Tecnología

Realidad Virtual a 5 euros: análisis de Google Cardboard

·

La realidad virtual se postula como una de las grandes revoluciones a corto plazo. Para quienes hemos probado unas Oculus Rift la cosa está bastante clara, porque los campos de aplicación de esta tecnología son prácticamente ilimitados. Para los que no, atentos, porque podréis hacerlo con vuestro smartphone y una inversión de menos de 5 euros.

Cuando en un evento reciente me regalaron unas gafas de realidad virtual Google Cardboard -unos ingenieros de Google las crearon durante su famoso 20% de tiempo y se presentaron en Google I/O 2014- no presté demasiada atención al detalle. Descartaba su potencial utilidad y de hecho llevo leyendo (y escribiendo) mucho sobre el tema como para confiar en que una solución tan de andar por casa pudiera ofrecer una experiencia siquiera cercana a las impresionantes prestaciones de Oculus Rift.

Pero amigo, qué sorpresa. Tal ha sido, que aquí va mi análisis, muy al estilo xatakero.

Da igual que haya poco diseño y menos especificaciones

Los diseñadores de este tipo de accesorio no se han roto la cabeza con este apartado: la función y los costes están por encima de la forma, así que se trataba de lograr una solución aceptable sin comprometer las prestaciones que debía ofrecer.

Fuente: Wikipedia

El paquete en el que llegan estas gafas es tan sorprendente como el resto del desarrollo. Las Google Cardboard llegan, como su propio nombre indica, en una tarjeta de cartón pre-doblada, pre-perforada y preparada (sin guión) para que el montaje sea fácil y, de nuevo, funcional.

Una vez abierto nos encontramos una serie de numeros que van indicando dónde ir doblando e insertando cada pieza de este sencillo pero divertido rompecabezas -uno casi se siente orgulloso tras lograr montar este prodigio de la ingeniería-, y a los 2 minutos (si tardáis más, avisad) tendréis ante vosotros el resultado: unas gafas de realidad virtual que ni McGyver hubiera podido crear tan fácilmente.

google-cardboard-1

Quien diseñó estas gafas de cartón desde luego lo tenía (casi) todo bien atado: existen dos velcros en la parte superior de las gafas que permiten fijar la posición de la “tapa” frontal, que es la que precisamente hace que el móvil esté sujeto a toda la estructura.

google-cardboard-13

El “(casi)” de ese espectacular diseño tiene su explicación: hay una abertura en ese frontal que hace que el móvil pueda caerse si uno no lo aprieta realmente fuerte contra la parte de las lentes. Eso puede provocar desafortunadas caídas (en mi caso, han sido afortunadas, no se ha roto nada) que ponen en peligro la integridad de nuestro (¿valioso?) smartphone.

Por lo demás, como decíamos, el diseño es impecable, e integra incluso una serie de correas elásticas para poder mantener las gafas en la cabeza sin necesidad de estar sujetándolas con las manos. Todo muy de andar por casa, pero todo sorprendentemente efectivo. Incluidas las dos pequeñas lentes que junto a la presentación de imágenes estereoscópicas en el móvil hacen que se produzca ese efecto 3D tan inmersivo.

Igualmente sorprendente en ese diseño, por si no os habíais dado cuenta, es el pequeño imán de la parte lateral que en principio no parecería servir para nada. Pero vaya si sirve: ¡es un botón! El imán hace uso de los sensores magnéticos de los dispositivos móviles que normalmente se utiliza para funciones como la brújula, y permite controlar ciertas acciones en las demos, aplicaciones y juegos al moverlo de arriba abajo en ese pequeño hueco. La diferencia del campo magnético que aplicamos al mover ese imán permite que podamos establecer ciertas acciones en la aplicación que consideran ese movimiento como un click. De nuevo, prodigioso.

La realidad virtual también se puede disfrutar en el móvil

Una vez montadas las gafas, queda probar esa experiencia, que es donde llegan aún más sorpresas. Si contáis con un dispositivo Android tenéis una sección específica de aplicaciones para las Google Cardboard en Google Play, y hay algunas especialmente curiosas. Hay que destacar que hay un SDK no oficial para iOS que hace que los iPhone también se puedan usar con este tipo de dispositivos, aunque al menos por el momento los usuarios de Android tienen un catálogo más rico en este apartado.

Yo me descargué un par de demos llamadas Titans of Space y Jurassic Dino VR para probar en mi OnePlus One, pero lo hice sin ninguna esperanza. “Vamos a ver, ¿cómo se va a poder lograr algo decente con un móvil y unas gafas tan cutres?“. Amigo, cómo he subestimado a la tecnología, porque una vez colocado todo -ambas aplicaciones permiten usarse en modo normal o en modo CardBoard- la sorpresa fue total.

Puede que la experiencia no sea tan inmersiva como la de las Oculus Rift, pero la esencia se mantiene, porque uno está literalmente inmerso en esos mundos virtuales que nos proponen estas y otras muchas aplicaciones. Los gráficos 3D son decentes pero desde luego nada espectaculares, pero esa sensación de poder interactuar con las cosas que uno tiene delante es muy real y desde luego alucinante para algo tan simple como esto.

Conclusiones: no hay excusa para no probarlas

Los diseños de estas gafas “recortables” están disponibles de forma libre en el sitio para desarrolladores de Google, y allí podemos ver cómo varias pequeñas (y no tan pequeñas, Mattel también está en el ajo) empresas han creado sus particulares forks o ediciones.

Es posible encontrarlas fácilmente en todos lados y aunque los precios varían -las hay más y menos curradas, hay quien ha querido darles un toque más profesional- el modelo básico, que es el que yo he probado, se puede encontrar por menos de 5 euros. Aquí tenéis una oferta en Amazon por 5 euros con correas (pero sin gastos de envío) –enlace afiliado, podéis usar este o cualquier otro, ya sabéis- y la verdad es que el resultado es tan curioso que es una fantástica forma de experimentar con este tipo de aplicaciones.

De hecho, hay más novedades en este sentido, porque la empresa acaba de anunciar ayer el lanzamiento de un programa de certificación “Works with Google Cardboard” que tratará de garantizar la mejor experiencia de usuario con los modelos homologados. En Google ofrecen ahora una herramienta que permite calibrar estas gafas y las aplicaciones para una experiencia óptima que además hace uso de los cómodos códigos QR.

Esto promete. Y por 5 euros, más. No os las perdáis.


Incognichollos

Esta es una selección con las mejores ofertas tecnológicas actualizadas casi diariamente, como expliqué aquí. Aunque estés en un post “antiguo” las ofertas son de última hora, los Incognichollos los actualizo aparte. Aprovecha, que no suelen durar mucho tiempo:

  • Xiaomi Mi A2 Lite: el telefonazo chollo por excelencia, 5,84 pulgadas, Snapdragon 625, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara dual 12+5 MP, batería de 4.000 mAh, sin NFC eso sí pero aún así triunfada. Atentos porque el modelo de 3 GB y 32 GB es impresionante en precio: 142,32 euros en GearBest. Acaba de aparecer la actualización a Android 9.0 Pie para este móvil, lo que lo destaca aún más. Dos años de garantía en España, y recordad que tenéis que desactivar el seguro de envío predefinido.
  • Unidad SSD Crucial BX300: una unidad de 120 GB con prestaciones estupendas y que sale por un precio ridículo: 26,19 euros en Amazon.
  • Unidad SSD Samsung 970 EVO: genial con 250 GB y velocidades de transferencia brutales: está a 72,99 euros en Amazon, nunca la vi tan barata. Es la que tengo en mi PC, y me salió a 95 euros como súper ganga, así que imaginad. La versión de 500 GB está a 119,98 euros, gran precio también.
  • Motorola One: un smartphone basado en Android One con pantalla de 5,9 pulgadas, un Snapdragon 625, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara dual 13+13 MP. Está a 249 euros en Amazon.
  • Smart TV Samsung 65NU7405: una televisión gigante de 65 pulgadas 4K HDR con tres conectores HDMI, 2 puertos USB y todo lo necesario para disfrutar de la tele a lo grande. Está a 899,99 euros en Amazon. También tenéis un modelo Samsung de 55 pulgadas a 599,99 euros y otro modelo Samsung de 50 pulgadas a 499,99 euros.
  • Monitor LG UltraWide 29 pulgadas: un modelo muy curioso para vuestras sesiones de trabajo y juego. Con resolución 2560×1080, AMD FreeSync, conectores USB-C y HDMI. Está a 219 euros en Amazon.
  • Patinete Eléctrico Ninebot ES1 No. 9: otro patinete similar al anterior pero algo menos potente. Hasta 20 km/h y hasta 25 km de autonomía, muy bien también por su precio, 277 euros en GearBest con el cupón GB12ES1 con dos años de garantía en España. Desactivad el seguro de envío, eso sí.
  • Reloj inteligente Huawei Honor Magic: un reloj curioso con pantalla AMOLED, soporte GPS, autonomía de una semana, NFC (¡pagos móviles!), sensor de ritmo cardiaco, monitorización del sueño, barómetro, brújula y notificaciones. Muy curioso por 100 euros en GeekBuying con el cupón EGWQNPDV.
  • Tarjeta gráfica Zotac GeForce GTX 1060 6 GB: una gráfica estupenda para animar vuestras sesiones de gaming. Está a 230 euros en Amazon Alemania, gastos de envío incluidos.
  • Portátil Xiaomi Mi Air: el equipo que rivaliza con los grandes fabricantes del mercado a menor precio vuelve a ponerse interesante. Pantalla de 13,3 pulgadas, Core i5-8250U, 8 GB de RAM, 128 GB de SSD, gráfica NVIDIA GeForce MX 150, lector de huellas, todo por 710 euros en GearBest.
  • Smartwatch Huawei Watch 2: con WiFi y 4G nada menos, este reloj tiene también GPS, Wear OS 2.0 para gobernarlo y un precio fantástico de 199,99 euros en Amazon. Brutal por lo que ofrece, os lo aseguro que lo sé de buena tinta: lo analicé hace tiempo.
  • Auriculares Gaming Sennheiser Game Zero: calidad de
    sonido a lo bestia, reducción de ruido y un micrófono de calidad para las comunicaciones durante las partidas. De esta marca se puede uno fiar, y el precio es estupendo, 109 euros en Amazon frente a los +140 que cuesta normalmente.
  • Televisión Haier 4K 55 pulgadas: vale que no es una marca top, pero tener una Smart TV de 55 pulgadas con resolución  4K/UHD (sin HDR, parece por lo que he visto) por este precio es de locos. Cuenta con Netflix preinstalado, WiFi y TDT2, además de altavoces con soporte Dolby Digital+. Se envía desde UK con garantía de Haier, y está a 365,32 euros en Banggood EU con el cupón e2bcea.
  • Xiaomi Mi 8 (Global): con dos años de garantía en España, envío inmediato. Pantalla AMOLED de 6,21 pulgadas FHD+, Snapdragon 845, 6 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara trasera 12+12 MP, cámara frontal de 20 MP, lector de huellas trasero, batería de 3.400 mAh. Está en color azul a 337,40 euros en GearBest con el cupón GBMPKBG2 y en color negro a 337,40 euros en GearBest con el cupón GBMPKBG3. Desactivad el seguro de envío, ya sabéis.
  • PocoPhone F1: telefonazo que Xiaomi se acaba de sacar de la manga. Un Snapdragon 845, 6 GB de RAM, 64 GB de capacidad
    (ampliables), pantallón de 6,18 pulgadas y dos cámaras de 12+5 Mpíxeles, además de batería de 4.000 mAh y conector de auriculares. Si no os importa que no tenga NFC, compra estrella de la temporada, sobre todo a este precio. La edición de 6 GB y 64 GB de capacidad está a 257,71 euros en AliExpress, uauh.
  • Xiaomi Mi 8 Pro: la versión más brutal del telefonazo de Xiaomi: 6,21 pulgadas, el célebre diseño con la carcasa semitransparente (de pega, pero es curiosa), Snapdragon 845, 8 GB de RAM, 128 GB de capacidad, cámara dual de 12+12 MP, cámara frontal de 20 MP, sensor de huella bajo la pantalla, en fin, de todo. Está a 452,83 euros en GearBest.
  • Xiaomi Mi Mix 3: el móvil de gama alta más reciente de esta empresa está ahora a precio llamativo. Con pantalla 6,39 pulgadas casi sin marcos (ni notch), Snapdragon 845, 6 GB de RAM, 128 GB
    de capacidad, cámara trasera 12+12, cámara frontal 24+2 MP  (deslizable, un sistema curioso para esconderlas), batería de 3.850 mAh, desbloqueo facial, soporte carga inalámbrica. Muy chulo, y está a 497,22  euros en Gearbest con 2 años de garantía en España. Desactivad el nuevo seguro de envío activado por defecto, ya sabéis.
  • Unidad SSD Netac 480 GB: mucho más barata que las que os pongo al final, casi medio terabyte a precio de 200 GB en unidades de marcas reputadas. Difícil no sentirse tentado porque cuesta 44,21 euros en JoyBuy. Para que veáis la diferencia, la Samsung 860 Evo de 250 GB (casi la mitad de capacidad) cuesta más: está a 56,90 euros en Amazon… y este último no es mal precio. El otro es ya la locura, aunque la marca, claro, no es muy conocida.

¿Quieres recibir un correo de aviso cuando publique nuevas entradas?

Standard

7 comentarios en “Realidad Virtual a 5 euros: análisis de Google Cardboard

  1. Borf dice:

    Pues justo ayer pillé unas de 2€ en no se que tienducha china, pero con peor pinta que estas. Lástima no haber esperado un poco para pillar estas por Amazon.

    Por cierto, veo que tienes la trasera de bambú. ¿Que tal con ella?

  2. daniel999 dice:

    Si publicas esto el día de los inocentes ni me leo el artículo pensando que es una inocentada. Si triunfa esto, me pregunto qué le parecerá a los que hicieron la película “días extraños” que se les pasara por alto diseñar una realidad virtual de cartón.

  3. Ignacio dice:

    Con el OnePlus One, es bastante molesto, ya que es demasiado grande, creo haber leído que son 5″ máx. y esa media pulgadita de más se nota. En mi caso, no sé como lo habrás solucionado tú, tuve que hacerle un pequeño corte en la tapa, porque al ir tan justo al cerrar se pulsaba el botón de apagado o el de volumen, después de eso, todo perfecto.

    El invento, aunque sea para probarlo 5 minutos y dejarlo en un cajón, merece la pena, sobre todo por lo que cuesta. Cuando el desarrollo de apps esté más avanzado va a ser una pasada, ya hay algunos modelos mucho más cómodos de plástico con almohadillas (porque el cartón se clava en la cara, y el sudor tampoco le sienta bien), y siguen siendo muy económicos, si lo combinas con un gamepad por bluetooth que valen sobre 20€ y unos auriculares, tienes la herramienta perfecta para un FPS o similar con una experiencia inmejorable.

  4. Pingback: Google nos da, Google nos quita | Incognitosis

Comentarios cerrados