Tecnología

Más monitores, más distracciones

·

No es un tema nuevo en Incognitosis, y de hecho el año pasado a estas alturas trataba esta misma idea, que retomaba de un post aún más antiguo de hace tres años en el que contaba mis primeras impresiones al usar una configuración multimonitor.

Está claro que esa idea no era para mi: lo de estar mirando de un lado a otro como si fuera un controlador de la NASA no me iba, y aunque entiendo que en ciertos escenarios las configuraciones multimonitor pueden ser muy útiles -más allá de ser una chulada con la que presumir ante los amiguetes- para la mayoría de nosotros las configuraciones multimonitor son, creo, una fuente de distracciones.

Lo decíais ya muchos en aquel post de hace un año, pero ahora me encuentro con un artículo en Aim For Simplicity en el que un desarrollador contaba su experiencia con una configuración con tres monitores que acabó volviéndole paranoico. Y no me extraña, porque seguir lo que pasa en cada uno de ellos se convierte en una mala política si uno tiene que centrarse en una tarea específica.

Aquí este hombre hablaba de cómo ha hecho un experimento para mejorar su productividad a base de eliminar todas las notificaciones (incluidas las del móvil),  dejar el escritorio de la mesa limpito -muy zen, pero no estrictamente crucial, creo- o un elemento interesante: el de tener al lado un bloc en el que apuntar ideas que se te ocurren y a las que quieres poder volver en algún momento. Eso parece útil solo para, como dice el autor, ya puedes estar tranquilo porque no las vas a olvidar: sabes que las has apuntado en otro lado y puedes centrarte en lo que estabas haciendo.

Fabrizio daba sus propios consejos sobre cómo producir más trabajando menos hace poco y ya entonces me apuntaba algunas de las ideas para aplicarlas más temprano que tarde. Por ahora no lo he hecho, pero esos conceptos, unidos al uso de un buen monitor y no de 20, pueden ser claves para lograr ser más eficiente en mi día a día.

Aquí puedo confirmar que al menos en lo segundo estoy de lo más contento. Ya sabéis la pequeña odisea por la que pasé cuando cambié de monitor (parte I, parte II), pero el resultado al final es fantástico, porque en esas 27 pulgadas y 2.560 x 1.440 píxeles caben dos ventanas de navegador sin problemas, o incluso cuatro de tamaño aceptable que puedo combinar para consultar varias fuentes al mismo tiempo mientras ando preparando algún artículo. O para tener cuarto de pantalla dedicado a un vídeo de YouTube para los enanos, que así dejan de dar la tabarra un rato.

Ahora queda la otra parte. Dividir el horario en fragmentos cortos, e ir pasito a pasito. Lo de Pomodoro me parece una buena idea que tengo que implementar -creo que hay extensiones para Chrome que facilitan esto-, así que ahora toca ponerse al tema. Pero si algo tengo claro es que para mi cuantas más pantallas, peor.


Incognichollos

Esta es una selección con las mejores ofertas tecnológicas actualizadas casi diariamente, como expliqué aquí. Aunque estés en un post «antiguo» las ofertas son de última hora, los Incognichollos los actualizo aparte. También puedes seguir los Incognichollos en Twitter o en el nuevo canal de Telegram 🙂 . Aprovecha, que no suelen durar mucho tiempo.

  • Xiaomi Mi 9: si queréis el telefonazo de Xiaomi, atentos. Pantalla de 6,39 euros sin marcos, versión internacional (soporte OTA), Snapdragon 855, 6 GB de RAM, 128 GB de capacidad, cámara triple de 48+16+12 MP, está a 363 euros en GearBest
  • Xbox One X + Metro Exodus: la consola más potente de Microsoft está de rebajas, incluye Metro Redux, un mando, 1 TB de capacidad y también Metro 2033 y Metro Last Light. Está a 349 euros en Amazon Alemania, envío incluido.
  • Teléfono Nokia 3100 Mini: una réplica del antiguo móvil estrella de Nokia, perfecto para usar el teléfono móvil como eso, como un teléfono. Tiene conectividad 2G, teclado físico y minipantalla. Prodigioso por 10,78 euros (sí, 10,78) en TomTop.
  • Windows 10 Pro: una licencia para el sistema operativo de Microsoft. Te la mandan por correo junto a algunas instrucciones. Está a 1,99 euros en eBay, perfecta para este equipo que se venden sin sistema operativo
  • Xiaomi Mi 9 SE: 5,97 pulgadas, Snapdragon 712, 6 GB de RAM, 128 GB de capacidad (uauh), triple cámara (48+12+16), lector de huella en pantalla, está a tan solo 270 euros en GearBest
  • Xiaomi Redmi Note 7: 6,3» Snapdragon 660, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad (ampliables vía MicroSD), 4.000 mAh, minijack y cámara dual de 48+5 MP realmente estupendo por 170 euros a través de Amazon.
  • Amazfit Verge Lite: sin NFC, pero con una autonomía de hasta 20 días. Pantalla AMOLED de 1,3″ 360×360 Corning Gorilla Glass. Frecuencia cardíaca, gran variedad de modos deportivos. GPS + GLONASS. Está a 89,18 euros en AliExpress
  • Amazon Echo Dot + Philips Hue White Kit: el conjunto de 2 bombillas LED E27 con tonos de blanco regulables, el puente y el altavoz inteligente en formato mini de Amazon para controlarlo todo. Está a 69,99 euros en Amazon, suele estar al doble.
  • Memoria SanDisk doble USB-C / USB-A 128 GB: esto es la primera vez que lo veo en ofertas. Un pendrive con dos salidas a elegir (no se ve en la foto) USB-C y USB-A, 128 GB e interfaz USB 3.1 para transferencias rápidas. Está a 24,99 euros en Amazon.
  • OnePlus 7: la evolución del 6T con 6,41?, Snapdragon 855, 8 GB de RAM, mininotch, 256 GB de capacidad (uauh), cámara dual 48+5, 3700 mAh de batería, huella en pantalla. Está a 437,49 euros en AliExpress.
  • Lenovo Yoga 920: un convertible de 13,9 pulgadas con un Core i5-8250U, 8 GB de RAM, 256 GB SSD y Windows 10. Estupendo a este precio, 749,98 euros en Amazon.
  • Auriculares Sennheiser Momentum 2.0: diadema ajustable, micrófono incorporado, diseño chulísimo y una calidad de sonido top según dicen las críticas. Nunca los había visto tan baratos, 108 euros en Amazon Alemania, envío incluido.
  • Altavoz Bluetooth Xiaomi Square Box II: un altavoz portátil con tecnología Bluetooth 4.2, micrófono, manos libres, cancelación de ruido, 1200 mAh, autonomía 10 horas, incluye entrada de minijack de 3,5 mm. Está a 21 euros en Banggood con el código e2db5f
  • Huawei Honor Band 4: con pantalla AMOLED de 0,95?, monitor de sueño, soporte de natación (reconoce distintas brazadas), hasta 50 m de profundidad, lector de frecuencia cardíaca. Muy chula por 24,90 euros en Banggood con el código BGHWBand4es.
  • Xiaomi Mi Band 4: la nueva pulsera cuantificadora con pantalla AMOLED 0,95?, hasta 50 m profundidad y 5 ATM, sensor cardíaco, comandos de voz, notificaciones, brutal por 30,9 euros en AliExpress.
  • OnePlus 7 Pro: el súper teléfono a tope: 6,67 pulgadas a 90 Hz (dicen que son la pera), 8 GB de RAM, 256 GB de capacidad, cámara triple (48+16+8), cámara frontal retráctil 16 MP, lector de huella en apntalla, 4.000 mAh. Está a 657 euros en GearBest.
  • Medion Ultrafino S6445: un ultrabook de 15,6? FullHD con un Core i3-8145U, 8 GB de RAM y 256 GB de capacidad, teclado QWERTY español, Windows 10 Home. Todo por 399,99 euros en Amazon, estupendo.
  • Monitor gaming ASUS MG248QR: con 24 pulgadas y resolución 1080p, pero sobre todo con soporte de tasa de 144 Hz. Fantástico por 239,99 euros en Amazon (299 en PCComponentes).
  • SSD Samsung 2 TB: una unidad SSD con esta capacidad y a este precio es tela. Velocidades de 550 MB/s, está a 195 euros en Amazon Francia, envío incluido.
  • Portátil ASUS VivoBook S14: un 14? Ful HD con un Core i5-8265U, 8 GB de RAM, 256 GB de SSD, teclado español y Windows. El touchpad es además teclado numérico. Está a 499,99 euros en Amazon.
  • Mando Sony DualShock 4 para PS4: el mando en versión 2, inalámbrico, color negro, está a 37,99 euros en Amazon.
  • Windows 10 Pro: una licencia para el sistema operativo de Microsoft. Te la mandan por correo junto a algunas instrucciones. Está a 3 euros en Amazon.
  • iPhone X 256 GB: el telefonazo de Apple del año pasado sigue siendo un gran terminal. 5,8?, Apple A11 Bionic, 3 GB de RAM, 256 GB de capacidad, cámara dual de 12 MP, está a 899 euros en Amazon (1.089 precio normal).
  • OPPO Realme X: el rival a batir en gama media rompedora. Tremendo, 6,53? sin marcos, Snapdragon 710, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara dual 48+5, cámara frontal periscópica, 3765 mAh, lector de huellas en pantalla. Brutal por 236,45 euros en Banggood.
  • Xiaomi Redmi Note 7: 6,3» Snapdragon 660, 4 GB de RAM, 128 GB de capacidad (ampliables vía MicroSD), 4.000 mAh, minijack y cámara dual de 48+5 MP realmente estupendo por 180,95 euros en Banggood con el código BG5RN74. La versión de 3/32 está a 141 euros en AliExpress, y la de 4/64 está a 163 euros en Banggood con el código BG5RN7.
  • iPad Air (2019): atentos a la nueva versión de la tableta con pantalla de 10,5? y el potente procesador A12 Bionic, además de cámara de 8 MP y 256 GB de capacidad. A tope por 591,06 euros en Amazon (719 en Apple).
  • Portátil HP Pavilion 15-bc450ns: un equipo de 15,6? Full HD con un Core i5-8300H, 8 GB de RAM, 1 TB de HDD, 128 GB SSD (uauh) y GeForce GTX 1050 (uauh!), sin Windows (hay incognichollo ahí de 1,5 euros para resolver). Está a 629,99 euros en Amazon.
  • Unidad SSD Lexar 120 GB: modelo SATA 6 GB/s, hasta 550 MB/s de velocidad de lectura, fantástico como complemento para tu PC o portátil sobre todo a este precio mísero: 21,29 euros en Amazon. La versión de 240 GB, a 36,19 euros.
  • Asus ZenFone 6: el nuevo telefonazo de Asus con pantalla sin marcos de 6,4 pulgadas, 6 GB de RAM, 64 GB de capacidad y esa cámara desplegable dual que funciona tanto como frontal como trasera. Está a 477 euros en GearBest
  • Xbox One S Digital + 3 juegos: la consola de Microsoft sin unidad de Blu-ray incluye un mando y Minecraft, Sea of Thieves y Forza Horizon 3. Está a 175 euros en AliexpressPlaza con el código «plazaoff«. Envío desde España, 2 años garantía.
  • HP Noteboook 15: portátil de 15,6 pulgadas HD (1366×768, el único fallito), CPU AMD A9-9425 (tipo Celeron), 12 GB de RAM, 256 GB de SSD, Windows 10, teclado español. Modesto en CPU y pantalla pero muy bien lo demás, el precio mola: 449,99 euros en Amazon.
  • Tablet Amazon Fire 7: la renovada tableta de Amazon con mejor procesador y sobre todo con el doble de capacidad que el modelo de 2017. La versión de 16 GB (ampliable vía microSD) está a tan solo 69,99 euros en Amazon.
  • Bolígrafo Xiaomi Mijia Pen + 3 recambios: el boli de 0,5 mm con tecnología suiza (o eso dicen) que enamora. Yo ya he comprado varios, y la verdad es que molan, y por este precio, más. El boli + tres recambios sale por 3,41 en AliExpress.

¿Quieres recibir un correo de aviso cuando publique nuevas entradas?

Standard

17 comentarios en “Más monitores, más distracciones

  1. La verdad es que tener más de dos monitores me parece exagerado. Como desarrollador agradecí la primera vez que trabajé con dos a la vez lo que no está escrito, y desde entonces siempre intento agenciarme dos a la hora de trabajar. Tanto es así, que en mi casa he acabado teniendo dos de 23 pulgadas cada uno.
    Poder tener en una pantalla el código, y en otro el resultado al mismo tiempo, a mi se me vuelve imprescindible.

    Pero también entiendo que a otra gente le resulte una distracción, ya que tener abierto por ejemplo el correo, y redactar un documento a la vez, puede ser algo que te distraiga de lo que realmente estás haciendo.

  2. Yo lo he usado para escribir en uno e ir probando cosas en otro (texto + terminal SSH) y no iba mal, ahora ya no puedo tenerlo así y lo hecho de menos. Creo que a día de hoy si pudiera tendría un ultra panorámico de los de dos entradas de vídeo para poder combinar una entrada y una Raspberry o algo así, y ahorrarme el SSH.

    • Los ultrapanorámicos son curiosos, desde luego, sobre todo porque algunos tienen precisamente lo que dices, pero tampoco le veo mucho problema en tener una sesión SSH a mitad (o cuarto) de pantalla en un buen 1440p de 27 como el mío 😉

  3. De usar más de dos no puedo hablar, pero la diferencia uno y dos para mí es bastante notoria a la hora de trabajar. El poder tener una ventana de navegador a mano para cualquier duda (no digamos ya con desarrollo web o similares) o, simplemente, para tener abierto un PDF con documentación permite que la pantalla «principal» pueda estar completamente limpia de programas accesorios. Prefiero ese escenario al de un sólo monitor en el que, por pocos programas que tengas abiertos, vas a tener más distracciones simplemente porque no puedes quitarlas de allí.

    • Otra buena forma de verlo. De hecho en algunos casos reconozco que tener un solo monitor solo sirve para que las distracciones estén a más de un clic o atajo de teclado (Alt+Tab). Tenerlas siempre presentes en otro monitor puede ser una forma de volverse «ciego» a ellas…

  4. Bertol dice:

    Yo soy uno de los pocos en mi trabajo (ingeniero) que usan 3 monitores (realmente 2 monitores + el del portatil). Coincido contigo en lo de las distracciones, por eso lo primero que hice fue quitar Outlook de la vista (lo tenia en un monitor ). Pero en mi caso creo que los 3 monitores mejoran mi productividad porque trabajo con varios entornos de desarrollo que requieren pantalla completa y antes andaba constantemente paseando por la barra de tareas.
    Mi recomendación: 1 pantalla principal de trabajo (aquella que sea mayor de tamaño y resolución) y el resto de referencia (pdf, navegador, notas…).

  5. Todo depende, en mi casa personalmente prefiero una sola pantalla, eso si, lo más grande que pueda (ahora mismo es de 24″, cuando las de 27-30″ tengan un precio razonable la cambiaré), ya gestiono yo los múltiples escritorios ventanas con Awesome WM.

    Ahora, en lo laboral hay muchos supuestos donde disponer de múltiples monitores es muy beneficioso y productivo (el error es tener siempre abierto el mail, chats, mensajeria instantanea, etc…):

    – Por ejemplo un entorno en el que tenia que dar soporte a más de 100 maquinas con su correspondiente usuario detrás en 3 localizaciones distintas, para solucionar esos fallos de «comunicación» una de las mejores soluciones es abrir una sesión remota en un monitor a pantalla completa donde ves el feedback real de lo que está haciendo el usuario y no solo lo que te cuenta como buenamente puede, mientras en la otra pantalla intentas solucionar el problema del que te habla bien en la maquina o en los servidores/servicios implicados. Es la mejor manera que conozco de dar soporte a un usuario «no presencial» de la manera más eficiente, porque la distancia entre lo que te cuentan y lo que ves puede ser abismal. Y la idea de interactuar con el usuario sobre su escritorio es algo que suele incomodar a algunos y que además no le «enseña» nada al usuario, yo prefiero reducirlo al minino posible, tiene que hacerlo él por si mismo (ya se lo explicas tu verbalmente) si es su responsabilidad hacerlo y hacerlo tú en el backend si es algo que no le incumbe y no le aporta nada (eliminar todo el ruido y fricción posible entre el usuario y los sistemas).

    – Cualquier desarrollador Web (u de otro tipo) puede aprovechar para abrir un Editor o IDE a pantalla completa (o con algún terminal), mientras en la otra pantalla ve el resultado en tiempo real, acompañado por ejemplo del resultado de los tests unitarios.

    – Muchos diseñadores, fotografos, usuarios de CAD/CAM, editores de video, diseñadores 3D, etc… prefieren trabajar con la imagen/vistas a pantalla completa en un monitor de grandes dimensiones mientras agrupan todas las paletas/herramientas de trabajo en otro monitor de menores dimensiones. Es altamente productivo si además empleas una tableta digitalizadora. Yo usé este sistemas unos años y es imbatible. Piensa en un mecánico trabajando en un motor, los buenos usan solo las herramientas que necesitan, las tienen ordenadas y cuando acaban de usarlas las devuelven a su sitio, cuanto menos elementos que estorben a la vista, mejor.

    Podría dar bastantes más ejemplos, pero la idea básica es que en el monitor principal tienes el foco de tu trabajo y en el otro herramientas auxiliares que necesitas utilizar y para los que no quieres andar constantemente conmutado con tu foco de atención principal. Las fuentes de distracción habituales pueden serlo del mismo modo tanto en una configuración multimonitor como en la de pantalla única, el problema está encima de la silla ;P

    • En cuanto me has dicho lo de Awesome WM te he imaginado así 😉

      Sea como fuere, una vez más 100% de acuerdo contigo. El problema no es tanto que uno use una configuración multimonitor, sino que la use para cosas que acaban siendo distracciones. Procrastinación rulez, supongo.

  6. Yo en mi trabajo he estado usando una temporada monitor extendido entre portátil y un 24 pulgadas debido a que usamos varias aplicaciones corporativas y me agiliza bastante, si bien es cierto que tienes que pasar por un proceso de adaptación. En casa estoy pensando en comprarme un ultra apaisado de esos como el que comentas por el tema de tener varias cosas abiertas a modo de testeo y tal, debido al poco espacio que tengo en casa, la opción dos monitores la descarté e incluso he estado a punto de descartar la torre pero necesito una buena cafetera. Pero claro, dices que no te convence? A una buena resolución hacen bien su papel no?

    El tema distracción… Sinceramente, eso está en nosotros y no en los monitores, somos nosotros los que dejamos el correo, youtube, feedly o lo que sea abierto, es lo que he llegado a concluir de mi mismo jejeje saludos.

    • Tú lo has dicho: las distracciones están en nosotros, pero a mi me ayuda no tenerlas fácilmente accesibles y con un monitor resuelvo parte del problema. El ultrapanorámico de nuevo parece buena idea si le vas a sacar partido, pero después de ver una en acción a mi me pareció extremadamente larga. Ya lo sé, es así, pero no sé si me hubiera logrado acostumbrar. Prefiero el salto a mi 27 1440p, pero incluso el 24 de 1.920×1.200 que tenía antes cumplía bastante bien en ese sentido.

  7. Modiglian dice:

    Para distracción, la que tú Javipas me has ocasionado a mi al mencionar el Dell P2715Q tanto aquí como en Xataka… para intentar conseguirlo en un distribuidor de España.

    Los de Pccomponentes me han contestado en FB que podrían tenerlo en 1 semana, así que ello estoy.

    😉

    • Uy, tentador es, cierto. Cuidado no obstante, que 27 pulgadas para un UHD se quedan un poco escasas. Tendrás que reescalar para leer bien los textos y algunas cosas no están finas en Windows, pero yo creo que es un pantallote si logras sacarle partido. Ya contarás 🙂

  8. No se si mas monitores, pero a lo que estoy muy acostumbrado es a muchas áreas de trabajo. En mi laptop personal tengo instalado Mint y utilizo mucho las áreas de trabajo para organizar ventanas, etc. En mi trabajo tengo una laptop con Win7, y vivo llevando el puntero a la esquina superior izquierda esperando que aparezcan las áreas de trabajo pero nada….

    • Me parto :-)))
      Usuarios Linux buscando funcionalidades perdidas en entornos de microchoft.
      Me he sentido 100% identificado contigo.
      Es como abrir el cmd.com y ver los fea que es la letra y llorar o darle al tabulador para que te complete las rutas o los comandos.

    • Gastón, supongo que sabes que en Windows 10 hay escritorios virtuales que puedes utilizar para eso mismo… Y puedes probar la Technical Preview gratis, yo que tú le daría un tiento aunque fuera en una máquina virtual!

Comentarios cerrados