

windows-10-moviles

La interfaz de Windows 10 en móviles, eso sí, no era especialmente llamativa. Sobre todo porque apenas cambiaba nada a primera vista. Sí lo hacía el área de notificaciones -consistente con el de Windows 10 en el escritorio- o los Ajustes que por fin están bien agrupaditos y facilitarán el acceso a cualquier parámetro que queramos cambiar.

Por detrás, la verdad, poco más que se viera realmente impactante de un Windows 10 para móviles que se parece mucho al Windows Phone 8.1 que tenemos ahora mismo. Y me refiero a la interfaz principal y a la forma de manejar el sistema operativo en un móvil, porque hay un cambio fundamental en todos los dispositivos Windows 10.

Aplicaciones universales, yay

Ésta es la verdadera salsa del asunto de la convergencia en Microsoft. Cierto que habrá una única base que se adaptará a los distintos dispositivos, pero las aplicaciones universales son las que trasladarán esa idea de la unificación de todas las plataformas disponibles.

windows-10-apps-universales

Usarás el mismo Word en tu móvil que en tu portátil, el mismo PowerPoint, el mismo Excel o la misma aplicación de gestión de fotos. Adaptada a la pantalla, claro, pero por lo demás, idéntica. Hoy comentaba con un amiguete qué sentido tiene disponer de todas las opciones de PowerPoint en un móvil donde sueles necesitar muchas menos. No he sabido muy bien qué contestarle en el momento, pero ahora se me ocurren dos razones:

  1. El desarrollador sólo tiene que trabajar en una única versión para cualquier dispositivo, algo que simplifica su vida y hace que esa única versión sea mejor más rápido que las 2, ó 3 que tenía antes
  2. No tiene nada de malo tener toda la potencia de la aplicación de escritorio en un tablet o en un móvil. Bueno, quizás el consumo de recursos, pero veremos si eso es realmente una pega o no. Que uno pueda saber que lo que puede hacer en un portátil o un PC de sobremesa lo va a poder hacer en un smartphone o una tablet con las mismas prestaciones (y, supongo, con un ratón y teclado conectados para no ir a pedales), mola.

Microsoft mostró la potencia de esas aplicaciones universales con Office, y curioso que prácticamente nadie haya destacado demasiado el hecho de que “Office Universal” estará incluido en Windows 10 de forma nativa. Gratis. Office. Gratis, insisto. No me lo acabo de creer, y de hecho en PCWorld tenían dudas sobre si sólo se incluirá en los móviles con Windows 10. Dado que son apps universales, podrás usarlas en un PC, se supone, así que ¿qué te impedirá no hacerlo? Uhm.

Sea como fuere, las aplicaciones universales permitirán simplificarle la vida a los desarrolladores, que con una única versión podrán atraer a los cientos de millones de usuarios de Windows tanto en el PCs y portátiles como en dispositivos móviles o en la Xbox One. Yo diría que eso podría ser determinante a la hora de convencerlos de que comiencen a desarrollar para Windows 10 en móviles. Esas aplicaciones no sólo podrán ser disfrutadas (y compradas) por usuarios de smartphones, sino también por esos 1.700 millones de usuarios de Windows en PCs y portátiles que existen en el mundo según la compañía. Mucha tela. Pero mucha. Si yo fuera desarrollador, me pondría las pilas por lo menos para estar preparado para este nuevo paradigma. Es probable que eso de que una aplicación móvil aparezca primero en iOS y en Android y mucho más tarde en Windows Phone debería ser cada vez mucho menos usual.

Lo dicho. Lo de las aplicaciones universales parece algo trivial, pero a mi me parece alucinante, sobre todo teniendo en cuenta que ese sistema operativo teóricamente funcionará tanto en arquitecturas x86/x86-64 como en arquitecturas ARM. ¿Cómo lo han hecho? Ni idea, pero seguro que eso dará tema para un futuro post en Incognitosis.

Probablemente el anuncio al que asistí con más indiferencia fue al de Spartan, el nuevo navegador que según Microsoft será la pera limonera. Quisieron tener su momento wow con eso de anotar directamente en la página web -pues muy bien-, o con la lista de lectura offline -Pocket e Instagram ya lo hacían, como también lo hace Safari- así que aquí yo diría que Spartan no aporta nada demasiado notable. Mucho tiene que cambiar la película para que Spartan sustituya a mi Chrome o incluso a Firefox como mi segunda navegador.

Cómo me alegro de tener una Xbox One

Mira que ya no juego casi nunca -hace literalmente días que no la enciendo- pero es que cada vez que lo hago tengo más y más prestaciones que aprovechar. Windows 10 llegará también a la Xbox One, y eso significa que la consola podrá comportarse teóricamente como un PC de sobremesa si así lo deseamos. Será interesante comprobar, cuando eso ocurra, si alguno se la coloca como ordenador principal para ejecutar Excel o para navegar por Internet.

windows-10-xbox

Y es que en teoría eso será perfectamente factible, pero en la Xbox One hay más que contar. La aplicación Xbox para Windows 10 -un Smartglass a lo grande- mola, pero yo personalmente dudo que la use mucho. Lo que sí es brutal es el streaming de juegos desde la Xbox One a dispositivos Windows 10 (veremos si también teléfonos, um), que a mi me permitirá jugar aun cuando mis enanos tengan secuestrada la tele. Brutal, insisto, aunque sea una opción “copiada” de otras plataformas.

También podremos jugar partidas a juegos desde el PC en las que compitamos con jugadores de la Xbox One, y viceversa, otro subidón para animar los enfrentamientos online en Xbox Live. Aquí me queda una gran duda, y es si los juegos también llegarán a ser universales, como las aplicaciones. Yo diría que eso tiene todo el sentido y de hecho parece que apuntaron a algo así con la demo de Fable Legends, pero sobre esto irán diciendo más cositas en las próximas conferencias de juegos, GDC y E3, seguro. Y no nos olvidemos de otros temas paralelos como la presentación de DirectX 12 -avance tremendo según lo que dijeron en las demos- o esa posibilidad de grabar fácilmente clips de juegos para luego compartirlos, algo muy en boga ahora que Twitch está que lo rompe.

Microsoft HoloLens y Surface Hub

Aquí voy a pecar de viejuno tecnológico, porque creo que ambas soluciones lo tienen muy complicado para triunfar en el mercado. La primera, Microsoft Surface Hub, no es más que una pizarra digital venida a más, que hereda parte del ADN de proyectos como las mesas Surface originales o, por supuesto de Kinect, y que no veo más que como una flipadilla para salas de reuniones de empresas que quieran presumir un poco. Es posible conseguir lo mismo (o casi) con soluciones que ya están en funcionamiento hoy en día a la hora de colaborar remotamente. No lo veo.

windows-10-hololens

Sobre HoloLens os recomendaría en primer lugar leer toma de contacto que hacen en Wired y que no deja del todo convencida a la redactora. Esta mezcla de Oculus Rift con Glass es, como bien decía John Gruber, apta solo para el uso en interiores Pero la apreciación que más me ha gustado -y con la que más estoy de acuerdo- es con la de Ben Kuchera en Polygon:

We’re not saying the HoloLens is just smoke and mirrors, it’s just worth taking a step back and realizing that what they’re showing right now is a huge leap from any technology that has existed before. How the hardware will eventually work in our homes, and at what price, are still open questions. Also, heck, it could be smoke and mirrors.

Yep. Yo diría que es humo. Me da un poco de repelús decirlo porque el responsable del invento que lo demostró en escena (y que daba miedito, puedo imaginar perfectamente cómo le pondrían de collejas en su High School) llevaba por lo visto siete años (siete) trabajando en el proyecto. Como en el caso de Kinect, yo diría que la tecnología es interesante, pero no lo suficiente para cuajar entre el gran público. Llevan ya unos cuantos años intentándolo con Kinect y nada. Esta súper-evolución va más allá, desde luego, pero yo creo que aquí Microsoft se está adelantando al futuro.

Conclusiones

El evento, como digo, fue intenso, con mucho que digerir y mucho sobre lo que reflexionar. Y por supuesto, con muchas preguntas abiertas. Requisitos hardware, precios de las suscripciones (para futuras actualizaciones de software a largo plazo) o de los dispositivos hardware presentados, fechas de disponibilidad, detalles técnicos sobre el funcionamiento de las aplicaciones universales o de Continuum, por ejemplo, y un largo etcétera que se me ocurren y se nos ocurren a todos.

windows-10-oscura

Lo que es cierto es que fue un día importante para Microsoft. Yo creo que hubiera omitido la parte de Surface Hub y HoloLens para centrarme en Windows 10, pero entiendo que tenían que aprovechar la ocasión de una vez. Esos dos anuncios no son a mi juicio relevantes a corto plazo, y ese futuro para los próximos meses y años no depende de esos dispositivos de peli de ciencia ficción, sino de ese sistema operativo que plantea un nuevo paradigma para Microsoft y sus usuarios. Y uno que mola mucho, aunque aún quede camino por recorrer.

Veremos si los desarrolladores se apuntan a las aplicaciones universales, veremos si esas sesiones de trabajo unificadas funcionan como deben, y veremos si esa apuesta por Windows 10 en móviles se ve acompañada de unos terminales en condiciones que destaquen en todas las gamas.

Mi sensación general tras el evento es extraña. Esperaba aún más convergencia y un ejemplo real de cómo el smartphone puede convertirse en el PC -llevo casi tres años insistiendo en que ese me parece el futuro de la informática actual- pero no acabo de ver ese particular caso de uso resuelto. Están cerquita, pero no llegan, porras. Pero claro, en Microsoft están intentando vislumbrar el futuro y no ceñirse al presente, y eso es algo que muestra esa ambición de Microsoft que deja claro que ésta es una nueva empresa desde hace algún tiempo.

Un enlace y una cita para terminar. El enlace es de Aaron Souppouris, de Engadget, que escribía la que a mi juicio ha sido la mejor reflexión post-evento, When did Apple become the boring one?. La frase es de otro medio americano ilustre, Slate, que no habla mucho de tecnología pero que cuando lo hace lo suele hacer con criterio. Allí su editor de tecnología, Will Oremus, acababa su repaso (no tan destacable) con una gran frase:

Welcome back, Microsoft. Keep it up, and who knows: Someday you might even be worth hating again.

Imaginaos. Odiar otra vez a Microsoft. Qué subidón.

Actualización: Dos enlaces más: Microsoft is ready to be loved again, de T.C. Sottek  para The Verge, y desde ese texto, otro enlace a un antiguo pero visionario artículo de Topolsky cuando aún era editor en Engadget: A modest proposal: the Continuous Client


Incognichollos

Esta es una selección con las mejores ofertas tecnológicas actualizadas casi diariamente, como expliqué aquí. Aunque estés en un post «antiguo» las ofertas son de última hora, los Incognichollos los actualizo aparte. También puedes seguir los Incognichollos en Twitter o en el nuevo canal de Telegram 🙂 . Aprovecha, que no suelen durar mucho tiempo.

  • OnePlus 7: la evolución del 6T con 6,41?, Snapdragon 855, 8 GB de RAM, mininotch, 256 GB de capacidad (uauh), cámara dual 48+5, 3700 mAh de batería, huella en pantalla. Está a 437,49 euros en AliExpress.
  • Lenovo Yoga 920: un convertible de 13,9 pulgadas con un Core i5-8250U, 8 GB de RAM, 256 GB SSD y Windows 10. Estupendo a este precio, 749,98 euros en Amazon.
  • Auriculares Sennheiser Momentum 2.0: diadema ajustable, micrófono incorporado, diseño chulísimo y una calidad de sonido top según dicen las críticas. Nunca los había visto tan baratos, 108 euros en Amazon Alemania, envío incluido.
  • Altavoz Bluetooth Xiaomi Square Box II: un altavoz portátil con tecnología Bluetooth 4.2, micrófono, manos libres, cancelación de ruido, 1200 mAh, autonomía 10 horas, incluye entrada de minijack de 3,5 mm. Está a 21 euros en Banggood con el código e2db5f
  • Huawei Honor Band 4: con pantalla AMOLED de 0,95?, monitor de sueño, soporte de natación (reconoce distintas brazadas), hasta 50 m de profundidad, lector de frecuencia cardíaca. Muy chula por 24,90 euros en Banggood con el código BGHWBand4es.
  • Xiaomi Mi Band 4: la nueva pulsera cuantificadora con pantalla AMOLED 0,95?, hasta 50 m profundidad y 5 ATM, sensor cardíaco, comandos de voz, notificaciones, brutal por 30,9 euros en AliExpress.
  • OnePlus 7 Pro: el súper teléfono a tope: 6,67 pulgadas a 90 Hz (dicen que son la pera), 8 GB de RAM, 256 GB de capacidad, cámara triple (48+16+8), cámara frontal retráctil 16 MP, lector de huella en apntalla, 4.000 mAh. Está a 657 euros en GearBest.
  • Medion Ultrafino S6445: un ultrabook de 15,6? FullHD con un Core i3-8145U, 8 GB de RAM y 256 GB de capacidad, teclado QWERTY español, Windows 10 Home. Todo por 399,99 euros en Amazon, estupendo.
  • Monitor gaming ASUS MG248QR: con 24 pulgadas y resolución 1080p, pero sobre todo con soporte de tasa de 144 Hz. Fantástico por 239,99 euros en Amazon (299 en PCComponentes).
  • SSD Samsung 2 TB: una unidad SSD con esta capacidad y a este precio es tela. Velocidades de 550 MB/s, está a 195 euros en Amazon Francia, envío incluido.
  • Portátil ASUS VivoBook S14: un 14? Ful HD con un Core i5-8265U, 8 GB de RAM, 256 GB de SSD, teclado español y Windows. El touchpad es además teclado numérico. Está a 499,99 euros en Amazon.
  • Mando Sony DualShock 4 para PS4: el mando en versión 2, inalámbrico, color negro, está a 37,99 euros en Amazon.
  • Windows 10 Pro: una licencia para el sistema operativo de Microsoft. Te la mandan por correo junto a algunas instrucciones. Está a 3 euros en Amazon.
  • Xiaomi Mi 9: si queréis el telefonazo de Xiaomi, atentos. Pantalla de 6,39 euros sin marcos, Snapdargon 855, 6 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara triple de 48+16+12 MP, está a 384,74 euros en Banggood con el código BG6M9128.
  • iPhone X 256 GB: el telefonazo de Apple del año pasado sigue siendo un gran terminal. 5,8?, Apple A11 Bionic, 3 GB de RAM, 256 GB de capacidad, cámara dual de 12 MP, está a 899 euros en Amazon (1.089 precio normal).
  • OPPO Realme X: el rival a batir en gama media rompedora. Tremendo, 6,53? sin marcos, Snapdragon 710, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara dual 48+5, cámara frontal periscópica, 3765 mAh, lector de huellas en pantalla. Brutal por 236,45 euros en Banggood.
  • Xiaomi Redmi Note 7: 6,3» Snapdragon 660, 4 GB de RAM, 128 GB de capacidad (ampliables vía MicroSD), 4.000 mAh, minijack y cámara dual de 48+5 MP realmente estupendo por 180,95 euros en Banggood con el código BG5RN74. La versión de 3/32 está a 141 euros en AliExpress, y la de 4/64 está a 163 euros en Banggood con el código BG5RN7.
  • iPad Air (2019): atentos a la nueva versión de la tableta con pantalla de 10,5? y el potente procesador A12 Bionic, además de cámara de 8 MP y 256 GB de capacidad. A tope por 591,06 euros en Amazon (719 en Apple).
  • Xiaomi Mi 9 SE: y la versión compacta: 5,97 pulgadas, Snapdragon 712, 6 GB de RAM, 64 GB de capacidad, triple cámara (48+12+16), lector de huella en pantalla, está a 266,61 euros en Banggood con el cupón 5BGM96SE. Brutal.
  • Portátil HP Pavilion 15-bc450ns: un equipo de 15,6? Full HD con un Core i5-8300H, 8 GB de RAM, 1 TB de HDD, 128 GB SSD (uauh) y GeForce GTX 1050 (uauh!), sin Windows (hay incognichollo ahí de 1,5 euros para resolver). Está a 629,99 euros en Amazon.
  • Unidad SSD Lexar 120 GB: modelo SATA 6 GB/s, hasta 550 MB/s de velocidad de lectura, fantástico como complemento para tu PC o portátil sobre todo a este precio mísero: 21,29 euros en Amazon. La versión de 240 GB, a 36,19 euros.
  • Asus ZenFone 6: el nuevo telefonazo de Asus con pantalla sin marcos de 6,4 pulgadas, 6 GB de RAM, 64 GB de capacidad y esa cámara desplegable dual que funciona tanto como frontal como trasera. Está a 477 euros en GearBest
  • Xbox One S Digital + 3 juegos: la consola de Microsoft sin unidad de Blu-ray incluye un mando y Minecraft, Sea of Thieves y Forza Horizon 3. Está a 175 euros en AliexpressPlaza con el código «plazaoff«. Envío desde España, 2 años garantía.
  • HP Noteboook 15: portátil de 15,6 pulgadas HD (1366×768, el único fallito), CPU AMD A9-9425 (tipo Celeron), 12 GB de RAM, 256 GB de SSD, Windows 10, teclado español. Modesto en CPU y pantalla pero muy bien lo demás, el precio mola: 449,99 euros en Amazon.
  • Tablet Amazon Fire 7: la renovada tableta de Amazon con mejor procesador y sobre todo con el doble de capacidad que el modelo de 2017. La versión de 16 GB (ampliable vía microSD) está a tan solo 69,99 euros en Amazon.
  • Bolígrafo Xiaomi Mijia Pen + 3 recambios: el boli de 0,5 mm con tecnología suiza (o eso dicen) que enamora. Yo ya he comprado varios, y la verdad es que molan, y por este precio, más. El boli + tres recambios sale por 3,41 en AliExpress.

¿Quieres recibir un correo de aviso cuando publique nuevas entradas?

Standard

22 comentarios en “Un Windows único para dominarlos a todos

  1. Quizás lo que me deja pensativo son las opciones de Linux:
    1. Microsoft quiere meterse en el mercado de Steam y sus Steam Machines con su convergencia Windows 10/Xbox One.
    2. Probablemente LibreOffice la tenga ahora más complicada si las apps de Office funcionan en todos los dispositivos y de manera gratuita.
    3. El mismo Linux, que da grandes avances en algunos apartados, pero que se mantiene lejos del gran público.

    • Lo de Steam con sus Steam Machines parece cada vez más vaporware del bueno, LibreOffice efectivamente lo tiene más complicado que nunca y Linux en el escritorio ya no te cuento. Y sin embargo ahí tenemos a Ubuntu en el horizonte. Van muy despacito, pero la idea podría cuajar si lo hacen bien. Pero tendrían que hacerlo muy, muy bien.

  2. Pues yo creo que todo esto es mentira. Las aplicaciones serán compatibles con todo si prediseñas todos los posibles menús, si el código se compila para los distintos procesadores y eso solo lo veo a costa de mucho trabajo y desarrollo con unas prestaciones que habrá que ver. A poco que hayas usado emuladores o virtualizado arquitecturas cruzadas con Qemu o similares verás la caída de rendimiento que supone.
    Creo que han contado esto porque es lo que tocaba decir, pero que no tienen ni pajolera idea de cómo hacerlo funcionar.
    — manuti dixit —

  3. varo dice:

    Por alusiones 🙂 Ya qué me haces el honor de nombrarme directamente en Incognitosis, y nada menos que en un artículo sobre el esperadísimo Windows 10, te comento que, aunque te parezca increíble, estoy completamente de acuerdo con tu opinión. El hecho de que la comunicación no sea natural y el problema de la privacidad y el ruido en espacios públicos me hace pensar que esta no es la solución definitiva para la interacción con los ordenadores.
    Mi uso de los sistemas de reconocimiento de voz se ha limitado siempre a grandes textos, traducciones de libros completos y cosas por el estilo. Para las pequeñas tareas me resulta demasiado engorroso abrir la aplicación, los auriculares, etc. No necesito decir en alto: «Cortana ¿qué tiempo hace hoy?». Pongo la «w» en el navegador y sale el la página «www.wetter.de» (el tiempo) con mucha mejor información.
    Con lo que sigo encantado y con lo que estoy escribiendo esta entrada es con el dictado de Google incluido en el teclado de Android, que me permite hablar en los tres idiomas en los que suelo trabajar (bueno, y en muchos más si ha alguien le hacen falta) sin ni siquiera tener que pulsar una tecla para cambiar de idioma. Me fastidia un poco que todo esto hay que hacerlo online y haciendo cada vez más poderoso (y eficiente) a Google-Skynet pero hay que reconocer que funciona de maravilla. !Hasta «Incognitosis» lo ha escrito bien!
    El dictado también es maravilloso para los que no somos muy diestros con el teclado de los móviles (o estamos cada vez peor de la vista de tanto leer en patalla…bueno, o de hacerse viejo :-))
    Schöne Grüße
    p.s. por cierto, ¿es que solo Apple sabe hacer una presentación como dios manda? Ya sé que lo importante es el contenido (vamos, el producto), pero !hombre! !Esos peinados (que susto), ese público que no aplaude, esos discursos de 15 minutos para recalcar un solo punto, ese repetir las cosas 15 veces por si hay algún sordo…! No sé…

    • 🙂 Bueno, está claro que le sacas provecho al dictado en esas sesiones largas y desde luego es genial que comentes directamente al dictado con Google. Lo de que reconozca Incognitosis es ya la pera 😀 En las situaciones más del día a día yo creo que será como todo. Si el uso compensa en velocidad y comodidad, acabaremos acostumbrándonos, pero la barrera de entrada está ahí y hay que sortear los miedos y vergüenzas. Y me pongo como ejemplo, desde luego…

      Y sí, al evento le faltó un poco de dinamismo en varias fases. Los últimos 20 minutos de Nadella fueron especialmente horrorosos. Yo tenía que cubrir el directo en Xataka y a esas alturas ya estaba bajo mínimos, así que sé de lo que hablo 😉 Lo de los peinados es telita, parece una competición hipster por lograr el mayor horror. Buf. ¡Abrazos y un placer meter saludete en el post, si hay pie para ello aprovecho, ya sabes!

  4. SrPerroverde dice:

    En cuanto a Cortana, es cierto que seguramente sólo nos sea realmente útil a medio/largo plazo, pero creo que hay que empezar a usarlo ya para que eso sea posible.
    Lo que sí que es cierto es que hasta ahora parece que se han centrado más en las tonterías que se prueban al principio (canciones, chistes y cosas así) que en cosas útiles de verdad. Casi siempre te acaba redirigiendo a la búsqueda de bing. Espero que esto cambie pronto.

  5. Jorge Gosz dice:

    Se me olvidaba, hasta cierto punto me da gusto que no tengan la convergencia lista, le da mas tiempo a Ubuntu de lograrla, y nos hace ver que realmente es algo dificil de conseguir.

  6. Pau dice:

    Para las apps universales creo que será estilo como plantea material design. Una app diseñada para móviles, con modo tableta con el menú desplegado y varios «fragmentos» para aprovechar la pantalla y el modo escritorio no será mas que la tableta con margenes véase la nueva web de whatsapp cómo ejemplo, que parece una app tablet con margenes..
    Por eso ya se puede mover aplicaciones metro en el escritorio de windows. Las apps «normales» de escritorio son muy diferentes de concepto, de navegabilidad… Para una app de mensajería, un email, apps con una funcionalidad especifica.. aún son usables en modo metro (ojo la mayoría de gente con resto ya se basta) pero una app como office de escritorio (yo creo que existirán 2 versiones aunque podrás ejecutar la versión móvil en el desktop la gratuita) sera una app independiente. Igual photoshop, apps de trabajo…. Y para el consumidor normal metro. Aah y los juegos… Te tendrás que instalar el Call of Duty de 16Gb en el móvil para poder jugarlo? no creo y de streaming nada.. El office que ocupa 3 o 4 Gb? en el mobil? Cuando su cuota de mercado incluye bastante gama media y baja?
    En Ubuntu también apuntan en esa dirección. Las apps unity8 en el escritorio parecen de tablet, Serviran para las tareas simples y para todo lo demás usaremos las apps normales, pero solo en el escritorio. És una lástima que vayan tan despacio porque el concepto es brillante y y Microsoft les adelanta.
    Lo de xbox parece una buena jugada contra Valve y lo de las gafas a quien no le mola la realidad virtual pero no vas a estar todo el rato con eso en la cabeza.. para jugar aún porque es un rato pero ir andando por la casa…

    • Pau dice:

      Aah y para programar .net y html5. Así que nos cargamos el nativo. Porque sino aunque uses el mismo codebase tienes que compilar para cada arquitectura. Eso aunenta el tamaño de las apps. Luego quejen se de Android y su jvm

    • El mayor problema de las aplicaciones universales no es ya el formato de pantalla, algo que parece resuelto como dices y que ya se ha venido demostrando en las aplicaciones Metro que se pueden mostrar en modo ventana. El tema es la diferencia de juegos de instrucciones que tienen PCs (x86) y móviles (ARM). Eso es lo que me intriga, cómo lo habrán resuelto.

      No acabo de entender tampoco cómo van a impedir que alguien que usa el Office que regalarán en móviles no vaya a poder usarlo en el escritorio, por ejemplo, y lo mismo con otros juegos y aplicaciones. Lo entenderemos cuando lo veamos implementado, pero ahora mismo no veo cómo van a hacerlo, quizás con un identificador asociado al tipo de máquina («Oye, que estás intentando ejecutar el Office de tu Win10 instalado en un móvil en un Win10 instalado en un PC, que me las sé todas»), pero a saber.

      Lo de Ubuntu es efectivamente una lástima. Y creo que esa universalidad de aplicaciones no solo vale para apps sencillas que puedan trasladarse de una plataforma a otra: como en Windows, los desarrolladores podrán aprovechar esa opción para hacer sus aplicaciones adaptables, digo yo. A ver si nos sorprenden un poquito este año.

      • Pau dice:

        Creo que el office gratuito y universal sera un «quikoffice» de microsoft y luego estará el pro que solo se podrá ejecutar desde un escritorio.
        Pero espero equivocarme y pongan de moda las apps universales del todo.

  7. He visto el futuro …. si con las gafas esas pestosas le puedo cambiar la cara a mi mujer y ver a Angelina Jolie … sobre todo en ciertos momentos … ÉXITO ASEGURADO

    In pr0n we trust!

    • Uy, lo de la relación entre realidad virtual (y ahora, aumentada) y el porno va a ser tela marinera. Ya hay movimientos importantes al respecto, y seguro que es una de las áreas que más partido tratan de sacarle al tema.

  8. Lo del desarrollo de las aplicaciones es sencillo. Ubuntu promueve Qt/QML. Mismo framework, distintas librerías según la arquitectura, Microsoft se encargaría de la librería y los demás de usarlas. Por otro lado al parecer Windows 10 será gratis siempre una vez instalado dentro del año, pero se me hace que se requerirá cuenta de MSN/Live/Microsoft o como se llame. Ya lo hacen con Office 365, lo «regalan» hasta en 5 dispositivos sin importar si son personales o de la empresa cuando una empresa donde uno esta contrata Office 365 (lo digo porque estamos en una migración y esa es una de los beneficios que se le dará a los empleados, eso si, mientras tenga el contrato con la empresa).
    Yo que soy ubuntero de hace mas de 10 años, me gusto lo que vi de Microsoft, buena competencia.

  9. Ufff por donde empezar, a ver, a mi el tema de la convergencia me parece un movimiento natural que está por venir, pero claro, con matices, no hay que olvidar que dicho cambio ha de ser por necesidad para el usuario muy muy básico, al menos de momento, digo esto en base a todo lo que ya se ha comentado, juegos, aplicaciones… demasiada potencia requerida, además, eso de tener que lidiar con dos arquitecturas lo veo exceso de trabajo, si bien es cierto que si hay pasta de por medio se lidia y listo. Yo creo que una surface pro n con un corazón intel en su interior, cuya potencia permita correr un porcentaje de aplicaciones diarias básicas o levemente avanzadas, eso es el futuro.

    El tema Cortana, ostras, es que tenéis razón, primero por el simple hecho de que la gente ya te mira raro por llevar un manos libres bluetooth en la oreja e ir manteniendo una conversación, pues no digo nada en un entorno público que le digas a tu Pc/tablet/smartphone… Cortana dime cuantos correos tengo hoy, si bien es cierto que la «cutre asistencia» de mi note 4 la uso bastante para lo mala que es, por ejemplo, voy conduciendo y por la razón que sea no tengo el bluetooth activado, toco botón home sin mirar y digo «activar bluetooth», y en el 99% de las veces funciona al pelo, pero yo, conociéndome lo usaría, de hecho intenté usar una y mil veces el control por voz de mi macbook ´07 pero mi ingles era incompatible. Creo que cuando funcione bien, como mínimo igual de intuitivo y natural que Siri y además no te remita al buscador cuando se líe, creo que será algo de uso habitual, pero claro, hablamos de rozar una IA de película y a Stephen Hawkings y sus colegas les da miedito.

    Del tema gafas, pantallote y consola poco que decir, no tengo consola, el pantallón está chulo para pegarte el vacile en tu empresa y poco mas, eso si, las gafas+porno+(traje simulador de sensaciones casi reales como si te estuvieran tocando) no se si será el futuro pero la empresas del porno se van a frotar las manos.

    Bueno, yo solo se que voy a volver a pc windows por el simple hecho de que tras romper mi macbook ´07 (viejuno pero guerrero) he podido instalar 8.1 y 10 tester o como se diga, en un Acer de hacer mil doscientos cincuenta y siete años con un acer y ram justa, es decir, que lo que mas me ha dolido de mi vida junto a Apple es la sofwt-obsolescencia impuesta, demasiado rápida, si es cierto que me iba perfecto con snow leopard pero… ya solo por no poder me molesta, no se si me explico?

    Un saludo!

  10. Modiglian dice:

    Menú de inicio: Bien, aunque quiero poder quitar tanto cuadradote y tener una lista, más aplicaciones a un click en menos espacio de pantalla.

    Juegos en Xbox-PC… Si puedo jugar a Neverwinter Nights en la Xbox, me la compro, si no ¿para qué? XD

    Y lo de Slate… Macalope ya se ha encargado de ponerlo en su sitio http://www.macworld.com/article/2874385/goal-posts-of-the-imagination.html Como cada vez que se sueltan tonterías sobre Apple.

  11. Empleado de Microsoft, desde Windows 8.1 existen las aplicaciones universales, que ya estan en Windows Phone y Windows 8.1. Los desarrolladores pueden elegir tres de los lenguajes soportados por la API C#, C++ o HTML/JavaScript. Los tres lenguajes son nativos, es decir, que utilizan las mismas APIs de WinRT (que así es como se llama la nueva API), eso significa que un desarrollador de JavaScript tiene acceso a las mismas APIS de C++ o C#.

    En Windows 10, ahora una de las cosas que se ha mejorado es compatibilidad de controles entre Windows Phone y Windows Desktop, tanto que ahora es Windows 10 para todos los dispositivos.

Comentarios cerrados