Tecnología

No leas los comentarios

·

Llevo ya unos añitos escribiendo en medios online, y salvo honrosas excepciones estoy bastante de acuerdo con aquella corrosiva frase de Enric González en la que éste afirmaba que “lo peor del periodismo son los lectores“. En aquel post hablaba del valor de los comentarios, un tema recurrente en Incognitosis porque me toca muy de cerca y porque creo que hay que darle a esa faceta de los blogs y los sitios web -la discusión y el debate- el valor adecuado.

Y este no es otro que el que tienen esos comentarios. Hay casos en los que los comentarios valen más que el propio artículo, y otros que modifican nuestra percepción de lo que leemos. Y luego están todos los demás casos: aquellos en los que los comentarios, reconozcámoslo, no aportan nada. O si lo aportan, es algo negativo.

El problema no es que haya trolls (¡no les alimentéis, no les alimentéis!) o deje de haberlos, el problema es que son los responsables de los medios los que deben tratar de ofrecer valor en esos apartados.


nyt-1

Los que lo intentan y lo han intentado llevan años tratando de hacer que funcionen cosas como la moderación humana (a mi modo de ver, la única solución, pero demasiado costosa) o los sistemas de karma y automoderación. Hay quien ha ideado formas de tratar de promocionar la calidad de los comentarios destacando los más interesantes. Ars lo hace en sus posts, The Verge ha publicado más de un comentario-post como una historia más en su portada, mientras que Gizmodo hace tiempo que inauguró su plataforma Kinja en la que cada comentario forma parte de un historial de publicación a modo de blog personal que teóricamente debería hacer que sus responsables cuidaran esas pequeñas tarjetas de visita.

También están aquellos que han tratado de darle a los comentarios un sitio distinto. Por ejemplo, redirigiendo a los comentaristas a foros de discusión -si no recuerdo mal, Ars Technica lo hacía así antes- u ocultando la discusión y el debate por defecto, como hizo Medium con esos comentarios desplegables que luego copió Quartz, y como ahora hace The New York Times con una columna lateral con los comentarios desplegados si clicamos sobre ella.

marca-comentarios-1

Otra de las opciones, por supuesto, es simplemente vetar los comentarios, algo que se deberían plantear seriamente medios como el Marca en los que los comentarios suelen ser toda una oda a la mediocridad.  Es la opción por la que se han decantado algunos uberbloggers como John Gruber, mientras que otros requieren registrarse en el blog o medio para poder comentar, algo que tampoco sirve de mucho freno al caos cuando el anonimato en Internet es casi imprescindible para quienes navegan por la red de redes.

Añadiría también (gracias a NPI, que lo apuntaba en los comentarios), métodos especialmente curiosos para moderar los comentarios: el hellbanning, slowbanning y errorbanning son alternativas fantásticas para que podamos vengarnos de esos comentaristas nocivos con una racioncita de su propia medicina. Leed el artículo de Coding Horror al que apuntaba NPI para entender qué hace cada uno de ellos, porque vale la pena.

Y llegamos al caso de algunos medios que curiosamente han tomado una decisión distinta: la de cobrar por poder comentar.  Es el caso de Stratechery, un blog que admiro casi todo. Esto último de cobrar por comentar, no obstante, me parece más bien peligroso, y precisamente es lo que defiende un curioso post en The Kernel que ha inspirado esta entrada hoy. La idea de ese post va más allá: en realidad no solo habría que cobrar por poder comentar sino que, atención, habría que pagar a aquellos comentaristas que hacen los mejores comentarios. La idea, la de pagar pequeñísimas cantidades -la mayoría de los medios bastante tienen con subsistir, como para encima pagar a los lectores por leerles y participar- que al menos le dieran a uno para unas cañas al cabo de un año si es un miembro activo y de calidad de una comunidad.

Ninguna de las dos opciones me parece especialmente interesante para solucionar el tema de la calidad de los comentarios (alguien puede tener suficiente dinero para pagar y seguir publicando chorreces en los comentarios a destajo) ni en el control del spam, que de nuevo tendría que controlarse con una moderación humana que es, para los que escribimos, una dura tarea diaria que ejercemos con estoicismo y con mayor o menor éxito.

Incognitosis es afortunadamente lo suficientemente pequeño para no estar descontrolado en ese sentido, y de hecho ya comenté que no os soléis prodigar mucho por aquí. Por un lado eso me quita trabajo de moderación, claro, pero por otro puede restar de nuevo interés al debate que, yo creo, por aquí suele ser decente. Y aún así, lo tengo claro: si algún día tengo que lidiar con un volumen insostenible y la calidad de los comentarios es baja, puede que tome la misma decisión que Gruber. Como decían en The Kernel,

Here’s what we should do: Get rid of comments. The end. Article over. 

Pues eso. Que no os leáis los comentarios. Excepto los de Incognitosis, claro.


Incognichollos

Esta es una selección con las mejores ofertas tecnológicas actualizadas casi diariamente, como expliqué aquí. Aunque estés en un post “antiguo” las ofertas son de última hora, los Incognichollos los actualizo aparte. Aprovecha, que no suelen durar mucho tiempo:

  • Xiaomi Mi A2 Lite: el telefonazo chollo por excelencia, 5,84 pulgadas, Snapdragon 625, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara dual 12+5 MP, batería de 4.000 mAh, sin NFC eso sí pero aún así triunfada. Atentos porque el modelo de 3 GB y 32 GB es impresionante en precio: 138,51 euros en GearBest. Acaba de aparecer la actualización a Android 9.0 Pie para este móvil, lo que lo destaca aún más. Dos años de garantía en España, y recordad que tenéis que desactivar el seguro de envío predefinido.
  • Tarjeta gráfica Zotac GeForce GTX 1060 6 GB: una gráfica estupenda para animar vuestras sesiones de gaming. Está a 230 euros en Amazon Alemania, gastos de envío incluidos.
  • Red Dead Redemption 2 (Xbox One): el juego del año y uno de los mejores de la historia según las críticas. Está a 51 euros en Amazon Alemania envío incluído.
  • Juego de mesa Catán: uno de los más populares de los últimos años puede ser un gran regalo de navidad, está a 28,4 euros en Amazon. Hay otros como Carcassone (16,99 euros) o Cara Splash (13,99 euros) igualmente curiosos.
  • Procesador Intel Core i7-7740X: no es el más moderno, pero es de la familia X, así que es una opción brutal para gamers. Con 4 núcleos a 4,3 GHz soporta Hyper Threading y tiene un TDP de 112W, así que es glotoncete. Pero el rendimiento es fantástico, como muestra AnandTech en este análisis. Está a 229,90 euros en Amazon.
  • Memoria RAM Ballistix Sport 16 GB DDR4: dos módulos PC4-21300 de 8 GB que pueden darle mucha vidilla a vuestro equipo. Están a 121,73 euros en Amazon Alemania, envío incluido. La opción son los módulos G.Skill Aegis 2x8GB por 123,82 euros en Amazon (España).
  • Portátil Xiaomi Mi Air: el equipo que rivaliza con los grandes fabricantes del mercado a menor precio vuelve a ponerse interesante. Pantalla de 13,3 pulgadas, Core i5-8250U, 8 GB de RAM, 128 GB de SSD, gráfica NVIDIA GeForce MX 150, lector de huellas, todo por 719 euros en GearBest con el cupón GB$XMLAPAIR03.
  • ZTE Axon 7 Mini: un móvil de hace dos años pero que aún así tiene su encanto por esos altavoces frontales. La pantalla de 5,2 pulgadas FullHD está acompañada de un Snapdragon 617, 3 GB de RAM y 32 GB de capacidad (ampliables). La cámara trasera es de 16 MP, y el precio es escandaloso: 90,95 euros en Amazon.
  • Unidad SSD Samsung 960 500 GB: una unidad M.2 NVMe que da velocidades de lectura de hasta 3.200 MB/s, una burrada. Está a 124 euros en Amazon UK envío incluido. Con esta capacidad, súper chollo, os lo dice alguien que compró la 970, algo superior en rendimiento, por 100 euros hace poco… con la mitad de capacidad. Argh.
  • Smartwatch Huawei Watch 2: con WiFi y 4G nada menos, este reloj tiene también GPS, Wear OS 2.0 para gobernarlo y un precio fantástico de 199,99 euros en Amazon. Brutal por lo que ofrece, os lo aseguro que lo sé de buena tinta: lo analicé hace tiempo.
  • Patinete eléctrico Ninebot ES1: hasta 20 km/h y autonomía de hasta 25 km para este patinete plegable que además tiene dos años de garantía en España. Bastante chulo por 287,47 euros en GearBest con el cupón GB12ES1. No os olvidéis de desactivar el nuevo seguro de envío activado por defecto.
  • Auriculares Gaming Sennheiser Game Zero: calidad de sonido a lo bestia, reducción de ruido y un micrófono de calidad para las comunicaciones durante las partidas. De esta marca se puede uno fiar, y el precio es estupendo, 109 euros en Amazon frente a los +140 que cuesta normalmente.
  • Xiaomi Redmi Note 6 Pro: con pantalla de 6,26 pulgadas FullHD, Snapdragon 636, 3 GB de RAM, 32 GB de capacidad, cámara trasera dual de 12+5 MP y cámara frontal dual de 20+2 MP, este es un estupendo candidato para la gama de entrada con su batería gigante de 4.000 mAh. Está a 159,82 euros en GearBest, mientras que la versión con 4 GB de RAM y 64 GB de capacidad está a 177,58 euros en GearBest con el cupón GBMPKBG.
  • Tarjeta MicroSD Kingston 64 GB: buena capacidad para ampliar la capacidad de vuestro móvil, por ejemplo. Incluye adaptador a SD. Estupenda por 9,57 euros en Amazon. Si queréis ir mucho más allá, la SanDisk Ultra de 200 GB está a 35,90 euros en Amazon. Otra opción: la Samsung EVO Plus de 128 GB está a 16,19 euros en JoyBuy.
  • Televisión Haier 4K 55 pulgadas: vale que no es una marca top, pero tener una Smart TV de 55 pulgadas con resolución 4K/UHD (sin HDR, parece por lo que he visto) por este precio es de locos. Cuenta con Netflix preinstalado, WiFi y TDT2, además de altavoces con soporte Dolby Digital+. Se envía desde UK con garantía de Haier, y está a 365,94 euros en Banggood EU con el cupón e2bcea.
  • Xiaomi Mi 8 (Global): con dos años de garantía en España, envío inmediato. Pantalla AMOLED de 6,21 pulgadas FHD+, Snapdragon 845, 6 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara trasera 12+12 MP, cámara frontal de 20 MP, lector de huellas trasero, batería de 3.400 mAh. Está en color azul a 336 euros en GearBest con el cupón GBMPKBG2 y en color negro a 336 euros en GearBest con el cupón GBMPKBG3. Desactivad el seguro de envío, ya sabéis.
  • Auriculares Xiaomi con conector USB-C: sin adaptadores de por medio, curioso tener esta alternativa barata para conectarla a vuestros dispositivos. Son de tipo in-ear y el precio como siempre parece bastante interesante. Están a 13,77 euros en Banggood con el cupón 6baf92.
  • PocoPhone F1: telefonazo que Xiaomi se acaba de sacar de la manga. Un Snapdragon 845, 6 GB de RAM, 64 GB de capacidad (ampliables), pantallón de 6,18 pulgadas y dos cámaras de 12+5 Mpíxeles, además de batería de 4.000 mAh y conector de auriculares. Si no os importa que no tenga NFC, compra estrella de la temporada, sobre todo a este precio. La edición de 6 GB y 64 GB de capacidad está a 254,29 euros n AliExpress, uauh.
  • Xiaomi Mi 8 Pro: la versión más brutal del telefonazo de Xiaomi: 6,21 pulgadas, el célebre diseño con la carcasa semitransparente (de pega, pero es curiosa), Snapdragon 845, 8 GB de RAM, 128 GB de capacidad, cámara dual de 12+12 MP, cámara frontal de 20 MP, sensor de huella bajo la pantalla, en fin, de todo. Está a 456,85 euros en GearBest con el cupón GBMPBF17.
  • Xiaomi Mi Mix 3: el móvil de gama alta más reciente de esta empresa está ahora a precio llamativo. Con pantalla 6,39 pulgadas casi sin marcos (ni notch), Snapdragon 845, 6 GB de RAM, 128 GB de capacidad, cámara trasera 12+12, cámara frontal 24+2 MP (deslizable, un sistema curioso para esconderlas), batería de 3.850 mAh, desbloqueo facial, soporte carga inalámbrica. Muy chulo, y está a 497 euros en Gearbest con 2 años de garantía en España. Desactivad el nuevo seguro de envío activado por defecto, ya sabéis.
  • Unidad SSD Netac 480 GB: mucho más barata que las que os pongo al final, casi medio terabyte a precio de 200 GB en unidades de marcas reputadas. Difícil no sentirse tentado porque cuesta 48,61 euros en JoyBuy. Para que veáis la diferencia, la Samsung 860 Evo de 250 GB (casi la mitad de capacidad) cuesta más: está a 56,90 euros en Amazon… y este último no es mal precio. El otro es ya la locura, aunque la marca, claro, no es muy conocida.

¿Quieres recibir un correo de aviso cuando publique nuevas entradas?

Standard

17 comentarios en “No leas los comentarios

  1. Comparto tu criterio, y mi sitio es un claro ejemplo de uno de los casos que planteas. Hay veces que los propios comentarios son mejores que el artículo en cuestión o al menos le dan un valor añadido al mismo. Y otras veces, pues algunos comentarios mandan el post a la mierda.

    Phoronix es uno de esos sitios que usan los foros para comentar. Yo en lo particular no estoy de acuerdo con ello, pues me parece mejor que si tienes una idea con respecto a un tema, lo desarrolles en el mismo lugar. Eso por no hablar de que tener que hacerte otra cuenta o tener que pinchar otro enlace para dejar tu opinión, para muchos puede ser demasiado trabajo xD

    • Ya he visto que escribes (o creaste, no me ha quedado claro) en DesdeLinux, lo miraba mucho en los tiempos de MuyLinux 😉 En este tipo de sitios tan de nicho suele haber otro problema: que el debate a menudo se calienta demasiado, y hay opiniones encontradas que suelen acabar muchas veces en flame wars. Lástima, porque la calidad de los comentarios suele ser buena porque la gente está muy metida en esos temas y a veces te descubren cosas que ni tú mismo sabías…

  2. Javier dice:

    Yo también soy de los que creen que los comentarios aportan mucho a los artículos. Para mi hay dos tipos de comentarios que leo, por un lado en las noticias que te interesan de verdad, para saber los que opinan los demás, y luego marca, cuando te apetece echarte unas risas con las estupideces que dicen…

  3. A mi el que me gustaba era el “efecto hilo podrido”, cuando los comentarios derivaban sin control y degenerando del tema del post. Por ejemplo, si yo pongo aquí un:
    ???? ¿Cómo puedo vender un riñón? ????
    Y lo dejamos macerar.

  4. N.P.I. (@Noel_PI) dice:

    Hay sistemas que no has comentado y que a mi me encantan que son aquellos que contemplan el slowban, hellban y errorban.
    http://blog.codinghorror.com/suspension-ban-or-hellban/

    Sobre lo de pagar a los comentaristas se puede combinar con el que los comentaristas paguen; es decir, se recolectan las donaciones de todos los comentaristas y con ese dinero se paga a los mejores (a juicio de la comunidad), puede causar problemas si la comunidad empieza a premiar a los troles ingeniosos y no a aquellos que realizan apuntes interesantes (¿Se podría implementar 2 sistemas de votacion uno para divertidos y otro para útiles?).

  5. ¿Cómo no va a permitir el Marca (o cualquier medio grande español) poner comentarios estúpidos? Son la fuente de sus millones de revisitas de usuarios, es lo que atrapa al público objetivo de esos medios.

  6. Eapendergast dice:

    Muy bueno!!!

    La verdad es que es un problema que yo tampoco tengo en mi minoritario a la par que escasamente valorado blog. Y si algún día lo tuviera, pues ya vería el modo de afrontarlo.

    Varias de las opciones que has puesto me han parecido correctas, pero al final, la moderación de comentarios, parece lo más fácil a corto plazo. La verdad, no te deseo ningún mal, pero ójala tengas que adoptar una medida extrema ante la avalancha de miles de comentarios en tu blog 🙂 🙂 eso significaría que serías ampliamente leído, lo que creo sinceramente que te mereces.

    Así que mira, mejor, ve estudiando las diferentes posibilidades menos la de cobrar por comentar, por si acaso.

    Saludos y sigue así, este blog es genial

  7. Pingback: Cuando los comentarios sobran | Incognitosis

  8. La verdad es que una de las mayores incomodidades de tener un blog es lidiar con la multitud de comentarios de spam que se reciben. Más allá que algunos comentarios tengan faltas de ortografía flagrantes o sean totalmente irrelevantes, lo más irritante son los comentarios spam de gafas oakley, rayban, la gran mayoría ingleses. Seguro que sabes a qué me refiero.

Comentarios cerrados