Tecnología

Revisitando Star Wars (5/6)

·

Por fin el peliculón. Por fin la única de las seis entregas -bueno, me falta la sexta, pero ya sé lo que me espera en ella- que realmente merece la pena y la que plantea una explicación razonable a la leyenda de una saga que en mi opinión está absolutamente sobrevalorada.

Pero no con “Star Wars Episode V: The Empire Strikes Back“, que desde el primer momento parece una peli más madura, más cuidada y absolutamente redonda. En todo.

starwarsv-1

Para empezar por los escenarios, que son perfectos. La batalla de Hoth es alucinante, no tanto por la paliza que da el imperio sino por lo cuidado que está todo (salvo el Yeti, ahí el rollo marioneta quizás es un poco exagerado),. La trama en Dagobah también es fantástica, con el encuentro de Luke con Yoda, al que eso sí, parece que vivir por allí le ha hecho perder un poco el norte, la puesta en escena de un Darth Vader mucho más hecho, la aparición por fin del emperador, la trampa en Bespin con Han, Leia y Lando-con alguna escena digital por medio añadida después, pero que mola- y por supuesto el desenlace final con el combate entre Luke y Darth Vader que es uno de los momentazos absolutos de toda la saga, sin lugar a dudas. El combate no está mal del todo, pero aquí el descubrimiento de la relación real entre ambos -con guiño a Leia en ciertos momentos- es genial. No me extraaña que el “Yo soy tu padre” y el “¡Nooo!” de Luke sea uno de los memes clásicos.

Pero es que luego están los personajes y, sobre todo, cómo las relaciones se construyen y se afianzan entre ellos. Aquí es donde más forma toma esa simbiosis entre el gordo y el flaco R2D2 y C3PO, donde la amistad de Han y Luke se consolida, donde Han y Leia se enamoran definitivamente y donde surge esa inevitable empatía con los personajes. Uno quiere ser del Imperio o de los rebeldes por diversos motivos, pero cada bando tiene sus grises, sus matices. Los buenos no son necesariamente “puros”, y los malos tienen su punto también -aunque eso se ve más en la sexta, claro.

Y como decía, los personajes. Hasta los secundarios son cojonudos. Bobba Fett se consagra, los almirantes de la flota imperial lo pasan regular ante un Vader juguetón con sus cuellos, y luego está el secundario por excelencia, Lando Calrissian, el sinvergüenza simpático por excelencia. Muy del palo de Han, pero con ese punto civilizado. Mola.

luke

Los protagonistas lo bordan. Luke es el que más madura, desde luego, aunque sea a golpe de sablazos láser -no parece importar perder manos en el futuro, qué bien quedan las prótesis-. Leia es una princesa de las que molan: decidida, seria cuando toca, y mucho más consecuente que su madre, Amidala, que parecía una pagafantas a su lado. Han Solo ya prometía en la primera y ahora se aprovecha del juego que le da el personaje -curioso lo distinto que es el seriote Harrison Ford en entrevistas-, así que su interpretación gracias a Leia es también brutal. Aquí un único bostezo: Chewie, el pobre, no da para más. Y luego tenemos a Yoda, desde luego, a quien como decía al principio parece habérsele ido un poco la olla pero que después sí deja claro que tiene muy claro por dónde tienen que ir los tiros.

Cuántos momentazos. Los AT-ATs, el asteroide con el súper-gusano dentro, el entrenamiento con Yoda, el ligoteo entre Leia y Han -nada empalagoso, lo de Anakin y Amidala era para potar-, cómo Yoda saca del agua el X-Wing, el bloque de carbonita en el que congelan a Han Solo…

Prodigiosa. Por fin.

Nota IMDB: 8,8/10

Mi nota: 9,4/10

Otros posts de esta particular serie:

  1. Revisitando Star Wars (1/6)
  2. Revisitando Star Wars (2/6)
  3. Revisitando Star Wars (3/6)
  4. Revisitando Star Wars (4/6)
  5. Revisitando Star Wars (5/6)
  6. Revisitando Star Wars (6/6)

 

¿Quieres recibir un correo de aviso cuando publique nuevas entradas?

Standard

10 comentarios en “Revisitando Star Wars (5/6)

  1. Vicent dice:

    Coincido totalmente .
    La única película realmente buena de la saga. La sexta me parece casi ya más la primera del producto de mercadotecnia en la que la saga se convierte en la trilogía posterior .
    Esta película si merece un notable alto .

  2. Sip, es la mejor, guión de Lawrence Kasdan uno de mis directores/guionista favoritos (aprovecha para recuperar Silverado y verás a qué me refiero), aunque con el tiempo también se ha ido al garete.
    Lo dicho, la mejor. Aún estoy pensando qué hacer el día 18!

      • Francisco Sánchez dice:

        Lo tiene todo esta película, se habrá dicho hasta la nausea lo de que esta saga lo es por ella, pero es que es así de cierto. La guerra de las galaxias necesitaba muchísimo una buena película como continuación, solamente hay que ver lo que la gente pensaba sobre la primera por aquel entonces, ejem star wars holiday special ejem. Seguramente si la segunda no hubiera sido el peliculón que fue esto hubiera terminado diluyéndose, como la mayoría del cine fantástico de los 70 anterior a estas dos, y gran parte del coetáneo, ya que se dedicaron a fusilar sin piedad la imaginería de la saga, cuando no directamente contratar a los de los efectos especiales. Galáctica estrella de combate no pasa de dos episodios que no quieras arrancarte los ojos, por poner un ejemplo. Sobre si veremos la nueva va a ser que no por causa de fuerza mayor, mi mujer y yo no podremos ver la nueva a pesar de ser fans, ella sale de cuentas justo el día 18 y somos primerizos, no queremos estropearle la función a nadie con un parto en mitad de la sala. Ya la veremos en Bluray.

  3. Catipochi dice:

    Sobre todo esa sensación de angustia y depresión. Cuando la vi era muy chico y no tenía claro eso de las sagas, por tanto te quedadas con la idea de que ‘ganaron los malos’. Es muy potente el final.
    Por cierto no sé si en esta película aparece también por primera vez la Marcha imperial, sin duda lo mejor de la banda sonora.
    Excelentes reseñas, me divirtió mucho eso de perder manos en el futuro, como si tal cosa…
    Saludos!

Comentarios cerrados