Tecnología

Las salas de cine lo tienen crudo (y se lo merecen)

Hace años si uno quería ver una película en condiciones era casi obligatorio ir a verla al cine. De otro modo la experiencia se degradaba a lo bestia. No por las palomitas, que podían estar mejor o peor, o las butacas, que podían ser más o menos cortas y estar más o menos castigadas por el uso.

No. La razón para ver una peli en el cine era verla bien.

La experiencia en casa era una castaña. Hasta los televisores grandes eran pequeños, pero la calidad de imagen no tenía nada que ver con la que te ofrecía la gran pantalla. Por eso se la llamaba así.

De un tiempo a esta parte las cosas han cambiado radicalmente. Ver una peli en casa es a menudo más gratificante que verla en el cine. Es cierto que en el cine sigue ofreciéndose un punto más de espectacularidad, pero salvo quizás por el apartado del sonido diría que todo son desventajas, y de hecho hablaba de esto mismo hace casi tres años.

Uno entra al cine y es como comprar un billete de Ryanair. Todo son trampas. Para empezar el precio de la entrada, que al menos en Madrid sigue siendo escandalosamente alto. Los exhibidores se escudaban en el IVA del 21%, pero resulta que cuando finalmente el Gobierno lo redujo al 10% esos mismos exhibidores que se quejaban no bajaron los precios: de hecho los subieron. Acabaron ajustando precios, pero dio igual: se quedaron un 58% de la rebaja del IVA para elevar sus beneficios. Uno ni siquiera sabe ya si comprarla online o directamente en el cine, pero hagas lo que hagas la entrada ya no es la entrada: es la entrada más los gastos de gestión, que según FACUA son ilegales. ¿Qué gestión? ¡Si ni siquiera hay ya acomodadores como en el pasado!

Luego está el paso por la obligatoria zona de refrescos y comida para disfrutar de la peli. Los precios son absolutamente escandalosos, pero oye, esto es la ley de la oferta y la demanda. Si no quieres unas palomitas no te las compres, majete. Eso sí, no se te ocurra traértelas de fuera, que te van a mirar mal e incluso te pueden intentar impedir la entrada aunque ojo, no puedan hacerlo.

Por fin llegas a la sala, y con un poco de suerte nadie te habrá intenado usurpar el sitio. Igual no tienes a nadie delante que te tapa parte de la pantalla ni alrededor que te tose o que de cuando enciende el móvil con el brillo en nivel supernova. Igual todo es estupendo y a la hora programada por fin se apagan las luces. Ah no, solo se apagan un poco: hay que ver 10 minutos de anuncios. ¿Pero yo no había pagado la entrada entre otras cosas para evitar publicidad? Pues no, pero tranquilo, porque por fin podrás disfrutar de la peli (o no, igual te has colado y es una patata) cuando acaben todas esas pequeñas torturas. Todo maravilloso.

Yo hace mucho que no me planteo ir al cine. Ir con la familia acaba saliendo por un ojo de la cara, así que muchas semanas hacemos «peli en familia» y disfrutamos de alguna peli de los servicios a los que tenemos acceso, por ejemplo. Pronto habrá post al respecto, por cierto, preparaos. Las ventajas son notables, y eso que mi cine en casa se ha quedado muy atrás. Ya he hablado de mi proyector 720p y de mi modesto sistema de sonido 7.1, pero es que para ver pelis en casa hasta esa configuración, con la que ya llevo casi 15 años (dos lámparas de proyector he cambiado ya), va como una seda. Es una experiencia extraordinaria en la que estás en ese sillón que ya es como parte de tu familia y en el que te puedes atiborrar de palomitas (o de cualquier otra cosa) sin miedo. Puedes elegir el momento de ver las pelis, y la calidad de imagen y sonido, insisto, es más que aceptable y eso que hablo de 720p. Para algunas pelis ni siquiera tiramos del proyector: las vemos en nuestra veterana tele 1080p de 47 pulgadas que también sigue cumpliendo y que, eso sí, va pidiendo un recambio que creo que llegará más pronto que tarde.

Yo no le veo ya prácticamente ningún encanto al cine. De cuando en cuando quedo con amigos para pelis muy concretas, pero lo curioso es que el cine es excusa para quedar, no excusa para ver.

Pronto ya no será ni eso, porque los cines lo tienen crudo. Lo hemos visto estos días, cuando se ha sabido que ‘Trolls 2: Gira mundial’ ha recaudado cerca de 100 millones de dólares en su estreno mundial en servicios de alquiler. Con los cines cerrados por la pandemia de coronavirus, NBCUniversal, su productora, decidió apostar por esa vía, y la jugada «ha superado nuestras expectativas y ha demostrado la viabilidad del PVOD», decía el chérif de la empresa en el WSJ. Lo contaban en Gizmodo, por ejemplo. El comentario ha hecho sangre, y el CEO de la cadena de cines AMC le ha mandado una carta a DOnna Langley, CEO de Universal Studios, en la que le dice ya se puede olvidar de estrenar sus pelis en sus cines cuando todo vuelva a la normalidad. Me imagino a Donna y a sus compis. Todos en la sala de reuniones (virtual) de la empresa, partiéndose la caja tras leer esas amenazas absurdas.

Sinceramente, me alegro por Universal y espero que este sea el principio del fin para las salas de cine tal y como están concebidas ahora. El cine se ha convertido en la mayoría de los casos (al menos, donde yo vivo) en un artículo de lujo, una opción de entretenimiento con una relación precio / prestaciones absolutamente lamentable. No seré yo el que llore si los cines cierran porque no se pueden sostener con ese modelo de negocio. Los tiempos cambian para todos, y si no puedes adaptarte es que quizás tu modelo de negocio ya no tiene sentido, sea la cosa justa o no. La historia es aún más satisfactoria para mí en este caso porque no soporto que me traten de engañar y de estafar. Eso es lo que son los cines ahora mismo en su mayoría. Una estafa. Si siguen por ese camino, que se vayan a tomar por saco.

Yo les estaré viendo irse mientras me tomo unas palomitas.

Imagen | Unsplash


Incognichollos

Esta es una selección con las mejores ofertas tecnológicas actualizadas —la mayoría (si no todos) de los enlaces son afiliados— casi diariamente, como expliqué aquí. Aunque estés en un post «antiguo» las ofertas son de última hora, los Incognichollos los actualizo aparte. También puedes seguir los Incognichollos en Twitter o en el nuevo canal de Telegram 🙂 . ¡Aprovecha, que no suelen durar mucho tiempo!

  • Xiaomi RedmiBook 16: atentos a la preventa de este portátil de 16,1? Full HD con un AMD Ryzen 5 4500U, 16 GB de RAM, 512 GB de SSD, batería de 46 Whr, muy bien por 698,43 euros en GearBest
  • Honor 9X Pro: 6,59 pulgadas, Kirin 810, 6 GB de RAM, 256 GB de capacidad, cámara triple (48+8+2 MP), 4.000 mAh, lector de huella en el lateral, selfie pop-up, está a 249,90 euros en la tienda Honor oficial
  • Honor 20 Pro: 6,26? con un Kirin 980, 8 GB de RAM y 256 GB de capacidad (uauh) , cámara quad (48+8+16+2 MP), zoom 30X, 4.000 mAh, huella en lateral, servicios y apps de Google incluidas, Android 9 Pie. Está a 399,90 en la tienda de Honor (baja de 449,90).
  • Xiaomi Redmi Note 9 Pro: recién estrenado, 6,67 pulgadas, Snapdragon 720G, 6 GB de RAM, 64 GB de capacidad (ampliable), cámara quad (48+8+5+2 MP), 5.020 mAh, lector de huella en el lateral, está 249 euros en Amazon (baja de 269). Regalo Mi In Ear Basic
  • HyperX Cloud Stinger: auriculares gaming con diseño ultraligero, memory foam, diadema ajustable, drivers de 50 mm, están a 42,99 euros (bajan de 59,95).
  • Webcam 1080p: una webcam para PC y portátil con micrófono con reducción de ruido, conexión USB 2.0, tapa de webcam para proteger privacidad. Está a 27,90 euros en GearBest, envío desde Alemania.
  • Microsoft Pro Intellimouse: un ratón con cable USB con sensor pixart PAW3389 mejorado, dos botones para el pulgar, rueda de desplazamiento programable, luz trasera personalizable. Está a 39,5 euros en Amazon Alemania envío incluido (en Amazon Esp 62,11).
  • Xiaomi Air 2: auriculares inalámbricos con soporte de Google Assistant, cancelación de ruido, Bluetooth y codec LHDC, control táctil, 14 horas de autonomía con estuche. Están a 46,50 euros en GearBest (en Amazon 63)
  • Apple Watch Series 5: con GPS, eSIM para conexión 4G/LTE, caja de acero inoxidable 40 mm, correa de acero Milanese Loop, está a 649 euros en Amazon (baja de 799).
  • Trípode Hama Star 05: para cámaras de foto y vídeo, altura de 36,5 a 106,5 cm, 4 secciones por pata, incluye bolsa de transporte, pesa 520 g. Está a 13,99 euros en Amazon (baja de 19,90)
  • Puzzle Harry Potter 1000 piezas: un puzzle de 70 x 50 cm 1.000 piezas con todos los protagonistas de la saga de Harry Potter. Está a 11,95 euros en Amazon (baja de 15,95).
  • AOC U2879VF: un monitor de 28 pulgadas con resolución 4K UHD, panel TN, 1 ms de tiempo de respuesta, está a 199,99 euros en Amazon (baja de 299,99).
  • Logitech K380: hablan súper bien de él. Teclado inalámbrico Bluetooth multidispositivo con easy-switch para tres dispositivos distintos, está a 39,99 euros en Amazon (baja de 51,99)
  • Tarjeta MicroSD SanDisk Ultra 256 GB: si quieres tener capacidad de sobra en tu smartphone, est tarjetita es una gran solución. Incluye adaptador SD, hasta 100 MB/s de transferencia. Está a 34,99 euros en Amazon (baja de 84,99).
  • Realme 6: un modelo de 6,5? ¡a 90Hz! (por este precio eso es una pasada) con un Mediatek Helio G90T, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara quad (64+8+2+2 MP), 4.300 mAh de batería, lector de huella en el lateral, está a 198,65 euros en Amazon (baja de 219).
  • HP Pavilion 15-bc520ns: un portátil de 15,6? FullHD con un Core i7-9750H, 16 GB de RAM, 512 GB de SSD, 1 TB de HDD, una NVIDIA GeForce GTX 1650, sin sistema oeprativo, teclado español. Está a 899,99 euros en Amazon (baja de 1.199,99).
  • Microsoft Bluetooth Mouse: un ratón inalámbrico que funciona con Bluetooth, buena opción para portátiles pero también para el iPad ahora que lo soporta, por ej. Está a 12,90 euros en Amazon (baja de 22,99).
  • Auriculares inalámbricos Bakibo: con soporte Bluetooth 5.0, emparejamiento rápido, sonido estéreo, protección IPX7, estuche de carga de 3.100 mAh, control táctil. Están a 19 euros en Amazon con el código CPERYOD2 (bajan de 36).
  • Moto G8 Power Lite: 6,5 pulgadas, Helio P35, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad (ampliables), cámara triple (16+2+2), y sobre todo batería de 5.000 mAh que debe durar una semana porque este es modesto en prestaciones. Está a 159 euros en Amazon (baja de 179).
  • Medion Akoya S6445: un portátil de 15,6 pulgadas Full HD con un Core i5-8265U, 8 GB de RAM (para sesiones ligeras, sin problemas), 512 GB de SSD, Windows 10 y teclado español. Muy bien por 499 euros en Amazon (baja de 699,99).
  • Medion Akoya M80: un PC de sobremesa con un Intel Core i3-9100, 8 GB de RAM, 1 TB de HDD y una gráfica AMD Radeon RX560, Windows 10. Nada mal por 329,99 euros en Amazon (baja de 529).
  • Medion S22003: un PC de sobremesa ideal para PC de salón. Intel Core i3-5005U, 8 GB de RAM, 512 GB de SSD, Intel HD Graphics, sin sistema operativo. Está a 199 euros en Amazon (baja de 399,99).
  • Ratón inalámbrico VicTsing: un modelo básico pero funcional, con adaptador USB, 6 botones, hasta 2400 DPI, rueda central, está a 6,99 euros en Amazon con el código RDD574PC.
  • Trust Tytan 2.1: un conjunto de altavoces estéreo con un subwoofer de 120 W, potencia RMS de 60 W, botón ECO, conectores auxiliares, botones para controlar volumen y sonidos graves. Está a 47,92 euros en Amazon (baja de 79,99)
  • Realme 5i: con 6,52?, un Snapdragon 665, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara quad (12+8+2+2 MP), 5.000 mAh de batería gloriosos, está a 159 euros en Amazon (baja de 159).
  • Humble Bundle Cities Skylines: podéis conseguir todas las ediciones de este juego tipo Sim City por 16,50 euros, pero si no queréis tanto, tenéis packs por 1 euro o 7,28 euros.
  • Suscripción 12 meses PlayStation Plus: suscripción al servicio online de PlayStation para disfrutar a tope de la PS4. Está a 41,99 euros en Amazon (baja de 59,99).
  • Amazon Prime Estudiantes: la suscripción a Amazon Prime está a solo 18 euros al año (60 para usuarios normales) con un periodo gratuito de 90 días de prueba. Ya sabéis, con ella tenéis entrega rápida gratis, Prime Video y Prime Music.
  • Pendrive SanDisk 128 GB: una llave USB de memoria con 128 GB de capacidad, conexión USB 3.0, hasta 130 MB/s de transferencia, está a 16,79 euros en Amazon (baja de 29,99).
  • OnePlus 8: telefonazo de 6,55? a 90 Hz, Snapdragon 865, 8 GB de RAM, 128 GB de capacidad, cámara triple (48+16+2 MP), 4.300 mAh de batería, está a 559 euros en AliExpress Plaza. Envío desde España, garantía de 2 años, ya sabéis.
  • Huawei Watch GT 2e: el nuevo modelo de este reloj inteligente con chip Kirin A1, pantalla de 1,39?, 85 modos de entrenamiento, SPO2, sensor de frecuencia cardíaca, GPS, de todo. Está a 159 euros en Amazon (baja de 179)
  • Amazon Music Unlimited: vuelve la oferta de tres meses gratis de este servicio que compite con Spotify. Solo para nuevos clientes, luego 9,99 euros/mes.
  • Mando PowerA para Nintendo Switch: con diseño Minecraft, inalámbrico con Bluetooth 5.0, está a 34,99 euros en Amazon (baja de 51,81).
  • WD My Passport SSD 256 GB: una unidad SSD externa que llega a 540 MB/s de transferencia, buena capacidad, USB -C (USB 3.1 Gen 2), compatible con PC, PS4 y Xbox One, está a 54 euros en Amazon (baja de 101,99).
  • Unidad SSD PNY XLR8 500 GB: un disco en formato SSD M.2 NVMe con una capacidad de 500 GB, hasta 3.500 MB/s, está a 84,99 euros en Amazon (baja de 101,34).
  • Webcam Docooler 1080p: una webcam USB para videoconferencias, graba a 1080p, y aunque no será súper calidad, no es mala alternativa ahora que este segmento está como está. La tenéis a 15,99 euros en Amazon con el código 9E42VP6M
  • Xiaomi Roidmi F8 Lite: una aspiradora sin cable, versión EU, motor de 80.000 rpm, batería de 40 minutos, depósito de 0,4 litros, está a 174,64 euros en Amazon (baja de 249).
  • Nuevo iPhone SE (64 GB): recién salido del horno con su pantalla de 4,7?, procesador Apple A13 Bionic, cámara de 12 Mpx, Touch ID, una gran opción si queréis un iPhone más asequible. Está a 489 euros en Amazon.
  • Poco F2 Pro: el cholloteléfono. 6,67 pulgadas, Snapdragon 865, 6 GB de RAM, 128 GB de capacidad, cámara quad (64+5+13+2 MP), 4.700 mAh, toma de auriculares, NFC, carga rápida 33 W. Está a 492,90 euros en GearBest.
  • MSI Modern 14 A10RB-665XES: un portátil fantástico de 14? Full HD con un Core i5-10210U, 16 GB de RAM, 512 GB de SSD, una NVIDIA MX250 y teclado retroiluminado en español, sin sistema operativo. Está a 849,99 euros en Amazon (baja de 1.099,99).
  • Xiaomi Air 2S TWS: los auriculares inalámbricos de Xiaomi que compiten con los AirPods. Control táctil, mejor latencia, hasta 24 de autonomía gracias al estuche de carga, están a 55,70 euros en GearBest.
  • Moto G8: un móvil majete de 6,4 pulgadas, un Snapdragon 665, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad (ampliables), cámara quad (16+8+2+12 MP), batería fantástica de 5.000 mAh, está a 199 euros en Amazon.
  • Samsung UE50RU7172: una Smart TV de 50 pulgadas con resolución 4K UHD, modelo de 2019 con HDR 10+/HLG, tecnología PurColor, está a 339,99 euros en eBay (baja de 399).
  • SanDisk Ultra 200 GB microSD: una tarjeta Micro SD con adaptador a SD, capacidad brutal de 200 GB para vuestros móviles y tabletas, clase 10, hasta 100 MB/s de transferencia, está a 33,52 euros en Amazon Alemania, envío incluido (en España 39).
  • MSI PRO 22XT 9M: un ordenador todo-en-uno tipo iMac, pantalla de 21,5?, Full HD, Intel Celeron G4930, 8 GB de RAM, 256 GB de SSD, sin sistema operativo, modesto pero baratísimo. Está a 449,99 euros en Amazon (baja de 699)
  • Huawei Watch GT Sport: un reloj inteligente con monitorización del sueño TruSleep, GPS, sensor de ritmo cardíaco, está a 99 euros en Amazon (baja de 130).
  • Moto G8: un smartphone de 6,4? con un Snadpragon 665, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara triple (16+8+2), 4000 mAh de batería, está a 169,90 euros en Amazon (baja de 199,90).
  • Medion Akoya X58222: un monitor gigante de 31,5 pulgadas y resolución QHD (2.560 x 1.440) con entradas HDMI y DisplayPort, 5 ms de tiempo de respuesta, está a 174 euros en Amazon.
  • Xiaomi Redmi Note 9S: el nuevo cholloteléfono de este fabricante, 6,67?, Snapdragon 720G, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara quad (48+8+5+2 MP), conector de auriculares, 5.020 mAh, está a 190 euros en Amazon.
  • Samsung Evo 860 1 TB: unidad SSD SATA de 2,5 pulgadas con capacidad brutal de 1 TB, hasta 550 MB/s de transferencia, está a 138,30 euros en Amazon (en PcCom 199).
  • Oppo Reno 2: 6,55?, Snapdragon 730G, 8 GB de RAM, 256 GB de capacidad, cámara cuádruple (48+13+8+2), lector de huella bajo pantalla, 4.000 mAh, cámara frontal «aleta tiburón». Muy curioso , está a 425 euros en Amazon (baja de 499).
  • Samsung 65RU8005: una Smart TV de 65 pulgadas gloriosas con 4K, UHD, HDR 10+, One Remote Control, soporte Alexa, Ultra Dimming, está a 759,99 euros en Amazon (baja de 1.338,99).
  • Cecotec Outsider E-volution 8,5 Phoenix: patinete eléctrico plegable, hasta 25 km/h, autonomía de hasta 25 km, tres modos de conducción, luces frontal, trasera y de freno, hasta 120 kg de peso, está a 289 euros en AliExpress con el código CECOTEC10ABR.
  • MSI Optix G271: un monitor de 27 pulgadas con resolución Full HD y frecuencia de hasta 144 Hz para gaming. Está a 249,99 euros en Amazon.
  • TCL Plex: un smartphone de 6,53?, Snapdragon 675, 6 GB de RAM, 12 8 GB de capacidad (ampliables), cámara triple de 48+16+2 MP, 3.820 mAh, conector auriculares (!). Está a 199 euros en Amazon (baja de 279).
  • Xiaomi Redmi Note 8T: 6,3?, Snapdragon 665, 3 GB de RAM, 32 GB de capacidad, cámara cuádruple (48+8+2+2), 4.000 mAh, lector trasero, NFC, buena opción recién salida del horno. Está a 150,99 euros en Amazon.
  • TCL 50DP602: una Smart TV de 50 pulgadas con resolución 4K UHD, soporte HDR, Dolby Digital Plus, plataforma Smart TV 3.0, está a 369,99 euros en Amazon (baja de 420 euros).
  • Sharp LC-55UI8652ES: una Smart TV de 55 pulgadas con resolución 4K UHD, soporte HDR+, Smart Aquos Net+, 3 x HDMI, 2 x USB, altavoces Harman Kardon, está a 369,99 euros en Amazon (baja de 799,99). La versión de 49 pulgadas cuesta 329,99 euros en Amazon.
  • Samsung UE43RU7172: una Smart TV con resolución 4K UHD, soporte HDR, altavoces de 20 W, está a 277 euros en eBay.
  • Samsung 65RU7405: una Smart TV alucinante de 65?, modelo de 2019, resolución 4K UHD, soporte HDR1’+, One Remote Control, soporte Apple TV y Alexa, está a 669,99 euros en Amazon.
  • Hosome V912 LDS: un robot aspirador con tecnología LDS y Slam para navegación eficiente, app móvil de control, tres cepillos, caja de 600 ml y tanque de agua de 300 ml, limpia y friega 150 m2, está a 259,99 euros en Amazon.
  • Samsung 55RU7105: una Smart TV de 55 pulgadas (modelo 2019) con resolución 4K UHD, soporte HDR10+, procesador 4K, mando One Remote, soporta Apple TV, Alexa, está a 373 euros en eBay.
  • SanDisk SDSSDA 240 GB: una unidad SSD interna SATA de 2,5? con una capacidad de 240 GB, transferencias de hasta 535 GB/s, está a 42,99 euros en Amazon (baja de 53,99).
  • Xiaomi Redmi Note 8: 6,53?, Snapdragon 665, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara cuádruple (48+8+2+2) y 4.000 mAh de batería. Está a 157,27 euros en Amazon.
  • HiSense H50AEE6400: una Smart TV de 50? con resolución 4K UHD, soporte HDR, plataforma VIDAA U, modo deporte, está a 349,99 euros en Amazon.
  • Lenovo IdeaPad C340-14API: un portátil convertible en tablet muy majo de 14? Full HD con un Ryzen 5 3500U, 8 GB de RAM, 256 GB de SSD, Windows 10 y teclado en español por 579,99 euros en Amazon.
  • HiSense H65A6500: una Smart TV enorme de 65 pulgadas con resolución 4K UHD, soporte HDR, con la plataforma VIDAA U, modo deportes, WiFi, Precision Color, está a 578,13 euros en Amazon.
  • Smartwatch Huawei GT Fashion: un reloj inteligente con monitor de sueño, ritmo cardíaco, sistema LiteOS, GPS, Bluetooth, y pantalla estupenda. Está a 99 euros en Amazon (en PcComp 147).

¿Quieres recibir un correo de aviso cuando publique nuevas entradas?

Standard

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

13 comentarios en “Las salas de cine lo tienen crudo (y se lo merecen)

  1. Manuel dice:

    Yo también he dejado de ir al cine. Hace tiempo iba 10-15 veces al año, pero la gente maleducada, haciendo ruido con las bolsas de comida (las palomitas no suelen hacer ruido) y usando los moviles, el quitar la taquilla para obligar comprar las entradas en el bar, etc, me fue amargando la experiencia y es raro que vaya, solo puntualmente. En casa veo las pelis mucho mas cómodo.
    Aparte que en Tenerife los cines solo suelen echar cine palomitero, asi que la oferta tampoco es muy alentadora. Aún así no se si por nostalgia me entristece cuando se cierran salas.
    Lo que si se debería es acortar las ventanas de exclusividad de los cines. Con dos semanas para el cine no palomitero es mas que suficiente, generalmente los filmes de este tipo solo aguanta una semana (también es verdad que empujado por el cine comercial). Cuando este tipo de cine se estrena online a los dos meses casi ya nadie se acuerda de el.
    En fin, todo cambia 😉

    • Reducir las ventanas de exclusividad quizás sea una opción, pero lo veo difícil porque al final poder ver la peli dos semanas o un mes después en tu casa probablemente le reste aún más argumentos a la sala de cine.

      Para mí la única solución para que esas salas vuelvan a ganar dinero es ganar volumen reduciendo precios, no hay mucho más.

  2. Carlos dice:

    Hola Javier, espero tu post sobre tu tele. Justamente yo hace 3 semanas he tenido que renovar un LG de 32 que cumplía como 12 años y funcionaba mal y he tirado por un Samsung de 40 pero de 1080p. Llevo años negado con el 4K porque me parece un exceso innecesario. Estoy contentísimo con la tele y sigo negándome al 4K cuando las teles ni emiten en 1080p real (según lo que entiendo, alguien sabe?). He visto que hay un canal de TVE de supuesto 4K pero multiplicar por cuatro los pixels en una pantalla de casi el mismo tamaño me parece innecesario (y digo el mismo tamaño porque en mi salón no me cabe una tele más grande).
    Un saludo y gracias.

    • Lo de la tele no es seguro, así que igual tarda bastante en llegar el post 🙂 Dicho lo cual, creo que las teles 4K ahora sí valen la pena por precio y prestaciones.

      Es cierto que no hay emisiones nativas en 4K, pero el streaming de contenidos cada vez apuesta más por estas emisiones (Netflix tiene unas cuantas series en 4K) y siempre puedes apostar por el formato Blu-ray UHD y disfrutar de pelis que lo aprovechen de verdad. Al precio que están esos modelos actualmente creo que no hay muchas pegas, pero si la 1080p de 40 te hace el apaño, perfecto 🙂

    • Land-of-Mordor dice:

      Hombre, si el objetivo es reproducir lo que se recibe por la antena, todavía los 1080p tienen para rato. Pero a través de servicios online incluso con conexiones muy mediocres como la mía (10 Mbs) se puede disfrutar de contenido a más de 1080p en Netflix y Amazon Prime Video. Y un televisor 4K decente no representa invertir los mil euretes que había que hacer antaño.

  3. Enrique dice:

    Hola, Javier

    Yo tampoco suelo acudir ya al cine por multitud de razones, algunas de las cuales has enumerado. Sobre todo parece como si de un tiempo a esta parte la gente se hubiera vuelto más maleducada que nunca, lo cual ya te quita las ganas de ir. Eso no lo aguanto. Pero es que además, y salvo excepciones, no me interesan los títulos que estrenan en las multisalas. Yo soy bastante más de cine clásico, y eso ya no se estila. Cuánto echo de menos el cine club de los tiempos de la universidad. Menos mal que nos quedan YouTube y algunas plataformas como Filmin, con un cine, digamos, menos comercial (ojo, que unos Vengadores al año tampoco hacen daño :). Pero, la verdad, con las opciones que hay hoy en día no tenemos ganas de salir de casa un viernes o un sábado por la noche. Tiramos con un proyector baratito, también de 720p, y para nosotros es más que suficiente. No niego que el ritual de ir al cine y disfrutar de una buena película en una pantalla bien grande tiene su aquel, pero con estos precios y la actitud cuasi chulesca de algunos empresarios del gremio mejor lo dejamos para otro día. 🙂

    ¡Saludos!

    • Yep, es cierto que algunas pelis sí se disfrutan en el cine, pero como dices la situación del gremio no ayuda. Y para los amantes de un cine menos comercial efectivamente hay plataformas como Filmin que son estupendas. Saludos 🙂

  4. Miguel Angel dice:

    Hola Javier.

    Pienso exactamente como tú respecto al tema del cine. Como bien dices, lo único que no se puede igualar (al menos con un presupuesto modesto), ni asistiera acercarse, diría yo, es el sonido. Puede ser un problema de mi amplificador, de mi tv, de mi plex, de mis fuentes o de todo junto, pero lo del sonido en las películas es un cachondeo.
    Mención aparte el cine español, que como generalmente no está doblado, desde mi punto de vista, es pésimo. Prácticamente no entiendo los diálogos. No vocalizan nada, se mezcla la voz con el ruido ambiente…. No os pasa a ninguno? O es que me estoy quedando sordo?

    Y otra cosa, que era para lo que ponía el comentario, realmente ;

    JAVI, al menos en los 5 primeros incognichollos, que son todos e Amazon, no coincide el precio que pones con el que tiene Amazon. Y este post es de ayer.

    Gracias

    • Lo del sonido evidentemente se puede solucionar, como todas estas cosas, con dinero y un buen sistema de sonido. El tema está además en aislar la salita que tengas para poder poner las pelis a todo trapo.

      Trato de tener los Incognichollos actualizados pero desde luego se me escapan movimientos de precios y últimamente es cierto que no meto tantas cosas por la pandemia, pero tienes razón, tengo que corregirlos, gracias por el aviso.

      • Hector dice:

        Un poco tarde con el comentario pero aclarar que las ganancias de Trolls 2 son tan extraordinarias porque los márgenes de ganancia son totalmente superiores, ya que los cines y la distribución «física» se llevan el 50%. De todas formas habría que probar con un verdadero tanque como por ejemplo Wonder Woman 84 de la que esperan más de 1000 millones de dólares a ver cómo va. En ese caso la piratería hará estragos, en mi opinión.

    • Land-of-Mordor dice:

      No es el cine, pero un 5.1 que no sea una barra, sino 6 altavoces incluyendo caja de graves, es más que suficiente para que lo que se disfruta en un salón medio se asemeje a una sala de cine. Jugar con la iluminación también ayuda, luz indirecta en caso que sea imprescindible o ninguna luz. Sobredimensionar algo la pantalla aporta otro tanto. Por ejemplo, a los 3 metros que me siento yo de la misma con una pantalla de 42-49» sería más que suficiente, pero tengo una de 55». El efecto «gran pantalla» se potencia pero sin pasarse.

      Y luego, claro está, tenemos que ocuparnos de la calidad de la fuente. En los servicios online (Prime Video, Netflix, HBO, Filmin, etc) a parte del contenido propio hay mucho contenido adquirido. Ese contenido suele tener, dependiendo del proveedor, diferentes niveles de calidad y es la plataforma la que decide si compra la versión barata, media o cara. La barata se suele quedar en SD-720p, sólo con audio español sin subtítulos y a veces por desgracia con una calidad cromática pésima. Algo tan sencillo como que ya en la fuente el negro no sea negro, como si alguien hubiera grabado el contenido reproduciéndose en un LCD con un trípode. Con una TV LED no se nota demasiado, pero con una OLED canta por soleares como diría aquel. Lo peor es que en una de las últimas veces que estuve en el cine, la proyección sufría del mismo problema y me pasé la película echando de menos la TV de mi casa. Y eso nunca debería pasarte en una sala de cine.

      Volviendo al asunto del sonido, mientras que el contenido esté en AC3 5.1 es más que suficiente. Es complicado distinguir «a ciegas» un AC3 de un DTS o un Atmos que provengan de la misma fuente original sin tener un oído entrenado. Importantísimo también la colocación de los altavoces, tienes que intentar reproducir la sensación envolvente que tienes en el cine, por eso desaconsejo las barras de sonido que aportan potencia pero no sonido envolvente. Los cables siempre se pueden escamotear debajo de alfombras, detrás de muebles, sobre el rodapié, etc.

  5. Lambda dice:

    Yo creo que el cine como espacio está un poco muerto, el ocio del «homo videns» ha cambiado al streaming. Yo iría pensando en cambiar la experiencia un poco… O plantearlo como una alternativa más premium, ventajas extra, consumiciones… o… *Gasp!* Throw down the price!*

    Es una penita, pero lo digital los está barriendo, y con razón.

  6. Gorka dice:

    Hola!

    Aunque comparto alguno de los puntos que has comentado, en donde yo vivo (Bruselas, Belgica), el cine tambien es caro, pero existen formulas que abaratan la entrada y por 19EUR* al mes puedo disfrutar de cualquier pelicula sin limitacion alguna, lo cual esta bastante bien.
    Y aunque las entradas son sin numerar, te la clavan en palomitas y bebida (que la gente se trae tb de fuera y casi nunca dicen nada) y tambien hay anuncios (15min de media, aunque no completamente a oscuras), puedes ir a ver la peli en la sesion que mas te convenga.

    Lo unico malo es que los cines no disponen de ATMOS/4K, pero los asientos estan bien y se puede disfrutar de una pelicula.

    Yo cuando vuelvan a abrir los cines, no dudare en volver a disfrutar de las pelis en el cine (VOSE, eso si), segun las condiciones que pongan para estar en las salas.

    Un saludo!