Tecnología

La única revolución del iPhone X es su precio

·

Es una lástima ver cómo una y otra vez asistimos a ese espectáculo en el que un dispositivo que lo cambió todo se ha convertido en un argumento que demuestra que a Apple ya le importan poco las revoluciones prácticas.

Son muchas las pegas que le veo a este iPhone X (veremos cuánta gente dice “diez” en lugar de “equis”, que suena cutre a más no poder), pero ya me conocéis, sería raro que pudiese quedarme callado ante una propuesta que básicamente copia lo que había y lo vende como si de repente todo lo que hace Apple valiese mucho más de lo que valía en otros terminales.

Empecemos por la pantalla, argumento fundamental de un iPhone X que una vez más quiere entrarnos por los ojos (y lo consigue, ciertamente). Esa pantalla es de nuevo un canto a la irrelevancia que Apple da a la función sobre la forma. Todo es diseño, así que si puedes poner una pantalla sin marcos rara, hazlo.

La famosa muesca de la parte superior permite que el nuevo sistema Face ID pueda funcionar sin problemas, pero acaban siendo un elemento que aunque queda muy bien en las fotos es una condena para la experiencia de usuario y, supongo, para los desarrolladores.

Una de las demostraciones la tenéis en ese tweet de arriba. Adiós a ver las páginas web ocupando toda la pantalla, a no ser que uses un fondo negro para disimular todo.

Los vídeos no se verán completos porque esa muesca, y si quieres disfrutar de la imagen podrás cambiar el aspect ratio y que aparezca todo enmarcado entre barras negras verticales y horizontales. El horror, como se puede ver aquí. Que sí, que la pantalla es OLED y que tienes más diagonal en menos tamaño, pero todo eso ya lo tienes en otros terminales no Apple sin estos problemas.

Luego está Face ID, un sistema biométrico sobre el que tengo serias dudas porque su integración no solo afecta a la autenticación, sino a otro componente esencial de la experiencia de usuario: el botón de inicio que Apple integró de forma magistral en los primeros iPhone y que se convirtieron en la clave de su usabilidad. ¿No sabes cómo te has metido ahí? No hay problema, botón de inicio y todo resuelto.

De repente perdemos eso en favor de un sistema de gestos táctiles que en la demo de Apple parecían interesantes, pero que en ningún caso podrán igualar a todo lo que ofrecía ese botón, siempre accesible, siempre dispuesto, y siempre eficiente. Con uno o dos toques resolvías tu problema. Ahora lo harás con gestos que podrán salirte a la primera o no, y que además complican otra operación: el desbloqueo del terminal que tendrás que hacer en varios pasos. Primero encenderlo, luego mirarlo, y luego deslizar el dedo hacia arriba para acceder al inicio. Insufrible, y todo para poder integrar una pantalla sin marcos que como digo no es superior funcionalmente a las de sus competidores. En Apple descartaron la solución obvia: poner el botón de inicio detrás.

El funcionamiento de Face ID como sustituto de Touch ID es también una incógnita por el momento, y aunque Apple promete que será tan rápido y estupendo (y mucho más seguro) como Touch ID, no tengo claro que ganemos en usabilidad, sobre todo porque la propia naturaleza de un móvil el lector de huella es más adecuado que el reconocimiento de cara o iris, algo de lo que también hablé recientemente. Mi percepción me dice que la seguridad es inferior al menos en un punto: es más fácil convencer a alguien de que mire a un punto concreto de que toque un punto concreto en un dispositivo.

Más cositas: atentos, amigos que pagáis 1.159 (por un móvil de 64 GB no ampliable en capacidad, ahí es nada) o 1.329 euros por el iPhone X: Apple dedicó 10 minutos a hablar de los animojis, una característica efectista, estúpida y absurda que deja claro que en Apple siguen tratando de despistar con fuegos artificiales. ¿Cuál es el valor de esta característica? ¿De verdad es necesario en tu vida poner tu voz a un perro de dibujos animados que imita tus expresiones? ¿Es eso una prioridad a escala mundial? Por dios.

Algo más interesante me pareció la característica Portrait Lightning, que tampoco es nueva —los efectos sobre el desenfoque ya eran fantásticos en el Huawei Mate 9 que probé hace tiempo, por ejemplo— pero que al menos puede tener cierto sentido práctico. Complicando eso sí la experiencia de usuario de la aplicación de cámara del iPhone, que destacaba por su sencillez y que poco a poco se va contaminando de esa afición por llenar de chorradas herramientas en las que normalmente menos es más.

Queda casi como anécdota la integración de carga inalámbrica (poder usarla no saldrá barato, solo el cargador rondará los 60 euros) y la carga rápida que llevamos años disfrutando en smartphones Android. Mucho más interesante (de lo poco destacable, diría yo), es ese procesador Apple A11 Bionic que de repente da el salto a los seis núcleos, que integra un neural engine que es especialmente llamativo —puede que sea la joya de la corona por lo que apuntan aquí— y que además integra por primera vez una GPU de tres núcleos (número raro) que según Apple es un 30% más rápida que la que Imagination Technologies puso en los iPhone 7. Por cierto, veremos cómo acaba el culebrón, porque habrá demanda.

El diseño no es algo que me llame la atención en ningún móvil, pero está claro que si hay un apartado fuerte en el iPhone X es este, tanto por la citada pantalla sin marcos como por la trasera de cristal. El acabado final no me convence (soy muy fan del diseño de los iPhone 5, por ejemplo), y tampoco lo hace el cristal que sufro en mi Xiaomi Mi 6, aunque eso sí, siempre protegido por la carcasa que el fabricante chino incluye en el paquete.

La última gran pega es lógicamente la que más ha dado que hablar. Acabo de publicar ‘El iPhone X inicia la era de los móviles de gama súper alta: exclusivos y muy, muy caros‘, y no puedo añadir mucho más al respecto, así que me cito a mí mismo, que mola:

El móvil se ha convertido en una commodity, en un producto que ya es accesible a todos los públicos, pero como ocurre con la ropa o los coches, hay un elemento que va más allá de las prestaciones o el diseño. Como en estos mercados, al final cuenta tanto o más la imagen y percepción que tenemos de un producto que su calidad o sus prestaciones reales. El argumento es “ya que me gasto el dinero” —y cada uno se lo puede gastar en lo que quiera, que para eso es suyo— “me lo gasto en el tope de gama porque seguro que es mejor que el resto”.

Y lo que Apple consigue es precisamente: que percibamos que el iPhone X tiene que costar 1.400 euros. Aunque no los valga. Aunque ningún móvil los valga. Qué locura.

Una locura que es la única verdadera revolución de este iPhone X. Hace un ratito comentábamos entre los compañeros de Xataka ese alto precio, y aun siendo desorbitado ya hay quien está esperando a hacerse con él. Al preguntarles si me podían dar un argumento racional para hacerlo, no pudieron dármelo. Para ellos, como para todo el que compre el iPhone X, este móvil y este precio simplemente logra que tengas la percepción de que no hay nada mejor (siquiera igual) en el mercado. Eso, lógicamente, no es así. Hay cosas iguales y mejores —y hablo objetivamente— a precios (mucho) más bajos. El problema es la percepción de que no lo son.

Pero oye, hay gente para todo. ¿Que quieres gastarte 1.400 euros en un móvil? Perfecto, porque cada uno se gasta el dinero en lo que le da la gana, y si al final te compensa, aquí paz y después gloria. Lo que lamento, como decía al principio, es que en Apple envíen un mensaje engañoso. Anuncian el iPhone X diciendo “Dile hola al futuro”, pero como apuntan en Bloomberg, yo diría más bien que si esto es el futuro, es más bien aburridillo.


Incognichollos

Esta es una selección con las mejores ofertas tecnológicas actualizadas casi diariamente, como expliqué aquí. Aunque estés en un post “antiguo” las ofertas son de última hora, los Incognichollos los actualizo aparte. Aprovecha, que no suelen durar mucho tiempo:

  • Huawei P20 Pro: es el móvil que me gustaría tener, sobre todo por esa cámara triple que es la envidia del mercado. Absolutamente insuperable a día de hoy, está a precio especial: 699 euros en TuImeiLibre (más 4,99 de envío) con el cupón dealsp20pro.
  • Aspiradora Dyson V7 Motorhead: una aspiradora súperlujo sin cables con autonomía de hasta 30 minutos, la fama de Dyson está bien ganada, y el precio no es nada malo aunque esto de gastar tanto en una aspiradora a mí me rechina. Pero oye, atentos: 266 euros en Amazon Alemania (os vale vuestra cuenta de España), gastos de envío incluídos.
  • Xiaomi Mi TV Box: la versión internacional del set-top-box para tu convertir tu tele en algo mucho más potente a nivel de opciones. La tenéis a un precio yo creo que estupendo, 47,92 euros en GearBest.
  • Memoria 16 GB DDR4 Samsung: un módulo “cutre” en su aspecto pero que a este precio igual no os importa: está a 115,49 euros en eBay (más 6 de gastos de envío, la reputación del vendedor es buena). A los precios actuales de la memoria, impresionante, la verdad. Otra opción más “nacional”, en Hipercor venden un modelo GoodRAM de 8 GB DDR4 PC-2133 a 474,5 euros. Ole.
  • Monitor AOC 4K 28”: si necesitáis un buen monitor con mucho espacio de trabajo, atentos, porque este monitor con resolución UHD/4K está a 229 euros en Amazon.
  • Galaxy Note 8: el súper telefonazo de Samsung con su S Pen, su doble cámara y todas esas especificaciones de excepción jamás ha estado tan barato que yo recuerde: 569 euros en TuImeiLibre (más 4,99 de envío) con el cupón laroja2018.
  • Samsung Galaxy S9: con su Exynos octa-core súper potente, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad y una cámara excepcional de 12 Mpíxeles, este móvil está de lo más interesante en precio: 575 euros en Amazon.
  • Xbox One S con FIFA 18 + ACO + Rainbow Six Siege: tres juegos y la consola Xbox One blanquita y con nada menos que 1 TB por 199 euros en Amazon es una absoluta pasada. Estamos de mundial 2018 en Rusia, y el FIFA incluye la actualización gratuita para poder disfrutar de estadios y equipos oficiales. Fantástico.
  • Monitor gaming HP Omen 27: un monitor especialmente orientado a jugones. 27 pulgadas, 1440p, respuesta de 1,8 ms y atención, frecuencia de refresco de 165 Hz, y con soporte G-Sync. Un chollo por los 399 euros que cuesta en Amazon, creedme.
  • Xiaomi Redmi 5 Plus: una fantástica opción para quienes buscan un gama de entrada con una gran relación precio/prestaciones. Integra un Snapdragon 625, 3 GB de RAM y 32 GB de capacidad, además de su pantalla de 5,99 pulgadas 1080p y una cámara trasera de 12 MP bastante decente. Todo por 119 euros en GearBest con el cupón YMOESXP5.
  • Xiaomi Air 13: el portátil en su versión “antigua” está a buen precio. Con un Core i5-6200, 8 GB de RAM y 256 GB en su SSD además de su pantalla de 13,3 pulgadas 1080p. Nada de lector de huellas, pero oye, solo cuesta 556,26 euros en GearBest.
  • Módulo RAM DDR4 8 GB: buen módulo de Ballistix Sport para ampliar la memoria de tu PC (o construirte uno nuevo). Está a 76,9 euros en Amazon.
  • Xiaomi Mi A1: atentos que el smartphone chollo de la temporada está a buen precio en Amazon. Es la versión con 4 GB de RAM y 32 GB de capacidad con su doble cámara y su Snapdragon 625. Lo tenéis en AliExpress por 127 euros. Otra opción es la de Amazon, donde lo tenéis a 180 euros.
  • Lenovo Legion: un PC con una buena configuración incluso para sesiones de juego no demasiado ambiciosas. Cuenta con un Intel Core i5-7400, 8 GB de RAM, disco duro de 1 TB (no SSD), una NVIDIA GTX 1050 Ti y eso sí, no incluye sistema operativo. Está a 599 euros en Amazon.
  • OnePlus 6: el nuevo y reluciente telefonazo de OnePlus ya está disponible en varias tiendas. Tenéis la versión en color negro con 6 GB de RAM y 64 GB de capacidad por 470 euros en GearBest. Mucho mejor ahora mismo en Amazon, donde esa misma unidad está a 519 euros, mientras que la versión con 8 GB de RAM y 128 GB de tiene un precio de 569 euros en Amazon.
  • Xiaomi Mi 8: el nuevo y flamante buque insignia de Xiaomi, que debuta en los Incognichollos a un precio bastante estupendo. Llega con pantalla de 6,21 pulgadas casi sin marcos (pero con notch, argh), Snapdragon 845, 6 GB de RAM, 64 GB de capacidad (no ampliables) y una cámara dual que promete muchísimas alegrías y que en DxOMark ponen por encima de la del iPhone X. Lo tenéis a 475,52 euros en GeekBuying .
  • Lenovo IdeaPad 320: un portátil bastante curioso: 15,6 pulgadas 720p (la pantalla es con diferencia lo peor), Core i5-8250U, 4 GB de RAM, 128 GB SSD, Windows 10 Home. Todo por 449 euros de precio en Amazon. No está mal, sobre todo por su microprocesador.
  • Honor 10: otro candidato en esta gama alta con precios de gama media, muy parecido al Huawei P20 pero más barato. Estupendo con su Kirin 970, pantalla de 5,99 pulgadas sin marcos (y sin notch), 6 GB de RAM, 128 GB de capacidad ampliables, lector de huella en el frontal (¡mola!) y cámara dual con muy buenas maneras (análisis). Está a 409 euros en TuImeiLibre.
  • Xiaomi AmazFit Stratos 2: el nuevo reloj cuantificador de esta firma, que compite por ejemplo con el Garmin Forerunner 645 que cuesta 400 euros, presenta resistencia al agua (nadar sin parar), detección de 11 tipos de deportes, GPS, batería de 280 mAh, pantalla de 1,34 pulgadas y soporte de notificaciones. Pintón por 138,33 euros en GeekBuying con el cupón MIWATCH2.
  • Xiaomi Mi Mix 2S: completamos este póker de telefonazos a buenos precios con este otro prodigio de Xiaomi por su pantalla sin marcos (aunque la cámara frontal está en una posición rara), su Snapdragon 845, 6 GB de RAM y 64 Gb de capacidad. La cámara dual, por cierto, también mola. Está a 419,32 euros en GeekBuying con el cupón XQIPFMEJ.
  • Traductor portátil Xiaomi: este cacharrito es de lo más llamativo. Parece un iPod Shuffle y es un traductor automático en 14 idiomas con tecnología de Microsoft. Está a 42,36 euros en GeekBuying con el cupón PKSVLCQD.
  • Portátil convertible Medion 11,6 pulgadas: muy modesto, pero una buena opción para los peques: Intel Atom x5-Z8350, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad eMMC, pantalla táctil convertible en táctil, Windows 10 incluido. Todo por 199 euros en Amazon (41% dto.)
  • Xiaomi Redmi 2S: recién salido del horno, el nuevo campeón de los móviles baratos: 5,99 pulgadas 720p con formato 18:9, sorprendente ya solo por eso. Además cuenta con un Snapdragon 625, 3 GB de RAM, 32 GB de capacidad y cámara dual (16+5 MP). Lo tenéis a 136,92 euros en GearBest, alucinante.
  • Xiaomi Mi Mix 2: el móvil sin marcos del año pasado de Xiaomi sigue siendo un fantástico smartphone aun teniendo “solo” una cámara. Cuenta con un Snapdragon 835, 6 GB de RAM, 64 GB de capacidad y esa llamativa pantalla sin marcos (aunque la cámara frontal sea rarita por estar en la esquina inferior derecha). Está a 301,91 euros en Banggood con el cupón BGXMix264.
  • Unidades SSD Kingston, SanDisk, y Samsung: 120 GB de capacidad para una buena unidad de Kingston (500 MBps en lectura, 320 MBps en escritura) que cuesta 34,91 euros en Amazon (46% dto), nada mal. La unidad de 240 GB está aun mejor, a 57,90 euros (45% dto.). Si queréis aún más, atentos a la SanDisk Ultra de 500 GB por 121,70 euros en Amazon o la Samsung 850 EVO de 500 GB por 121,70 euros en Amazon. Toshiba también tiene una unidad simpática, la TR200 de 240 GB por 57,90 euros en Amazon. Y yendo a capacidades serias de verdad, el SSD SanDisk Ultra de 1 TB está a 209,99 euros en Amazon (25% dto).

¿Quieres recibir un correo de aviso cuando publique nuevas entradas?

Standard

33 comentarios en “La única revolución del iPhone X es su precio

  1. carlos dice:

    Estoy esperando el artículo con la entrevista al señor Cook del futuro… muy decepcionante la Keynote de ayer. El nuevo Iphone X sin ninguna novedad reseñable respecto a la competencia y superando con mucho el precio.

  2. Antonio dice:

    Pero a mí es que estéticamente me parece feísimo. Ese cuerno en la pantalla y la cámara de atrás que parece pegada con cola, sobresaliendo y encima sin un bisel que la disimule minimamente. Por supuesto que estoy de acuerdo contigo. Pero fíjate ya que Apple ni siquiera destaca ni en diseño ni usabilidad, simplemente ofrece las características que demanda la gente metidas con calzador en el terminal.

    Cuando vi lo de la cámara y supe el precio hubo un momento en el que pensé que se estrellaban con este terminal. Pero luego pensé que en general a la gente todo eso se la suda y solo ven que es el último iPhone. Así que supongo que arrasará.

    Fíjate que a mí lo que más me llamó la atención de la presentación fue el Apple Watch. Eso de poder llevar un dispositivo en la muñeca con el que hacer llamadas y escuchar música olvidándote del móvil me parece algo muy interesante, casi que te puedes dejar el móvil en casa. Intersante también para desconectar de redes sociales y distracciones varias. Solo llamadas, música, mapas y punto. Lo mismo cae.

    Yo uso iPhone solo por iOS, me parece el SO más seguro para usar en un aparato en el que llevamos cuentas bancarias e información sensible. Ojala continúen con el SE, mi movil actual, pero lo veo poco probable, aunque no descarto que saquen algún modelo de estos de experimento que sacan de vez en cuando que me pueda convencer.

  3. “Apple dedicó 10 minutos a hablar de los animojis, una característica efectista, estúpida y absurda que deja claro que en Apple siguen tratando de despistar con fuegos artificiales. ¿Cuál es el valor de esta característica? ¿De verdad es necesario en tu vida poner tu voz a un perro de dibujos animados que imita tus expresiones? ¿Es eso una prioridad a escala mundial? Por dios.”

    Justo cuando antes presentaron un sistema que podría salvar vidas en caso de que funcionara bien, como es, la detención de arritmias (y problemas de salud) mediante iWatch, de lo que no he leído aún nada, no sabemos como funcionará.

  4. Trufeitor dice:

    Ya he comentado la perniciosa relación que tiene Apple con el diseño últimamente, pero, eh, tienes un iPhone sin marcos y un pantallote,a quien le importa que te quiten un trozo de los vídeos o que haya que meter bandas laterales? Hemos cogido todo aquello por lo que se nos ha criticado durante los últimos años y un montón de pegamento y lo hemos puesto todo en un teléfono y a un precio aún más premium. Supongo que lo próximo será poner la isla de cámara y sensores en el centro de la pantalla para facilitar la simetría y ya el teléfono será perfecto. Quizá con un logo de la manzana de una pulgada. Teniendo eso quien necesita ver las cosas sin importancia que pueda haber en la pantalla?

  5. Pakillo dice:

    Argumento para pagar 1.400€ por un móvil: Es el cacharro que más usamos durante el día. Todos los días a todas horas.
    Divide el precio entre el tiempo que lo usas y quizás no sea caro.
    ¿Hay otros móviles que en opinión de otras personas hacen más y/o mejores cosas? Claro.
    Hay ropa más barata y más cara, para el mismo fin.
    Superado el trámite de vestirse, hay gente que disfruta la ropa que lleva. No es mi caso.
    Hay coches más baratos y más caros, para hacer lo mismo.
    Superado el trámite de desplazarse, hay gente que disfruta conduciendo su coche. Es mi caso.
    Superada la necesidad de tener un móvil, hay gente que disfruta usando su iPhone. Es mi caso.
    Y lo llamaré iPhone Equis

    • Al final eso es lo que importa. Que lo disfrutes, cueste lo que cueste. Gástate el dinero en lo que te mole, que para eso es tuyo. Ya sabes que esto es una opinión sin más, Pakillo.

      La comparación con ropa y coches es obvia y acertada, y estoy contigo. Y ese argumento es el más razonable que he oído estos días, así que enhorabuena. No es suficiente para mí, pero oye, buen punto.

    • Pablo dice:

      Caramba. Hola yo!!!! Jajajaja, salvo por lo del próximo teléfono, me niego a pagar tanto, me has clavado punto por punto.

      Es, además, algo que recomiendo siempre que me piden consejo: lo vas a usar mucho o poco. Mucho? Pues siéntete a gusto con lo que compras. Coches, ropas, teléfonos, etc.

  6. Hace tiempo también que el “diseño” del iPhone no me convence, me gusta mucho las apuestas sobretodo de Samsung -por ejemplo- o incluso Xiomi… pero luego pienso en Android y la cuestión se pone complicada. He tenido malas experiencias con el, es verdad, usé un dispositivo de gama media (Moto G Ferrari) pero me da “miedo” gastar una cantidad de dinero importante por un Note 8 y que este fallace o que no pueda actualizar de SO por culpa del carrier o de Samsung; con eso sé que no pasa en Apple: el dispositivo no tienen a ser candidato a fallar, y si lo hace el servicio al cliente es EXCELENTE, tengo asegurada la actualización del sistema (aunque estoy cambiando de móvil cada año) y el sistema operativo (junto con la sinergia hardware-software) lo hace a mi ver la mejor opción móvil. Eso me hace decantarme por Apple, aunque el diseño o la “invención” parezca cada día ir a menos.

    Saludos!

    • Hombre pues la cosa está chunga. Te recomendaría un Pixel, pero el tiempo soporte oficial que da Google da asco. Lo bueno es que siempre podrás seguir tirando sin problemas de Custom ROMs. Y si, tengo un Pixel XL, y lo adoro, pero las cosas como son.

  7. pakolo dice:

    Yo con los smartphones ya soy de la hermandad del puño cerrado (de la que tu hermano dijiste que era el presidente). No creo que haya nadie en la tierra que necesite gastarse mas de 350 euros en un móvil, haga lo que haga, tenga lo que tenga ese terminal a día de hoy o sean cuales sean las necesidades del propietario. Querer cobrar mas de mil euros por un móvil, ya lo haga Apple o Samsung o quien sea, para mi es un insulto a la inteligencia y al sentido común. Mi móvil ahora mismo es un bq aquaris X5 que compré en Junio de segunda mano que cubre sobradamente todas mis necesidades, le dura la batería dos días a pesar de tener ya algunos tiros pegados y no me importa ni un poco que la cámara no haga tan buenas fotos como otros móviles o que alguna que otra vez la pantalla haga alguna rascadita al cargar alguna app. Seguramente tendré móvil para un par de años a no ser que haya un accidente y por último. Si, una vez tuve un iphone (un 4S), por aquel entonces todavía estaban por encima de la competencia y la experiencia si podía justificar gastarme los 400 euros que me costó, pero desde aquello nunca mas lo he vuelto a ver, en Apple parece que hubo un salto cuántico en el momento que Steve Jobs murió (pasó igual cuando volvió), es curioso ver como no dan pie con bola cuando este hombre no está.

  8. Enrique Sánchez-Prieto dice:

    En el iPhone X, yo la verdad habría dejado una linea de lado a lado que supongo que podría haber sido mas fina al repartir lo que contiene entre los dos extremos del teléfono, tampoco me gusta esa opción.

    Y lo de la innovación, bueno, tiene mucho que ver la simpatía que tengas por la empresa. Ejemplo. Tesla, ¿Cual es la innovación de Tesla? Los coches eléctricos existen hace tiempo. Resulta que el suyo, funciona bien, puedes compararlo con uno de gasolina sin problema, o incluso funciona mejor. La pega principal es que no hay super cargadores cada 10 kilómetros como sucede con las gasolineras, pero el coche no tiene pegas.

    El sensor de huellas existe desde hace mucho, pero hasta que no llegó el del iPhone la verdad es que funcionaban regular, con lo cual, no se utilizaban.

    ¿Interface gráfico? ¿pantalla táctil? por mis manos han pasado decenas de teléfonos, HTC, Samsung, muchos con Windows mobile. ¿Recuerdas Windows mobile? horrible.

    Para mi, la innovación del iPhone, lo que hace, lo hace bien y además de forma sencilla. Tan simple como eso.

    Yo también creo que es un error complicar mucho el software, porque dejas de utilizarlo, o deja de utilizarlo el gran público. Si haces un programa fotográfico complejo y muy potente, lo usaran los fotógrafos, pero no la mayor parte de la población. Si haces una aplicación de contactos super potente, con exportaciones, importaciones, personalización, etc. habrá un grupo reducido de usuarios muy agradecido, pero a la gran mayoría le molestará tanta opción. Y así, con todo.

    Los sistemas personalizables y configurables hasta el infinito, suelen tener mas fallos que una escopeta de feria, y requieren normalmente que dediques una parte de tu tiempo para mantenerlos. Los tuyos, y los de la gente que te rodea.

    En resumen, personalmente, me interesa dedicar mi tiempo a tareas productivas, no de mantenimiento, y para mi esa posibilidad cuesta un dinero que estoy dispuesto a pagar. ¿Cuanto? pues mas en el ordenador que es mi herramienta de trabajo, menos en el teléfono, muy poco en la TV, menos en

  9. Manuel dice:

    500€ es mi limite por un móvil, fue lo que me costo el Galaxy S2 que he tenido estos seis últimos años, y también lo que hubiera costado su sustituto, el OnePlus 5, de haberlo comprado en su tienda oficial. Yo no necesito cambiar de aparato cada año, solo cuando ya no cumple con su cometido. Y para ello cuento con la “escena Android”, para mantenerlo actualizado cuando le falle el soporte oficial.

  10. Yo es que ya no me molesto en hablar con nadie fuera de círculos como este, sobre ? iPhones y demás, fuera de aquí es imposible mantener una conversación coherente. Es tan sencillo como que la última vez que hablé del tema me dijeron “es que los usuarios de iPhone sois retrasados” viniendo de una persona que llevaba un reloj de 500€ que solo te dice la hora y el día del mes… no hay más preguntas señoría.

    Respecto a las innovaciones, es que no es tan fácil innovar hoy día, vale que Xiaomi está haciendo las cosas muy bien, pero por lo que vengo percibiendo se un tiempo a esta parte, es que ? está jodida de ideas y le viene mejor pulir e intentar llevar a la perfección cosas que ya están en la calle, carecen de inventiva o de valor para inventar.

    Por mi parte seguiré con mi iPhone 7 un largo tiempo, o puede que no, que se lo ceda a mi señora y vuelva a un Android con el que pueda salsear y poner a prueba la paciencia de mi señora cuando me desaparezco en mi mundo, pero no nos equivoquemos, es caro, pero otros más marcas se subirán al carro de los móviles caro, lo han venido haciendo (Samsung por ejemplo) pero hasta donde he podido comprobar, la única certeza que me atrevo a asegurar es que el dinero que me he gastado en el 7 al igual que lo hice en mi MacBook, iPod nano y iPhone 3g, es gastado en algo que no falla, si, son caros, precios engordados, pero cuantas cosas hay en el mercado en esa corriente? Yo por ejemplo no entiendo el tema coches, gente que se gasta una pasta en coches súper caros para ir y venir de aquí para allá… o como la gente no entiende que yo me gaste 300 o 400 € en un Garmin para entrenar, existiendo pulsometros del decathlon o de Ali express… es el mismo tema de siempre.

    Como tú bien has dicho, que cada uno compre lo que quiera, pero sobre todo, que nadie imponga una opinión sobre nada.

    Saludos ?! ??

  11. Pablo dice:

    Yo como siempre, a mí bola.

    A mí las historias de Harry & Sally me parecen muy cachondas a la par que simpáticas. Y me da a mí que de vez en cuando utilizas ese tono jovial para soltar algún que otro zarpazo. Si les abandonas, no te lo perdonaré jamás, Javipas.

    Con respecto a tu artículo, no voy a comentar nada. Se que lo que habla es la envidia. No pasa nada, todos tenemos debilidades y a veces nos dejamos llevar. Es broma, eh! Simplemente diré que Apple, en mi opinión, hace tiempo que dejó de ir por delante para pasar a convertirse en el rey de los refritos. Dudaría donde fijar la frontera, pero creo que la dejaría entre el 4s y el 5. Mi favorito siempre fue el 4s, mi primer iPhone.

    Ahora voy a divagar. Gracias por este espacio que nos dejas usar.

    Del equis me llama la atención su pantalla, al igual que las que monta Samsung. Los paneles OLED tienen muy buena pinta. Pero para mí, los 8 y el 10 marcan un punto de inflexión en Apple, marcando su deriva. El 10 me parece chapucero en todos los sentidos. No solucionan bien la parte del diseño con una isla que parece un pegote puesto ahí como última opción. Creo que Apple es la única empresa de tecnología que vende libros que tratan sobre el diseño. Imperdonable. Pero más grave me parece el nuevo iPhone 6 sss. En serio llevamos con el mismo diseño de iPhone desde 2014? Como poco me parece extraño.

    Mención aparte me parece la interfaz. Siempre me ha gustado iOS por la sencillez. Accedias al teléfono y tenías un sistema simple, fluido, limpio y que funcionaba estupendamente bien. Que si, que siempre me tocó un poco las peloteas el no tener un acceso directo para activar y desactivar el 4g, pero bueno, el resto lo compensaba con creces. Una de las máximas del iPhone original es que accedías a cualquier parte del sistema con tres toques. Un ejemplo de sencillez y practicidad. Ahora me da la sensación de que se ha convertido todo en un batiburrillo, han ido añadiendo pegotes. Que si deslizas hacia arriba, hacia abajo, hacia los lados. Hacia arriba y hacia un lado. Confuso y desorganizado, quieren incluir nuevas funcionalidades pero no logran dar esa vuelta de tuerca para implementarlo bien en el sistema.

    En fin, por mi parte, como sigan así las cosas aceptaré de buen grado la invitación de Apple y me marcharé al caótico y oscuro lado de….no se, la verdad…..

  12. Dav dice:

    Algunas preguntas, cuando lo usaste? En verdad los gestos son tan graves y en verdad lo de FaceID al uso?

    Entiendo que es lo que piensas pero al menos úsalo una vez y nos cuentas… No aportas mucho como los nuevos iPhone.

    Saludos,

  13. JEAN dice:

    En el caso mío, es que sigo sin aceptar todo lo relacionado con el iPhone desde el horrible diseño de iOS 7. Recuerdo que en esos días los redactores pro-Apple se esmeraron en vendernos la idea de que el diseño de Apple al principio se ve mal, pero luego terminas amándolo. En mi caso es todo lo contrario. Acepto muy pocas cosas desde esos tiempos, sólo los procesadores. Desde ahí, todo lo relacionado con iPhone es puro desencanto: el diseño del iPhone 6, la tontería irrelevante del 3dtouch, el jack, la feísima doble cámara, y otras cosas más. De este iPhone X diré que es iPhone más horrible de todos.

    Tal vez el último vestigio de grandeza está, irónicamente, en el pequeño iPhone SE, en su bellísimo diseño que recuerda a una Apple con mejores ideas, y en su concepto. Lo de hoy, con el iPhone 8 y con el X, me suena a que Apple está cometiendo el mismo error que con el iPad. Darle irrelevancia a uno (iPad Air), para forzar al otro (iPad Pro). ¿Cómo se llamará el iPhone que le seguirá al 9? Algo para reflexionar sería pensar, por ejemplo, en la irrelevancia del Taptic Engine. Hace poco menos de un año nos quitaron el jack para fortalecer el nuevo juguete. En el iPhone X, bye bye Taptic Engine (o al menos, no se sabe nada de eso), y por supuesto, bye bye jack.

    Ojalá haya reportaje con el viejo Tim en el asilo.

    • Totalmente de acuerdo. Lo mejor de apple ha sido el iphone 4(S) y el SE. Porque no se actualiza el iOS que sino me compraba ahora mismo otro iphone 4….

      Lo bueno del lanzmiento del X es que 6 y 7 bajarán de precio, y posiblemente eso les haga rentables…

  14. alan dice:

    Yo empecé con los iPhone en el 5s. Era un teléfono que me encantaba. No recuerdo lo que me costó, alrededor de 600 o 700 euros en su momento. Venia de un HTC con Android 2.2 y iOS 6 (que era el que llevaba) me pareció muy superior entonces. Además ese teléfono lo tiene mi mujer actualmente y a día de hoy (con iOS 10 y 5 años) va de maravilla y es precioso. Más tarde pasé al 6s (que es el que tengo) que me costo el de 128 gb unos 960 € (que casi son 1.000, dicho sea de paso). La verdad, también estoy contento con él y va muy bien.
    Mis experiencias con Android son malas ya que también tuve una Galaxy Tab 2 y es lo peor porque con la primera actualización ya se arrastraba y era imposible incluso navegar. Pero ahora mi hermano tiene un Huawei de 300 pavos y mi padre se acaba de comprar un S7 por 430 € y debo decir que el samsung es un gran teléfono y que cada día encuentro menos motivos para seguir en iOS.
    Es curioso que para mi el producto que más dinero da a Apple (iPhone) sea el que ahora mismo tiene una experiencia de usuario más similar a la de la competencia (Android) o al menos esa es mi opinión. Cosa que no ocurre con el Mac que, al menos para mí) sigue un pasito por delante de windows (Por cierto Nadella, ¿Para cuando una aplicación en windows como Garage Band?)
    Saludos

  15. Vicent dice:

    Vaya por delante que no compraré este iPhone, primero porque no me hace falta, segundo porque estoy más que encantado con mi SE, que es, para mí, simplemente fantástico. Y porque para mí me resulta caro.
    Pero las continúas quejas del precio, no las entiendo. Y no las comparto. Ya no es utilizar la manida frase de “cada uno se gasta el dinero en lo que quiere”; es que en el caso de Apple se utiliza como el onceavo mandamiento. “Te engañan y pagas lo que no vale”. Os puedo asegurar, como usuario de un iPhone que no se te dice, en muchas ocasiones casi se te escupe.
    ¿De verdad en otros aspectos de la vida, la gente que dice esto, va evangelizando con que si te has gastado en una botella de vino 80 € cuando los hay de 8? ¿O si esa bici comprada en un arrebato de hacer deporte a los 40 por 3 mil euros, es un error cuando las hay de 500?. O en ropa, coches, motos, casas, muebles, sistemas de sonido, y un infinito etc…
    Me suena en demasiadas ocasiones el tema precio como un argumento fácil, cómodo y aplaudido cuando se habla de esta empresa. Apple es cara, punto. Todos lo sabemos. Como lo podemos aplicar a distintos productos en cualquier faceta del consumismo en que vivimos. Y pocos productos, (se me ocurren muy pocos), tienen un uso más intensivo que un teléfono móvil.

    Y luego, dicho con cariño, hay cosas del post que me chirrían. Como siempre es tu opinión, compartida en ocasiones y en otras no. Pero siempre respetada. Pero en este caso te ha salido una vena “hater” que tumba.
    “Hay cosas iguales y mejores —y hablo objetivamente— a precios (mucho) más bajos”.
    Incomprensible esto para mí. La objetividad tiene poco que ver con la opinión. El móvil igual resulta ser una castaña y muchas de las dudas que planteas, las puedo compartir. Pero ¿lo has probado?, es más ¿alguien lo ha probado más de 10 minutos? Porque para tocar de oídas me ha sonado muy rotundo. Iguales y mejores, a precios (mucho) más bajos, comentas. Tengo curiosidad en saber en qué aspectos.
    Conocemos el Sistema Operativo: Android, IOS, uso ambos, y me parece que aquí es una cuestión de gustos. Cierto que el Android que tengo, es Android 6.0, y no es justo comparar con IOS 11, que me parece que da un salto cualitativo enorme. Pero, es que mi Motorola no lo actualizan, y sé que en Septiembre de cada año tendré mi IOS nuevo, para por lo menos 4, 5 años. Acabados y materiales, pues iguales quizá haya algo que se le acerque, pero mejores que Apple lo dudo.
    Y seguimos en el tema de las conjeturas, ser objetivo con un móvil que nadie ha podido analizar,. Pantalla, pues es válido lo dicho antes, nadie la ha probado ni analizado. ¿Será como la del LG V30, que puesta al lado de un Note 8 es una castaña? ¿Es tecnología Pentile como la de los Samsung?. Cámaras: pues seguro que es buena, mejor en algunos aspectos y peor quizás en otro, pero con móviles (mucho) más baratos, lo dudo. ¿Procesador? Pues aquí me atrevo a mojarme, y este estará una generación o dos por encima de cualquier móvil de la competencia. Es el aspecto donde Apple domina más claramente.
    No sé qué aspectos me estoy dejando donde otros móviles, de forma objetiva, son iguales o mejores. El factor forma, quizás, porque diseño es un concepto mucho más global que lo comprende todo. Unos lo pueden encontrar feo, y otros precioso. Pocas cosas más subjetivas se me ocurren.
    Lo dicho, me ha encantado leer el post. Esta vena “hater” (es mi opinión), te la he visto poco y me ha resultado chocante y refrescante. Aunque para nada en este caso compartida.

    • Lambda dice:

      Nadie dice que un Iphone no contenga en lo que ofrece algo de valor. Más o menos que la competencia, pero lo ofrece. Vamos a dejar de lado la imagen de marca, algo que dominan muy bien. Pero hay que ser claros, los Iphone no están ahí por mera chiripa, sino por un trabajo muy bien entendido y enfocado desde una empresa que sabe lo que es ganar dinero, pero también sabe transmitir a sus usuarios ese “algo”, sea sustancial o no. Lo cierto es que Apple ofrece un SO propio, un ecosistema bien compenetrado entre sí, y que los euros los gastas en que simplemente, “funcionen” (Mac, Iphone, Ipad) y que si inviertes en su ecosistema, te sea cómodo (aunque sea una cárcel dorada). No olvidemos que estamos en la era de la informatica llevada a un usuario que sólo sabe pinchar en un “frontend” diseñado ex-profeso para él. Un buen ejemplo es cómo Apple pensó en el Airprint: hacer desaparecer al usuario la “necesidad” de buscar drivers especificos para una impresora. Son detalles que la gente que sólo busca el postureo (y come panga en casa todo el mes por ello) no tiene por qué saber, pero otros sí lo aprecian.
      Yo he de reconocer una cosa, algo que para mí debería ser esencial: los smartphones son casi nuestros ordenadores, y deberían tener acceso a la misma capacidad de tener un SO actualizado que los PC si así un usuario lo desea, y que la empresa de ese software lo oferte a todos por igual con las mismas garantías. Esto es, el modelo Windows/Mac en los PC. Lo que no puede ser es que se fuerze a uno, a buscarse las castañas en foros esotéricos como xda (el modelo Android de “libertad” linuxera… hasta que te das cuenta que tu móvil, si es fundamental para tu trabajo, no debería ser un artefacto “experimental”, sino un cacharro con un soporte muy prolongado, independientemente del fabricante, por parte de la empresa que oferta su SO). Android tiene su triunfo: es el Windows de la telefonía, y cumple perfectamente el propósito que Google quería. Pero le “falta” ese detalle de Windows. En tanto eso no se dé, los Iphone seguirán siendo imbatibles entre la gente del postureo y la gente que necesita un SO duradero y actualizable en su móvil. Y por eso seguirán pagando dinerales, por algo que en realidad es un producto de gama alta orientado a clases medias (o medias-altas) en el mundo occidental con capacidad de consumo. De momento el único rival mediático de Apple es Samsung. Y en cuanto a los Pixel, así como el experimento pasajero de Andy Rubin, son meras opciones sin tanto calado en el público.

      Las cosas como son: Apple pone ese precio porque cree que puede ponerlo. Y ello no quita un ápice de validez a su producto. Si nos quejamos de que otros fabricantes de Android la siguen, nos estamos olvidando que también esos productos se deprecian más rápido. Si tenemos opciones, ¿porqué quejarse?

  16. Javi, necesitamos un grupo de slack/telegram/otro para tus lectores y/o patrones urgentemente para comentar cosas como estas presentaciones. La mayoría de los que escriben comentarios aqui me parecen personas inteligentes, cosa que no pasa en nigún otro blog que yo lea, sería genial poder comentar y discutir con gente pensante.

    Factores por los que Apple seguira vendiendo mucho al menos durante mucho tiempo:

    A favor de Apple:
    Precio de reventa
    Integración empresarial
    Seguridad
    Servicio
    Accesorios
    En USA es mucho más fácil y hasta más barato tener iphone en muchas ocasiones
    El faceid si es un poco inovador (habra que comprobar su funcionamiento y seguridad)
    Practicamente sin bloatware
    Control SW/HW

    En contra:
    Caro
    El multi tarea lo senti como copia de WebOS
    iOS ni sencillo ni bonito
    Por qué quitar de tajo el sensor de huellas, costo? no confian mas en las huellas? ademas de los temas de usabilidad/costumbre de usar el boton

    Otros:
    Por qué mantener el iphone 8 o al menos la version plus teniendo el X? Tiempo de producción? falta de componentes? No le tienen tanta fe en vender millones a ese precio? Que la gente no se acostumbre?

    El wathos4 mucho mejor, buen hw (aunque feo para mi gusto), no hay nada como eso en android, casi casi desearia que lo hicieran compatible. (sigo con mi pebble)

    Seguramente metan unas gafas/googles para su AR

    Soy usuario de Android, he usado ambos sistemas, pero para gente no tecnica, creo que entiendo el por qu eprefieren apple.

  17. Pingback: ¡Salgo en el Telenoticias de TM3! | Incognitosis

Comentarios cerrados