Tecnología

De Twitter, hilos y blogs

·

Qué bien viene lo desconectar unos días así, a traición. Es lo que hice la semana pasada mientras me llegaban informes de catalepsias, espasmos y teleles varios por la ausencia de posts en Incognitosis y de nuevos podcasts en el exitoso y triunfal Incognicast, pero ale, ya estoy de vuelta, como el turrón.

En estos días he mirado bastante poco el móvil y la actualidad tecnológica ha pasado en plan susurro. Me he perdido el lanzamiento oficial del HomePod —quizás caiga post al respecto a pesar de llegar tarde—, pero no parece que tampoco hayan sido unos días vibrantes, así que puedo retomar el blog con un tema en el que llevaba pensando desde hace algún tiempo. Vamos allá con tuit inspirador al canto:

El tuit es de José Luis Antúnez, al que conocí brevemente en el Evento Blog España de 2006 (este año es en abril, caray, me molaría ir). Ya sabéis, cuando los blogs lo iban a petar porque nos permitían crear un medio a nuestra imagen y semejanza. Luego nos fuimos dando cuenta de que eso llevaba mucho curro, así que fueron apareciendo versiones cada vez más cómodas. De los blogs a Tumblr, de Tumblr a Facebook o Twitter, y de Twitter a Instagram, esa odiosa red del postureo social.

Lo curioso de todo esto es que algunas de esas alternativas simplificaron tanto sus opciones y el trabajo de los bloggers venidos a menos (sin faltar) que acabaron haciendo lo contrario: se complicaron. No en el mal sentido, porque el mejor ejemplo lo tenemos en Twitter.

Para mí Twitter es la antítesis de Instagram, aunque como ocurre en esa red social, la culpa es mía y de los usuarios a los que sigo. Sigo a muy poquita gente —ya sabeis por qué— pero es que tengo muy claro para lo que quiero usarla: informarme y, sobre todo, descubrir nuevos temas. Cuido tanto mi feed que soy absolutamente inmisericorde con los vendemotos, graciosos de turno y spammers profesionales, y puede que por eso (y porque soy un mindundi, claro) no tenga esos problemones que tiene otra gente que ha sufrido amenazas, acoso y otros problemas que sin duda siguen siendo asignatura pendiente de la red social de microblogging (me encanta seguir llamándola así).

El caso es que Twitter es para mí un pequeño prodigio en mi día a día. Pagaría por usarlo sin dudar un segundo (Jack: tip), y a pesar de las crisis de gestión y características, no hago más que ver cómo Twitter crece como medio de comunicación para personalidades y empresas que tienen en Twitter una sala de microprensa estupenda y fantástica en la que poder estar un poco más cerca de usuarios, clientes y fans.

En estas me encontraba cuando asistí a las dos últimas grandes novedades de usabilidad del servicio. La primera, la ampliación a los 280 caracteres de la que tanta gente protestaba (¡herejía, herejía, queremos nuestros 140 caracteres!) y que personalmente creo que han acabado convenciendo a todo el mundo. La segunda, y es de la que quería hablar desde el principio, son los nuevos hilos de Twitter.

La idea me parece realmente fantástica, sobre todo porque simplemente pule el funcionamiento de lo que ya existía, que no era más que una forma de poder escribir reflexiones más largas en Twitter directamente en varios tuits. El funcionamiento ahora es el de una especie de PowerPoint tuitero en el que cada tuit del hilo es una slide que contribuye a una historia única que tiene identidad propia e independencia.

Es, básicamente, como publicar un post en Incognitosis en trocitos de 280 caracteres máx. Y eso es lo que no me acaba de convencer: que para publicar hilos en Twitter, prefiero publicar posts en mi blog. Las razones son las mismas que exponía cuando decía aquello de que escribo para mí, no para Medium. No controlo Twitter, así que si esta gente decide abandonar el servicio mis hilos desaparecerán con él. Eso lo acepto para mis tuits, que son bastante de usar y tirar, pero no para un post que prefiero que la gente lea en mi blog, que para eso lo cuido con mimo y esmero.

El ejemplo y la reflexión de José Luis, no obstante, me genera dudas. Su hilo original, que tenéis aquí encima (pinchad en la fecha del tuit para desplegarlo en Twitter), era un pequeño prodigio de una historia adaptada perfectamente a Twitter en forma y fondo con esas slides de las que hablaba, cada una como parte de ese estupendo resumen de la historia de Bezos y Amazon.

De hecho y como indicaba José Luis al principio, ese hilo ha sido una verdadera triunfada: conseguir 4.500 nuevos seguidores o tener 600.000 impresiones da buena cuenta de su éxito, y él mismo acertaba al decir que los medios podrían aprovechar el formato de forma mucho más potente al contar con audiencias mucho mayores.

No solo eso: el hilo se nutre de la audiencia y el feedback de una comunidad a la que no accederías de otro modo y que potencialmente te seguirá también a ti (o en Twitter, o en tu blog, o en ambos), además de que el feedback directo en Twitter también es interesante. Vamos, que los hilos de Twitter parecen un buen invento para que todo tipo de medios, grandes y pequeños, exploren ese tipo de ‘tuitslides’ y publiquen sus historias en ese formato en Twitter para luego, si quieren, las integren en los medios o blogs que sí controlan.

La idea es desde luego llamativa, creo yo, aunque aquí mi habitual aversión a plataformas cerradas que no controlo me escama. El reciente caso de Facebook es un buen ejemplo —todos los medios que publicaban ‘para Facebook’ se va a pegar un pequeño gran tortazo—, y lo mismo ocurrió con YouTube y la publi hace poco, así que también podrá pasar con Twitter, a saber. Como siempre, lo mejor es aprovechar las virtudes de cada plataforma para maximizar resultados, algo que yo mismo quiero hacer en algún momento si es que encuentro el tiempo.

Mientras tanto, queridos todos, disfrutad de una Twitter que con todas sus sombras sigue siendo —para mí, insisto— una luz fulgurante en esa amalgama de redes de falsos amigos y de postureo personal o profesional.

Que viva Twitter, con sus 280 caracteres, sus hilos y lo que tenga que venir.


Incognichollos

Esta es una selección con las mejores ofertas tecnológicas actualizadas casi diariamente, como expliqué aquí. Aunque estés en un post “antiguo” las ofertas son de última hora, los Incognichollos los actualizo aparte. Aprovecha, que no suelen durar mucho tiempo:

  • Monitor Lenovo 21,5 pulgadas: un monitor 1080p de 21,5 pulgadas con conexión VGA. Básico, pero es que vaya precio: 79 euros en Amazon. Tenéis un modelo algo mejor, el BenQ GW2270H con entrada dual HDMI, por 118 euros en Amazon. Y si queréis ir a un monitor gaming, el BenQ XL2411P ZOWIE con soporte de 144 HZ está a 246 euros en Amazon.
  • Tablet Amazon Fire HD 10: una tableta de 10 pulgadas 1080p con 32 GB de capacidad y un precio estupendo: 113 euros en Amazon Alemania, envío incluido.
  • PlayStation PSVR: las gafas de realidad virtual de la PS4 con la cámara y el juego VR Worlds están a 186 euros en Amazon Italia, envío incluido.
  • Portátil gaming Medion Erazer P6705: con pantalla de 15,6 pulgadas 1080p, un Core i5-8300H, 8 GB de RAM, 1 TB de disco, 128 GB de SSD, una GTX 1050 Ti para darle vida a los juegos y Windows 10. Teclado en español, por cierto. Está a  749 euros en Amazon.
  • Xiaomi Mi A2 Lite: el telefonazo chollo por excelencia, 5,84 pulgadas, Snapdragon 625, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara dual 12+5 MP, batería de 4.000 mAh, sin NFC eso sí pero aún así triunfada. Atentos porque el modelo de 3 GB y 32 GB es impresionante en precio: 142,32 euros en GearBest. Acaba de aparecer la actualización a Android 9.0 Pie para este móvil, lo que lo destaca aún más. Dos años de garantía en España, y recordad que tenéis que desactivar el seguro de envío predefinido.
  • Ratón Logitech G402: para jugones, con 8 botones programables, está a 28,99 euros en Amazon.
  • Unidad SSD Crucial BX300: una unidad de 120 GB con prestaciones estupendas y que sale por un precio ridículo: 25,99 euros en Amazon.
  • Unidad SSD Samsung 970 EVO: genial con 250 GB y velocidades de transferencia brutales: está a 72,99 euros en Amazon, nunca la vi tan barata. Es la que tengo en mi PC, y me salió a 95 euros como súper ganga, así que imaginad. La versión de 500 GB está a 119,98 euros, gran precio también.
  • Motorola One: un smartphone basado en Android One con pantalla de 5,9 pulgadas, un Snapdragon 625, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara dual 13+13 MP. Está a 269 euros en Amazon.
  • Monitor LG UltraWide 29 pulgadas: un modelo muy curioso para vuestras sesiones de trabajo y juego. Con resolución 2560×1080, AMD FreeSync, conectores USB-C y HDMI. Está a 219 euros en Amazon.
  • Patinete Eléctrico Ninebot ES1 No. 9: otro patinete similar al anterior pero algo menos potente. Hasta 20 km/h y hasta 25 km de autonomía, muy bien también por su precio, 277 euros en GearBest con el cupón GB12ES1 con dos años de garantía en España. Desactivad el seguro de envío, eso sí.
  • Reloj inteligente Huawei Honor Magic: un reloj curioso con pantalla AMOLED, soporte GPS, autonomía de una semana, NFC (¡pagos móviles!), sensor de ritmo cardiaco, monitorización del sueño, barómetro, brújula y notificaciones. Muy curioso por 101,06 euros en GeekBuying con el cupón EGWQNPDV.
  • Tarjeta gráfica Zotac GeForce GTX 1060 6 GB: una gráfica estupenda para animar vuestras sesiones de gaming. Está a 230 euros en Amazon Alemania, gastos de envío incluidos.
  • Portátil Xiaomi Mi Air: el equipo que rivaliza con los grandes fabricantes del mercado a menor precio vuelve a ponerse interesante. Pantalla de 13,3 pulgadas, Core i5-8250U, 8 GB de RAM, 128 GB de SSD, gráfica NVIDIA GeForce MX 150, lector de huellas, todo por 710 euros en GearBest.
  • Smartwatch Huawei Watch 2: con WiFi y 4G nada menos, este reloj tiene también GPS, Wear OS 2.0 para gobernarlo y un precio fantástico de 199,99 euros en Amazon. Brutal por lo que ofrece, os lo aseguro que lo sé de buena tinta: lo analicé hace tiempo.
  • Auriculares Gaming Sennheiser Game Zero: calidad de sonido a lo bestia, reducción de ruido y un micrófono de calidad para las comunicaciones durante las partidas. De esta marca se puede uno fiar, y el precio es estupendo, 109 euros en Amazon frente a los +140 que cuesta normalmente.
  • Televisión Haier 4K 55 pulgadas: vale que no es una marca top, pero tener una Smart TV de 55 pulgadas con resolución  4K/UHD (sin HDR, parece por lo que he visto) por este precio es de locos. Cuenta con Netflix preinstalado, WiFi y TDT2, además de altavoces con soporte Dolby Digital+. Se envía desde UK con garantía de Haier, y está a 365,32 euros en Banggood EU con el cupón e2bcea.
  • Xiaomi Mi 8 (Global): con dos años de garantía en España, envío inmediato. Pantalla AMOLED de 6,21 pulgadas FHD+, Snapdragon 845, 6 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara trasera 12+12 MP, cámara frontal de 20 MP, lector de huellas trasero, batería de 3.400 mAh. Está en color azul a 328,52 euros en GearBest con el cupón GBMPKBG2 y en color negro a 328,52 euros en GearBest con el cupón GBMPKBG3. Desactivad el seguro de envío, ya sabéis.
  • PocoPhone F1: telefonazo que Xiaomi se acaba de sacar de la manga. Un Snapdragon 845, 6 GB de RAM, 64 GB de capacidad (ampliables), pantallón de 6,18 pulgadas y dos cámaras de 12+5 Mpíxeles, además de batería de 4.000 mAh y conector de auriculares. Si no os importa que no tenga NFC, compra estrella de la temporada, sobre todo a este precio. La edición de 6 GB y 64 GB de capacidad está a 259,72 euros en AliExpress, uauh.
  • Xiaomi Mi 8 Pro: la versión más brutal del telefonazo de Xiaomi: 6,21 pulgadas, el célebre diseño con la carcasa semitransparente (de pega, pero es curiosa), Snapdragon 845, 8 GB de RAM, 128 GB de capacidad, cámara dual de 12+12 MP, cámara frontal de 20 MP, sensor de huella bajo la pantalla, en fin, de todo. Está a 452,83 euros en GearBest.
  • Xiaomi Mi Mix 3: el móvil de gama alta más reciente de esta empresa está ahora a precio llamativo. Con pantalla 6,39 pulgadas casi sin marcos (ni notch), Snapdragon 845, 6 GB de RAM, 128 GB de capacidad, cámara trasera 12+12, cámara frontal 24+2 MP  (deslizable, un sistema curioso para esconderlas), batería de 3.850 mAh, desbloqueo facial, soporte carga inalámbrica. Muy chulo, y está a 497,22  euros en Gearbest con 2 años de garantía en España. Desactivad el nuevo seguro de envío activado por defecto, ya sabéis.
  • Unidad SSD Netac 480 GB: mucho más barata que las que os pongo al final, casi medio terabyte a precio de 200 GB en unidades de marcas reputadas. Difícil no sentirse tentado porque cuesta 48,861 euros en JoyBuy. Para que veáis la diferencia, la Samsung 860 Evo de 250 GB (casi la mitad de capacidad) cuesta más: está a 51,90 euros en Amazon… y este último no es mal precio. El otro es ya la locura, aunque la marca, claro, no es muy conocida.

¿Quieres recibir un correo de aviso cuando publique nuevas entradas?

Standard

7 comentarios en “De Twitter, hilos y blogs

  1. No sé como te has resistido a escribir (parte de) esto en un hilo de Twitter.

    Bromas aparte, me parece una memez, he visto muchísimo contenido que se publica en hilos que se merecerían un post y otros, dónde se pone en practica esa osadía llamada clickbait. Salvo casos puntuales (cómo el fenómeno Bartual), considero que se está utilizando el medio inadecuado, así que no me queda más que utilizar cosas como https://threadreaderapp.com/ para leer algo más cómodo un contenido publicado así.

    • Con hilos supongo que algún día experimentaré, pero no es mi formato porque sigo pensando que para hacer un hilo mejor hago un post. Bien por el invento al que enlazas, yo no leo muchos hilos pero si hay alguno extra-largo seeguro que vendrá bien.

  2. Francisco Branch dice:

    Hace unos meses que abandoné las rrss. Me soguen pareciendo un “ecosistema” demasiado cerrado.
    Ahora sólo rss y podcast.
    Y por cierto, hace unas semanas, el escritor Lorenzo Silva, gran usuario de tuiter, también abandonó el barco.

Comentarios cerrados