Tecnología

‘Black Mirror: Bandersnatch’, un rollete

·

Uno abría aquellos libritos rojos de «Elige tu propia aventura» y se lo pasaba en grande. No recuerdo que fueran prodigios de la novela de aventuras, y de hecho la gracia estaba en poder volver atrás en la historia si te equivocabas de elección. Por alguna razón el formato llegó, triunfó y murió. Sin más.

Que yo sepa no se ha vuelto a aprovechar ese formato editorial. Aquellos libros tuvieron durante años su vertiente digital en forma de aquellas aventuras conversacionales que también nos conquistaron en los 80, pero la idea quedó un poco en un limbo hasta que de repente Netflix decidió retomarla en serio con ‘Black Mirror: Bandersnatch’.

Tenía curiosidad por ver cómo funcionaba este invento de los contenidos interactivos, pero no me puse a ver el episodio especial hasta ayer. La cosa prometía, sobre todo para alguien que vivió muy cerca de todo lo que sale en la peli: el Spectrum 48K y su horrible teclado, el Walkman de Sony y aquellos auriculares con esa almohadilla de gomaespuma, la ropa, los coches… todo ese trasfondo ochentero parecía un gran punto de partida.

Hasta el principio de la historia mola, porque refleja cómo se hacían juegos antes y cómo uno triunfaba en los juegos. La historia del chaval que llega a un estudio ya consagrado llevando su «maqueta» y enseñándola para que le fichen era algo relativamente frecuente aquellos años —atentos a esta historia de Dinamic que hizo mi amigo Juanky en Xataka— es totalmente certera, así que insisto, aquello prometía. Y entonces llegan las primeras elecciones, uno se va metiendo en las posibles tramas, y se da cuenta del problema.

‘Black Mirror: Bandersnatch’ es un tostoncete.

Lo es más por la historia, cuidado. Estuve como dos horas explorando los distintos finales y reconozco que la mecánica es destacable: si te equivocas el episodio te permite volver al punto anterior (pero no a otro aún más previo) y te hace un recorrido rápido de qué había pasado antes para que no te pierdas antes de tomar otro camino en la historia. La forma de enlazar cada opción es simplona pero efectiva (cambio de plano y a tirar millas), y puedes avanzar o retroceder 10 segundos (no hay barra de progreso como tal, no tiene sentido) para no volver a comerte cosas que ya habías visto. Vamos, que la forma de desarrollar técnicamente el episodio interactivo está bien resuelta.

El problema, insisto, es la historia.

(Destripe a partir de aquí, no sigáis leyendo si no queréis conocer detalles de la trama).

Como era de esperar, alguien en Reddit exploró todos los posibles finales y creó un diagrama de flujo excepcional. Pinchad en la imagen para la imagen completa.

Parece como si los productores se hubieran centrado más en el reto técnico que en esa trama en sí. Las opciones que se presentan son o muy chorras (elegir Frosties, elegir música para escuchar en el autobús) que no tienen impacto después, o son totalmente descabelladas y absurdas. La exageración se apodera de la trama con vertientes que no parecen tener mucho sentido, como forzando el desastre y que todo acabe cuanto antes. El guiño de la parte final es probablemente lo más simpático: el prota se da cuenta de que él no toma las decisiones y que hay alguien que lo está haciendo por él, e incluso llegué a una vertiente en la que había que explicarle lo que era Netflix y el chaval reaccionaba diciendo que (lógicamente) no entendía nada. Normal, chavalote, normal.

Seguí explorando opciones y finales pero ninguno me dejaba del todo satisfecho. Parece que el objetivo que te acabas marcando es que el juego consiga la máxima puntuación en el análisis televisivo que hace el friki de turno, pero esa tendencia a la exageración y esos guiños al programador loco (y al escritor loco del que parte la idea del juego) acaban cansando un poco porque no están demasiado bien trenzados.

Una lástima, diría. Una oportunidad desaprovechada con una historia desaprovechada y unos personajes desaprovechados. Sobre todo el de Will Young, que hace el papel del programador de éxito Colin Ritman. Curioso por cierto ese apellido que a mí me recordó instantáneamente a Jon Ritman, el legendario programador de Batman, Head Over Heals o, por supuesto, Match Day y sobre todo Match Day II. Igual ahí los guionistas quisieron hacerle un pequeño homenaje, no sé, pero el caso es que usar ese apellido mola.

Lo dicho, chicos. La idea tiene potencial, pero el episodio como tal es en mi opinión una castaña. Espero no obstante que Netflix no descarte este tipo de contenidos en el futuro, porque si cuida la trama puede tener en su mano una característica diferencial más para sus contenidos.


Incognichollos

Esta es una selección con las mejores ofertas tecnológicas actualizadas casi diariamente, como expliqué aquí. Aunque estés en un post «antiguo» las ofertas son de última hora, los Incognichollos los actualizo aparte. También puedes seguir los Incognichollos en Twitter o en el nuevo canal de Telegram 🙂 . Aprovecha, que no suelen durar mucho tiempo.

  • Xiaomi Mi A3: el nuevo cholloteléfono de Xiaomi. 6,01″, Snapdragon 665, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara triple (48+8+2 MP), Android One (puro, sin MIUI), lector de huella bajo pantalla, sin NFC, brutal: 203 euros en GeekBuying con el código 3FUYCD7F
  • Xiaomi Mi 9T: 6,39″ AMOLED, Snapdragon 730, 6 GB de RAM, 128 GB de capacidad, cámara triple (48+8+13), cámara frontal retráctil (20 MP), lector de huella bajo pantalla, 4000 mAh. Brutal por 271 euros en GearBest con el código MI9T128BLACK
  • Xiaomi Mi 9: atentos, chicos. AMOLED 6,39» , Snapdragon 855, 6 GB de RAM, GB de capacidad, huella dactilar en pantalla, carga inalámbrica y rápida, cámara triple (48+12+16 MP). Brutal por 316 euros en GearBest con el código GBM964BLACK
  • Monitor AOC: atentos a este chollazo, 21,5 pulgadas y resolución 1080p a un precio escandaloso, 69,99 euros en Amazon. Absolutamente brutal, con HDMI y VGA.
  • Raspberry Pi 3 B+ Starter Kit: acaba de salir la 4, pero eso abarata este kit. Incluye la RPi 3 B+, adaptador de corriente con interruptor, 3 radiadores, caja, cable HDMI, micro SD con NOOBs. Está a 51 euros en Amazon con el código JF8I4CDN
  • Auriculares Xiaomi AirDots Pro: los competidores de los AirPods de Apple, con controles de reproducción, llamadas y asistente de voz, compatibles con iOS y Android, hasta 10 horas de uso, están a 40 euros en Banggood con el código BGAirTWSES
  • SSD Samsung 860 QVO 2 TB: la unidad SSD de 2 TB de Samsung sigue estando de ofertón. Con tecnología QVO, mejores tasas y eficiencia, hasta 560 MB/s en lectura, está a 187 euros en Amazon Francia, envío incluido
  • Huawei MateBook D: un portátil ultradelgado de 15,6″ Fulll HD con un Core i3-8130U, 8 GB de RAM, 256 GB de capacidad, Windows 10 y teclado en español. Buen precio para un buen equipo, 499 euros en Amazon
  • Lenovo IdeaPad 330-15ICH: el 15,6″ Full HD con ambición gaming. Core i5-8300H, 8 GB de RAM, 1 TB de HDD, y una GTX 1050 para jugar con cierta alegría. Sin sistema operativo, está a 499 euros en Amazon
  • Xiaomi Mi Band 4: la nueva versión de la pulsera cuantificadora con pantalla AMOLED a color, 5 ATM de resistencia (a nadar sin fin) sensor de ritmo cardiaco, notificaciones, monitor de sueño, está a 27 euros en Banggood con el código BGMiband4es01
  • Smart TV LG 55UM7100ALEXA: una tele inteligente de 55 pulgadas 4K HDR10 y HLG con WebOS 4.5, conectividad ThinQ, soporte Alexa, sonido Ultra Surround. Está a tan solo 538,99 euros en Amazon.
  • NAS WD My Cloud EX2 Ultra: un NAS de nada menos que 8 TB de capacidad con dos bahías, RAID, sincronización de archivos, servidor multimedia, está a 268,99 euros en Amazon.
  • Chuwi Aerobook: 13,3″ con un Intel Core m3-6Y30, 8 GB de RAM y 256 GB de SSD, Windows 10 (teclado en inglés, touchpad gigante, ). Compacto, ligero y con bastantes más puertos que el de Apple 🙂 Está a 337 euros en Banggood con el código BGOPCOUPON001
  • Portátil Jumper EZBook 3 PRO: uno parecido estoy usando para escribir esto. Ultradelgado, 13,3″ Full HD, Intel Celeron N3450, 6 GB de RAM, 64 GB eMMC, ranura MicroSD, puerto M.2, BT 4.0, HDMI, 4.500 mAh, está a 192 euros en Banggood con el código BGJU4679
  • Lenovo Legion T530: un PC de sobremesa con un Core i7-8700, 8 GB de RAM; 1 TB de HDD, 128 GB de SSD y una GTX 1050 Ti para jugar. Yo luego añadiría aparte un SSD y quizás mejor gráfica, pero a este precio está muy bien, 679,18 euros en Amazon. No incluye Windows 10, que tendréis que comprar aparte. En eBay las tenéis por 3 euros, no hay problema
  • Tableta Chuwi Hi9 Plus: 10,8″ con un MediaTek Helio X27, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad (ampliables), soporte stylus , webcam 8 MP, WiFi ac, BT 4.1, minijack, USB-C, 7.000 mAh, GPS, radio FM, dual SIM. Está a 142 euros en Banggood con el código BG924355. La versión con 128 GB de capacidad está muy poco por encima, solo 211 euros en Banggoodcon el código BGJU4679
  • Volante para Nintendo Switch: dos volantes AmazonBasics en rojo y azul para la Nintendo Switch para insertar el mando joy-con. Perfectos para Super Mario Cars, por supuesto. Está a 8,95 euros en Amazon.
  • Xiaomi Mi 9 SE: 5,97 pulgadas, Snapdragon 712, 6 GB de RAM, 128 GB de capacidad (uauh), triple cámara (48+12+16), lector de huella en pantalla, está a tan solo 270 euros en GearBest
  • Cinta de andar Xiaomi Youpin A1: velocidad máxima de 6 km/h, soporta 90 kg y es además plegable para su fácil almacenamiento. Está a 348,16 euros en GearBest.
  • Xiaomi Redmi Note 7: 6,3» Snapdragon 660, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad (ampliables vía MicroSD), 4.000 mAh, minijack y cámara dual de 48+5 MP realmente estupendo por 147 euros en Banggood con el código BGEMN764. La versión de 3/32 GB está a 132,46 euros en GearBest.
  • Portátil Jumper X4 Pro: un 14″ Full HD con un Core i3-5005U, 8 GB de RAM, 256 GB de SSD, webcam, WiFi ac, BT 4.2, jack de audio, HDMI, lector microSD, puerto USB-C, 4 altavoces. Tremendo por 352 euros en Banggood con el código BGJL3D10
  • Xiaomi AMAZFIT Bip: el reloj cuantificador tipo Pebble. 45 días de autonomía (y no es broma, análisis aquí chulo), GPS, monitor de sueño y pulsaciones, notificaciones, está a 45,9 euros en Banggood con el código BGSALEBIP
  • Tableta Teclast T20: más ambiciosa. 10,1″, pantalla Sharp 2,5K, Helio X27, 4 GB RAM, 64 GB capacidad, 8100 mAh, webcam 13 MP, lector de huella, WiFi, 4G, está a 142 euros en Banggood con el código BG88b402
  • OnePlus 7: la evolución del 6T con 6,41?, Snapdragon 855, 8 GB de RAM, mininotch, 256 GB de capacidad (uauh), cámara dual 48+5, 3700 mAh de batería, huella en pantalla. Está a 401,66 euros en AliExpress.
  • Samsung Galaxy A60: curioso este móvil de 6,3″ con un Snapdragon 675, 6 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara triple (32+5+8) y frontal de 16 MP, 3500 mAh, está a 205,85 euros en GearBest.
  • Chuwi Aerobook: una especie de ‘MacBook’ de 13,3″ con un Intel Core m3-6Y30, 8 GB de RAM y 256 GB de SSD, Windows 10 (teclado en inglés, touchpad gigante, ). Compacto, ligero y con bastantes más puertos que el de Apple 🙂 Está a 384 euros en GearBest.
  • Lenovo IdeaPad 330-15IKBR: atentos a la configuración. 15,6″ HD (es la única pega, no FullHD), Core i7-8550U, 8 GB de RAM, 256 GB SSD. Teclado español, sin sistema operativo. Brutal por 479 euros en Amazon
  • SSD Samsung 860 QVO 2 TB: una unidad SSD SATA brutal de 2 TB de capacidad y con tecnología QVO, superior en eficiencia y rendimiento, hasta 550 MB/s. Está a 187 euros en Amazon Francia, envío incluido.
  • AMD Ryzen 5 2600X: desbloqueado para overclocking, esta CPU con 8 núcleos y 16 hilos de ejecución funciona a 4,25 GHz con Turbo. Incluye ventilador Wraith Spire. Está a 178,45 euros en Amazon
  • Xbox One S 1 TB All-digital: es la nueva edición sin lector Blu-ray, pero llega con un mando y un disco de 1 TB de capacidad. Regalan el juego Sea of Thieves y el Forza Horizon 3. Súper barata, 180 euros en Aliexpress Plaza
  • Xiaomi Mi Air 13: vuelve a estar insteresante. 13,3″ Full HD con Core i7-8550U, 8/256GB, GeForce MX150, lector de huella, buena opción en Banggood, está a 679 euros con el código BGXM2972.
  • Pack teclado y ratón Logitech MK120: las críticas son fantásticas, y a este precio no me extraña. Teclado de perfil plano, eespañol (la foto está mal) silencioso, con cable USB, ratón con cable USB. Está a 13,95 euros en Amazon.
  • OnePlus 7 Pro: 6,67 pulgadas a 90 Hz (dicen que son la pera), 8 GB de RAM, 256 GB capacidad, cámara triple (48+16+8), cámara frontal retráctil 16 MP, lector de huella en apntalla, 4.000 mAh. Está a 599 euros en Banggood con el código BGOP7PRO
  • Xiaomi Mi A2: está de oferta. Pantalla de 5,99 pulgadas, Snapdragon 660, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad (no ampliables), cámara dual (12+20), está a 145 euros en Amazon. Jamás había estado tan barato allí.
  • MiniPC: atentos a este equipo en formato NUC con un Core i3-7100U, 8 GB de RAM, 120 GB de SSD, WiFi 300 Mbps, 6 x USB, RJ-45, Ethernet, VGA, HDMI, toma auriculares. Por 205,94 euros, nada mal en AliExpress. Te regalan montura VESA.
  • Amazfit Verge Lite: sin NFC, pero con una autonomía de hasta 20 días. Pantalla AMOLED de 1,3″ 360×360 Corning Gorilla Glass. Frecuencia cardíaca, gran variedad de modos deportivos. GPS + GLONASS. Está a 89,18 euros en AliExpress

¿Quieres recibir un correo de aviso cuando publique nuevas entradas?

Standard

14 comentarios en “‘Black Mirror: Bandersnatch’, un rollete

  1. Daniel dice:

    Tio, con perdón, pero eres un amargado. No he visto una sola review tuya en Xataka de youtube en la que te haya gustado algo. Ni siquiera en el mes con Oneplus 6 te gusto macho.

    • Esa es una forma de verlo. Otra es que soy crítico, y quizás el fallo sea escoger temas para hablar que me dan pie a un crítica. Partiendo de la base de que (creo que) la perfección no existe, eso incluye absolutamente a todo y a todos.

      Igual me cebo sacándole punta a los defectos, pero es lo que hay, y afortunadamente hay muchas otras voces y perspectivas para según que productos. Mira a a los fanboys de la manzana, por ejemplo, para quienes todo lo que haga Apple difícilmente tendrá algo que criticar. Pero ahí estoy yo, para meter un poco de cera. A eso y a lo que se tercie, es lo que me va, qué quieres que te diga. Alguien tiene que hacerlo.

      En cualquier caso, bien por el comentario que me hace recapitular y conceder que sí soy crítico. De ahí a ser amargado media un mundo —diría más bien que soy feliz como una perdiz—, y de hecho ha habido aquí y allí críticas muy positivas. Es probable que nada me parezca libre de soltar algún «pero» porque insisto, así veo ya las cosas. Mejorables.

      No recuerdo por cierto el mes de uso del OP6, pero tampoco recuerdo mucho me dejase boquiabierto como el OnePlus One que usé feliz durante años. O como el Mi 6 que estoy usando ahora y que me tiene igual (o más feliz) aunque esté lejos de ser perfecto. O ya puestos el MacBook Air que aquí califiqué como el portátil perfécto (con interrogación) o muchos otros productos que me acompañan y me hacen la vida mejor. Todos maravillosos, y todos con sus pequeñas (o grandes) pegas.

      De todos modos tendré en cuenta tu observación, aunque haya sido bastante más crítica (creo) que la mayoría de las que yo hago a productos o (rara vez) a personas.

      • Caray, pues no lo parecía por el comentario. Gracias Daniel, no te preocupes, está bien que me deis toques si veis que me acabo volviendo un Grinch tecnológico. Que lo soy un poco, pero con un trasfondo importante: me encanta la tecnología y creo que he tenido una fortuna inmensa de vivir esta época en la que están pasando tantas cosas fantásticas (cada una con sus defectos, je).

      • Trufeitor dice:

        Ni caso.

        Si voy a gastarme unos buenos billetes en un cacharrito lo que espero de los que lo prueban gratis es que me hablen de sus virtudes (aunque probablemente ya me las se), pero sobre todo de sus defectos y de las pegas de uso que no se ven en la hoja de características. Ya valoraré yo si me parecen más o menos importantes, que los euros cuestan mucho de ganar, y conocer hasta el último inconveniente puede ser la diferencia entre una buena compra sopesada y un error garrafal.

        Si quiero análisis mamporreros sólo tengo que ir a las notas de prensa correspondientes donde la compañía me dirá que ha fabricado el mejor (lo que sea) de la historia. Por eso creo que tu trabajo en este ámbito raya a un gran nivel, y como muestra tu análisis de micros Intel de hace unos días, que eso sí, reconozco que era un poco de nicho, ya que son los más caros del segmento de doméstico y no son para todos los públicos.

        Así que sigue así que creo (y me parece que no soy el único) que tu trabajo es de gran valor para el consumidor que puede considerar comprar los productos que analizas. A menos que encuentres a alguien que te de paguita, claro… 😉

      • Gracias Trufeitor 😉 Es cierto que igual me paso un poco en según qué ocasiones, pero es que en Incognitosis puedo ser políticamente incorrecto. Es raro que en Xataka haga una crítica demasiado dura, pero aquí puedo no morderme la lengua si me apetece, tanto para bien como para mal.

        Yo también agradezco esa forma de ver las cosas: con la cantidad de información «neutra» o simplemente positiva que existe sobre muchos productos -cuidado con publi encubierta- creo que una visión independiente siempre se agradece, aunque no coincida con tu opinión. Así que ahí estoy junto a algunos otros, y creo que esa forma de ver las cosas es útil para algunos.

        Saludos!

    • Yarid dice:

      Jajajaja pues la verdad sí estoy parcialmente de acuerdo. Al menos esa percepción me quedó cuando leí el post de Breaking Bad. Te pareció «pasable» la que yo considero la mejor serie de la historia. Y esa percepción se vio acentuada cuando, en los comentarios, la gente te recomendaba otras series y, aquellas que ya habias visto, las describias como malas o aburridas (no todas, aclaro)

      • De todo tiene que haber en esta vida 😉 Es cierto que mucha gente la pone como la mejor de la historia, pero oye, yo tengo otros gustos. Y en cuanto a las series, como dices, ya viste que me gustan muchas, pero en esos tiempos no había acertado con las elecciones. Precisamente llevo un par de ellas que me han encantado y tengo pendiente port de ellas.

      • Trufeitor dice:

        A mi Breaking Bad también me pareció la mejor serie de la historia (al menos de las que he visto) y me lo sigue pareciendo, pero con el tiempo me he dado cuenta de que las series de narcomafia son un poco de nicho. Hay mucha gente que no le mola el género y no entra, o que todos los personajes les resultan odiosos (porque en esencia todos son despreciables, empatizar con alguno es cuestión de matices y algunas sutilezas). De hecho estoy empezando a pensar que tienes que tener un intenso lado oscuro y fluída comunicación interior con el para entrar en ciertas historias y disfrutarlas (que no es que haya que ser delincuente ni nada, es más un rollo de humor muy muy negro, ser algo macabro y muy cínico).

        Dicho lo cual eres un poco destroyer del audiovisual, no dejas títere con cabeza: Breaking Bad, Star Wars, Indiana Jones… Que será lo próximo? Hablar mal de los Goonies?

        XD

      • Jajajaja Pues igual sí, pero como decía por ahí llevo dos o tres cosas vistas que me han encantado recientemente, igual es que no tenía buena suerte con las elecciones… ¡No recuerdo haber dicho nada malo de Indiana Jones, que conste! Pero Breaking Bad al final no estuvo tan mal, aunque como dije el final para mí no era para tirar cohetes.

  2. Yarid dice:

    Estoy de acuerdo, es como si los creadores hubieran tomado una película normal ya hecha y la hubieran modificado un poco para meter lo de las opciones, pero lo cual al fin y al cabo no importa porque casi todos los finales son iguales.

    Me hubiera gustado que hicieran como en las visual novels japonesas, en la cual según las decisiones sí se puede llegar a finales totalmente diferentes entre sí.

    Pero sí debo destacar que la sensación esta de jugar con el destino de alguien que quieren mostrar sí me pareció interesante, he jugado varios juegos con decisiones y (salvo un poco en UNDERTALE) nadie había explorado ese hecho de que «tu» personaje no quisiera hacer lo que le pides.

  3. Pingback: Black Mirror: Bandersnatch me dejó frío – El Quiróptero Amanuense

  4. Eapendergast dice:

    Pues mira, estoy bastante de acuerdo y mi crítica va también por ahí. Nos cansan con opciones chorras y cuando llegan las de fundamento, la historia está un poco perdida.
    Como idea, genial, ojalá la desarrollaran más.
    Por cierto, yo también comencé con las aventuras conversacionales y aquella maravillosa «Aventura Original»
    Saludos!

    • Sí, es como si al hacer el episodio lo importante hubiera sido el sistema de elección. Y no jugué a la «Aventura original», que yo recuerde, pero desde luego sé que por ahí andaba. Era poco de aventuras conversacionales, me temo, pero ole. Saludos EAPendergast!

Comentarios cerrados