Tecnología

La inevitable promesa de ARM en los MacBook

·

Vuelvo otra vez a un tema del que he hablado por aquí en algunas ocasiones de pasada y en otras (octubre de 2012 y agosto de 2014) un poco más en detalle. Y lo hago a raíz de un artículo que he encontrado en Seeking Alpha que Mark Hibenn titulaba “Apple: Becoming a Semiconductor Powerhouse“.

El análisis de Hibben se basa en datos, no como aquel post que tuiteé hace algún tiempo y que se basaba más bien en pálpitos. Y los datos hablan por sí solos: Apple se ha convertido en la empresa que crece más rápido en ingresos en el mercado de los semiconductores.

Aquí las cuentas le salen a Apple, claro: los iPhones triunfan, los iPad no lo hacen mal, y eso permite que la empresa de Cupertino haya vendido 100 millones de SoCs el año pasado. Repito: 100 millones. El autor hacía un cálculo aproximado del valor medio de sus SoC y lo estimaba en unos 25 dólares. Y haciendo cuentas, los ingresos para el año fiscal 2014 -que no tiene en cuenta el último trimestre del año (que es en realidad el primero del 2015 fiscal)- fueron impresionantes.

6965821-1427805635408684-Mark-Hibben

A Apple solo le ganan TI, Qualcomm y, por supuesto, Intel. Pero es que ya supera a gigantes como AMD o NVIDIA que solo se dedican a eso. La dimensión de Apple vuelve a demostrarse con otra gráfica en la que Hibben analizaba el crecimiento en ingresos, mucho más fuerte en Apple que en cualquier otra empresa del sector.

6965821-14278056773805146-Mark-Hibben

Aquí solo Qualcomm puede hacer medio sombra, porque Intel ya tiene tal entidad que crecer a ese ritmo supondría una sola cosa: que también ha conquistado el segmento de los smartphones, cosa que no ha logrado hacer por ahora y que no parece que pueda hacer a corto plazo.

El análisis vuelve a ponerse interesante cuando el redactor alude ya no a las cifras de venta o ingresos de Apple, sino al rendimiento de sus procesadores. El Apple A8X era en Geekbench un procesador al nivel (bueno, todavía no en todo) de los Intel Core M-5Y70, lo que demuestra una vez más que estos SoC de Apple podrían atacar un segmento que por ahora solo cubre Intel con los micros con arquitectura x86/AMD64. Y eso que el A8X se fabrica en 22 nm y esos Core M en 14 nanos. Tremendo.

Todo ello deja clara una conclusión: Apple acabará apostando por sus SoC también en portátiles y, quizás en el futuro, en sobremesas. El MacBook de 2016 podría dar grandes sorpresas en ese sentido, y aquí solo queda una incógnita: ¿qué pasa con OS X si Apple da el salto a micros ARM en sus portátiles?

Pues yo diría que no pasará nada. Topolsky ya lo afirmaba en 2012: , Apple ya estaba entonces trabajando en OS X para ARM, y aunque evidentemente la empresa no haya dicho nada al respecto, no sería la primera vez que algo así ocurre. Atentos:

Mac OS X ha estado viviendo una doble vida secreta durante los últimos cinco años.

Aquella confesión tuvo lugar en el WWDC de 2005, cuando un Steve Jobs aún en plena forma confesaba que todas las versiones de OS X que existieron (de la 10.0 a la 10.4) hasta ese momento habían sido compiladas tanto para PowerPC como para Intel. 

No sé. A mi todo esto me deja claro que Apple, como mínimo, lo va a intentar. Tengo un particular debate con Ben Thompson al respecto -él sigue en sus trece– pero me da a mi que esta vez tengo razón. Y si no, no pasa nada: hablar de estas cosas siempre mola. 

¿Quieres recibir un correo de aviso cuando publique nuevas entradas?

Standard

10 comentarios en “La inevitable promesa de ARM en los MacBook

  1. David dice:

    Yo estoy contigo y creo también que en 2016 darán el salto. Los Macbooks nuevos con procesador de Intel M y sin ventilador son la prueba piloto, a mi particularmente me parecen unos «tablets» supervitaminados corriendo Osx. Recuerdo perfectamente esa keynote a la que haces referencia, una de las más duras y largas para convencernos a todos magistralmente lo «malos» que habían sido los PowerPC y lo «bien» que iba a ir todo con Intel. La doble compilación del S.O. no tuvo desperdicio, marklar si no recuerdo mal llamaban a la compilación «paralela «.

  2. Edu dice:

    No había visto el video. Ya había olvidado lo buen vendedor que era Steve Jobs y como se sentía un aire de excitación entre la audiencia que acudía a sus presentaciones. Gracias por compartir el video.

    Saludos

  3. NXP compró Freescale hace algunas semanas, para mí y mi mundo Raspberry-Pi y ARM, es una gran noticia ni suficientemente tratada en casi ningún medio ni aquí ni fuera. Sumando ambas desbancan a Apple y los Freescale son los procesadores mejor documentados y preferentes de la comunidad open source. Creo que llegarán los ARM con fuerza a los portátiles aunque aún le falta, y solo lo podrá hacer Apple, afinando software y hardware como nadie en este mundo sabe hacerlo.

  4. A. Santos dice:

    Totalmente de acuerdo, por un lado puede aumentar mas los margenes de sus portátiles que Intel se lleva un buen cacho. Por otro unifica plataformas y controla dentro de lo posible su hardware. La desventaja para los usuarios que siempre verán que programas x86 no rulan pero si ya rompieron con RISC en el 2005 solo se pierden 10 años de programas.

    Pero está claro que si uno compara Z2560 con un ARM de la época perdía Intel tanto en GPU con en CPU, dígase el SD400. Con los nuevos Atoms a precios de risa en tablets el asunto ha cambiado, pero Intel no gana nada con esta estrategia más que cuota de mercado.

    Lo más traumático, los juegos que son reyes de Windows y x86, y eso tb afecta a las ventas de x86 de Apple.

  5. Pingback: El MacBook no es para mí, y probablemente tampoco para ti | Incognitosis

  6. Pingback: The Intel Operating System | Incognitosis

Comentarios cerrados