Tecnología

La soledad del programador Open Source

·

Soy un ferviente admirador de la filosofía Open Source. No soy desarrollador, así que no puedo entrar a valorar con criterio si esa comparación entre la catedral y el bazar sigue siendo válida, o lo ha sido alguna vez. El caso es que lo que sí que tengo claro como usuario de soluciones Open Source es que esas palabras mágicas que tanto se usan para alabar ciertos proyectos no necesariamente refuerzan ese concepto de comunidad.

Debería ser así, desde luego. Un proyecto que nace con esa filosofía, o que la adopta más tarde por lo que sea, se convierte en el candidato perfecto para invitar a la colaboración. Esa libertad del código, esa invitación literal a que intentes mejorar cosas a base de romperlas (y aprender durante el proceso) debería ser casi adictiva para estos programadores. Y no lo es.

Lo estamos viendo constantemente en proyectos Open Source liderados por un programador que cree en una idea y que a pesar de invitar a cualquiera a que colabore, se queda más solo que la una. Las peticiones de colaboración en proyectos Open Source son frecuentes, pero también lo son los plantones que los usuarios con o sin experiencia en programación (y que se pueden limitar, por ejemplo, a tareas de traducción o de búsqueda de errores) acaban apartándose de esa opción. Que lo haga otro, que bastante liado estoy ya.

En esa soledad del programador Open Source intervienen varios factores. La pereza, desde luego, es importante. Los alicientes no son normalmente llamativos a priori, ya que muchos proyectos son, diría, totalmente aspiracionales. No están dirigidos a ganar dinero, sino a resolver problemas o necesidades más o menos comunes. Y a hacerlo con esa mentalidad equivocada de que lo libre equivale a algo gratis.

Luego, por supuesto, está la naturaleza humana. Nos encanta estar en bandos cuanto más numerosos mejor. Ya sabéis. La gente va donde va Vicente. Borreguitos y tal. Y claro, apoyar una idea con un locoplaya y encima aportar tiempo y esfuerzo sin vistas a algo más que la satisfacción personal (más sobre esto más adelante) es muy complicado para mucha gente. Luego, claro, puede uno apuntarse cuando la cosa esté ya horneadita, y de paso, lanzadita a moro muerto.

Ahí suele aparecer otro efecto peligroso y frecuente en proyectos Open Source: las flame wars. Cruentas y brutales en este segmento. Yo he acabado muy cansado de las discusiones sobre la mejor distribución Linux, el mejor entorno de escritorio o el mejor editor. Y es que la ventaja de esa libertad que ofrece Linux es también su mayor problema. Que si no te gusta algo, puedes modificarlo y crearte una versión propia que normalmente será perfecta para ti… y para nadie más. Y de nuevo nos encontramos con el usuario o programador solitario, que está solo en su batallita, y que como ocurre en la sociedad es visto como bicho raro. A muchos esto les puede importar un pito -Stallman es el mejor representante de ese talibanismo extremo-, pero a otros tantos lo de sentirse arropados y formar parte de una comunidad les acaba compensando a la hora de compartir experiencias o gustos.

Por que claro, y aquí voy con la otra gran razón de los proyectos Open Source, la satisfacción personal es (o debería ser) la razón por antonomasia por la propia filosofía de estos proyectos. Teóricamente desinteresada, muy rollo comunidad. Pero esa satisfacción no parece ser tan Open Source. Sobre todo cuando ahora hay mucho joven programador con talento que tiene ante sí dos caminos: el de convertirse en un emprendedor con proyecto propio que poder vender a empresas de Capital Riesgo para lograr financiación… o el de defender su idea en solitario, invitando la colaboración de otros y a menudo acabando hasta las narices de librar batallas en las que los sinsabores son mucho más frecuentes que las alegrías.

Malos tiempos para tentar a programadores con aquello del Open Source.


Incognichollos

Esta es una selección con las mejores ofertas tecnológicas actualizadas casi diariamente, como expliqué aquí. Aunque estés en un post “antiguo” las ofertas son de última hora, los Incognichollos los actualizo aparte. Aprovecha, que no suelen durar mucho tiempo.

  • OnePlus 6: el telefonazo de OnePlus en su versión internacional está de rebajas. Con un Snapdragon 845, 6 GB de RAM, 64 GB de capacidad y cámara dual de 20MP+20MP (y acabado negro espejo) lo tenéis a 409,15 euros en GearBest con el cupón GB$MP664.
  • Xiaomi Redmi Note 5: mejor que los Mi A1, cercanos a los Mi A2, a caballo en precio y prestaciones: pantalla de 5,99 pulgadas, Snapdragon 636, 4 GB de RAM, 64 GB de memoria ampliables, cámara dual (12+5 MP), lector de huella, todo por 189,98 euros en Amazon.
  • Xiaomi Mi A2 Lite: pero claro, si buscáis el sucesor real del Mi A1, lo tenéis en oferta. Con su pantalla de 5,84 pulgadas, 4 GB de RAM; 64 GB de capacidad (ampliables) y cámara dual (12+5 MP) está a 169,99 euros en eBay.
  • Chuwi Laptop SE: parecido al Jumper ezBook X4, con un Celeron N4100, 4 GB de RAM, 32 GB eMMC y 128 GB de SSD (curiosa combinación) y pantalla de 13,3 pulgadas 1080p, además de batería de 5.000 mAh y 1,44 kg de peso. Un buen equipo de batalla por 261,15 euros en GearBest.
  • Unidad SSD SanDisk Plus 960GB: rápida en lectura y escritura (535/450 MBps respectivamente) y estupenda por su precio, 179,9 euros en Amazon.
  • Huawei Mate 10 Lite: con un Kirin 659, pantalla de 5,9 pulgadas, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad (ampliables), doble cámara (13+2MP) y lector de huella tenéis otro candidato a móvil estupendo en esta franja: lo venden a 209 euros en eBay.
  • Apple iPhone 7 reacondicionado: con pantalla de 4,7 pulgadas, un procesador Apple A10 Fusion, cámara dual de 12 MP, resistencia al agua y color oro rosa. Está a 548,77 euros en Amazon. Los modelos en color negro, plata, y oro están al mismo precio.
  • Xiaomi 8: atentos que el telefonazo de Xiaomi está de súper oferta. Con un Snapdragon 845, 6 GB de RAM, 64 GB de memoria y cámara dual de 12+12 Mpíxeles, (análisis) este es un chollazo si optáis por el modelo en color blanco, que eso sí, tiene la ROM china, tendréis que rootear (aquí explican cómo) e instalar la internacional. Está a 324,30 euros en JoyBuy, chicos. Impresionante si sois un poco manitas. En GearBest está a 388,25 euros con el cupón Eddytedy115 con envío desde España y garantía de aquí de dos años, nada mal si preferís no arriesgar demasiado y esperar menos. En AliExpress, por completar opciones, está a 352 euros.
  • Xiaomi Mi A2 Lite: el que para mí es el verdadero sucesor del Mi A1 está a precio estupendo. Es la versión con pantalla de 5,84 pulgadas (y notch), Snapdragon 625, 3 GB de RAM, 32 GB de capacidad (ampliables) y cámara dual (12+5MP). Todo por 165,41 euros en Banggood con el cupón 8BGA2L3325.
  • Lector/Grabador externo de CD/DVD/Blu-ray: esta unidad lee y graba todo, es ligera y delgada y se conecta vía USB 3.0. Bastante interesante, sobre todo porque en Amazon te dan 2 por 1, así que si convences a un amigo está tirada: en Amazon salen a 39,99 euros las dos unidades.
  • Báscula corporal digital inalámbrica: de la marca Renpho, monitoriza peso, grasa corporal, agua, músculos, IMC, BMR, masa ósea y un montón de parámetros más, y pasa los datos a una app móvil para iOS y Android. Buenas críticas, mejor precio: 40,99 euros en Amazon (41% dto.)
  • Xiaomi Mi Notebook Air 13,3: atentos al modelo de 2018 con pantalla de 13,3 pulgadas 1080p, un Core i5-8250U, una GeForce MX150, 8 GB de RAM, 256 GB de SSD, y lector de huella. Todo por 705,10 € en GearBest.
  • Patinete eléctrico Nilox: buena alternativa en movilidad, y a precio llamativo. Este modelo plegable tiene 20 km de autonomía, velocidad máxima de 20 km/h y un precio estupendo de 249 euros en Amazon.
  • Portátil gaming Acer Aspire VX15: con pantalla de 15,6 pulgadas 1080p, un Core i7-7700HQ, 8 GB de RAM, un SSD de 128 GB, un disco duro de 1 TB, una GTX 1050 y Windows 10. Gran opción si no sois súper exigentes con la gráfica, porque cuesta solo 764,15 euros en Amazon.
  • Unidad SSD NVMe KingSpec 480 GB: si queréis almacenamiento rápido en vuestro PC, atentos a esta unidad con velocidades de lectura y escritura de 1.500/1.230 MBPs respectivamente. Está a 94,5 euros en Aliexpress, es más o menos la mitad de lo que cuestan las Samsung 960/970 Evo de turno aunque también dan mejor rendimiento, claro. Bastante bien, creo yo.
  • Jumper EZbook X4: el portátil de bajo coste que analicé recientemente y que me ha dejado sorprendido. Con un Celeron N4100, 4 GB de RAM, 128 GB de SSD ¡(560/470 MBps!), puerto MicroHDMI, MicroSD y 2xUSB 3.0, además de pantalla de 14 pulgadas FullHD (algo tristona en brillo y color, cierto). Teclado en disposición americana, buen trackpad, todo por 235,90 euros en GearBest.
  • Huawei P20 Lite: la versión “modesta” del anterior también está curiosa, ojo. Un Snapdragon 659, 4/64GB, lector en la trasera, cámara dual (16+20) y está en GearBest a 232,68 euros con el cupón Eddytedy56 (envío desde España, garantía 2 años). Este sí que está bastante más barato que en Amazon, donde lo tenéis a 300 euros.
  • Xiaomi Redmi Note 5: un phablet de 5,99 pulgadas, Snapdragon 636, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara dual de 12+5 MP y lector de huellas además de batería de 4.000 mAh. Una apuesta segura a este precio: 149 euros en Aliexpress.
  • Disco duro externo Maxtor 4TB: precio brutal para esta unidad externa pequeñita (2,5 pulgadas) y con conector USB 3.0/3.1. Está  a 104,38 euros en Amazon.
  • Xiaomi Mi A1: atentos que el smartphone chollo de la temporada está a buen precio en Amazon. Es la versión con 4 GB de RAM y 32 GB de capacidad con su doble cámara y su Snapdragon 625. Lo tenéis en AliExpress por 133,16 euros. Otra opción es la de Amazon, donde lo tenéis a 182 euros.
  • Portátil convertible Medion 11,6 pulgadas: muy modesto, pero una buena opción para los peques: Intel Atom x5-Z8350, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad eMMC, pantalla táctil convertible en táctil, Windows 10 incluido. Todo por 199 euros en Amazon (41% dto.)
  • Xiaomi Redmi 2S: recién salido del horno, el nuevo campeón de los móviles baratos: 5,99 pulgadas 720p con formato 18:9, sorprendente ya solo por eso. Además cuenta con un Snapdragon 625, 3 GB de RAM, 32 GB de capacidad y cámara dual (16+5 MP). Lo tenéis a 139,28 euros en GearBest, alucinante.
  • Unidades SSD Kingston, SanDisk, y Samsung: 120 GB de capacidad para una buena unidad de Kingston (500 MBps en lectura, 320 MBps en escritura) que cuesta 29,19 euros en Amazon (46% dto), nada mal. La unidad de 240 GB está aun mejor, a 45,89 euros (53% dto.). Si queréis aún más, atentos a la Samsung 850 EVO de 500 GB por 97,80 euros en Amazon. Toshiba también tiene una unidad simpática, la TR200 de 240 GB por 47 euros en Amazon, atentos a este último.

¿Quieres recibir un correo de aviso cuando publique nuevas entradas?

Standard

1 comentario en “La soledad del programador Open Source

  1. Pingback: Incognitosis de fin de semana (XIII) | Incognitosis

Comentarios cerrados