Tecnología

Por qué la PS4 podría ser mi próxima consola

·

Esta semana hemos podido conocer buena parte de los detalles que nos faltaban por conocer de la Xbox One (mi post récord en Xataka) de Microsoft y la PS4 de Sony, y en ambos casos las prestaciones sobre el papel eran muy similares. Aun cuando las diferencias existen en algunos apartados del hardware -por ejemplo, esa memoria GDDR5 en la PS4 de la que veremos si realmente se saca provecho– en esencia nos encontramos ante una nueva generación que sobre todo repite el mantra de sus antecesoras: las consolas no son más que PCs reconvertidas a un formato específico para juegos.

Esto es más verdad que nunca ahora que en ambos casos se hace uso de una APU de AMD (de momento, sin especificar modelos), pero en el caso de la Xbox One la propuesta original está aderezada con dos componentes especiales, Kinect y su funcionamiento como PVR. La obligatoriedad de comprar y usar Kinect es ya de por sí inquietante (no sé vosotros, pero mi Kinect está muerto de risa el 99% del poco tiempo que enciendo la consola), pero esa apuesta por PVR está orientada de momento al mercado de los Estados Unidos, así que esa fantástica oferta de contenidos en lo que a televisión IP se refiere me temo que aquí será algo muy de futuro.

Pero lo más preocupante no será eso. Ni tampoco qué juegos tendremos en una u otra plataforma, porque los anuncios iniciales son solo un juego de despistes: los desarrolladores se volcarán en una u otra plataforma (o en las dos) según despeguen en el mercado. Y el despegue de la Xbox One está viéndose muy comprometido por un hecho fundamental.

Que en Microsoft están siendo gilipollas. 

Gilipollas con el tema de los juegos usados, gilipollas con esa misteriosa necesidad de tener la consola conectada a Internet, y por supuesto gilipollas con esa obsesión por convertir al jugador en un objeto monitorizable y, en suma, en culpable hasta que se demuestre lo contrario. Hasta hace unos días tenía mis reservas con todo este desastre de comunicación de Microsoft, que sigue sin aclarar del todo muchos de esos términos. Pero aún así mi admiración por la actual plataforma (la Xbox 360 es un maquinón, y Xbox LIVE es sencillamente genial) equilibraba la balanza. Y entonces llegó la frase (y no suelo tirar de negritas por aquí) de Don Mattrick, jefazo de esa élite sobradilla de MS:

We have a product for people who aren’t able to get some form of connectivity. It’s called Xbox 360.

Querido Sr. Mattrick, se merece usted tres palabras que solo habían recaído en otro ilustre hace ya bastante tiempo:

Es usted gilipollas. 

Esa frase, como comentan sabiamente en TechCrunch, podría representar la mayor metedura de pata en el ámbito de la comunicación en la historia de la división de entretenimiento de Microsoft. No sé las consecuencias que podrá tener a largo plazo, pero sí sé que de momento mis opciones de comprar una Xbox One se han visto notablemente reducidas. Y eso, claro está, deja una única opción si en el futuro me planteo renovar mi parque consolero: Srta. PS4, pase usted a escena.


Incognichollos

Esta es una selección con las mejores ofertas tecnológicas actualizadas casi diariamente, como expliqué aquí. Aunque estés en un post “antiguo” las ofertas son de última hora, los Incognichollos los actualizo aparte. Aprovecha, que no suelen durar mucho tiempo:

  • Xiaomi Mi A2 Lite: el telefonazo chollo por excelencia, 5,84 pulgadas, Snapdragon 625, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara dual 12+5 MP, batería de 4.000 mAh, sin NFC eso sí pero aún así triunfada. Atentos porque el modelo de 3 GB y 32 GB es impresionante en precio: 142,32 euros en GearBest. Acaba de aparecer la actualización a Android 9.0 Pie para este móvil, lo que lo destaca aún más. Dos años de garantía en España, y recordad que tenéis que desactivar el seguro de envío predefinido.
  • Unidad SSD Crucial BX300: una unidad de 120 GB con prestaciones estupendas y que sale por un precio ridículo: 26,19 euros en Amazon.
  • Unidad SSD Samsung 970 EVO: genial con 250 GB y velocidades de transferencia brutales: está a 72,99 euros en Amazon, nunca la vi tan barata. Es la que tengo en mi PC, y me salió a 95 euros como súper ganga, así que imaginad. La versión de 500 GB está a 119,98 euros, gran precio también.
  • Motorola One: un smartphone basado en Android One con pantalla de 5,9 pulgadas, un Snapdragon 625, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara dual 13+13 MP. Está a 249 euros en Amazon.
  • Smart TV Samsung 65NU7405: una televisión gigante de 65 pulgadas 4K HDR con tres conectores HDMI, 2 puertos USB y todo lo necesario para disfrutar de la tele a lo grande. Está a 899,99 euros en Amazon. También tenéis un modelo Samsung de 55 pulgadas a 599,99 euros y otro modelo Samsung de 50 pulgadas a 499,99 euros.
  • Monitor LG UltraWide 29 pulgadas: un modelo muy curioso para vuestras sesiones de trabajo y juego. Con resolución 2560×1080, AMD FreeSync, conectores USB-C y HDMI. Está a 219 euros en Amazon.
  • Patinete Eléctrico Ninebot ES1 No. 9: otro patinete similar al anterior pero algo menos potente. Hasta 20 km/h y hasta 25 km de autonomía, muy bien también por su precio, 277 euros en GearBest con el cupón GB12ES1 con dos años de garantía en España. Desactivad el seguro de envío, eso sí.
  • Reloj inteligente Huawei Honor Magic: un reloj curioso con pantalla AMOLED, soporte GPS, autonomía de una semana, NFC (¡pagos móviles!), sensor de ritmo cardiaco, monitorización del sueño, barómetro, brújula y notificaciones. Muy curioso por 100 euros en GeekBuying con el cupón EGWQNPDV.
  • Tarjeta gráfica Zotac GeForce GTX 1060 6 GB: una gráfica estupenda para animar vuestras sesiones de gaming. Está a 230 euros en Amazon Alemania, gastos de envío incluidos.
  • Portátil Xiaomi Mi Air: el equipo que rivaliza con los grandes fabricantes del mercado a menor precio vuelve a ponerse interesante. Pantalla de 13,3 pulgadas, Core i5-8250U, 8 GB de RAM, 128 GB de SSD, gráfica NVIDIA GeForce MX 150, lector de huellas, todo por 710 euros en GearBest.
  • Smartwatch Huawei Watch 2: con WiFi y 4G nada menos, este reloj tiene también GPS, Wear OS 2.0 para gobernarlo y un precio fantástico de 199,99 euros en Amazon. Brutal por lo que ofrece, os lo aseguro que lo sé de buena tinta: lo analicé hace tiempo.
  • Auriculares Gaming Sennheiser Game Zero: calidad de
    sonido a lo bestia, reducción de ruido y un micrófono de calidad para las comunicaciones durante las partidas. De esta marca se puede uno fiar, y el precio es estupendo, 109 euros en Amazon frente a los +140 que cuesta normalmente.
  • Televisión Haier 4K 55 pulgadas: vale que no es una marca top, pero tener una Smart TV de 55 pulgadas con resolución  4K/UHD (sin HDR, parece por lo que he visto) por este precio es de locos. Cuenta con Netflix preinstalado, WiFi y TDT2, además de altavoces con soporte Dolby Digital+. Se envía desde UK con garantía de Haier, y está a 365,32 euros en Banggood EU con el cupón e2bcea.
  • Xiaomi Mi 8 (Global): con dos años de garantía en España, envío inmediato. Pantalla AMOLED de 6,21 pulgadas FHD+, Snapdragon 845, 6 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara trasera 12+12 MP, cámara frontal de 20 MP, lector de huellas trasero, batería de 3.400 mAh. Está en color azul a 337,40 euros en GearBest con el cupón GBMPKBG2 y en color negro a 337,40 euros en GearBest con el cupón GBMPKBG3. Desactivad el seguro de envío, ya sabéis.
  • PocoPhone F1: telefonazo que Xiaomi se acaba de sacar de la manga. Un Snapdragon 845, 6 GB de RAM, 64 GB de capacidad
    (ampliables), pantallón de 6,18 pulgadas y dos cámaras de 12+5 Mpíxeles, además de batería de 4.000 mAh y conector de auriculares. Si no os importa que no tenga NFC, compra estrella de la temporada, sobre todo a este precio. La edición de 6 GB y 64 GB de capacidad está a 257,71 euros en AliExpress, uauh.
  • Xiaomi Mi 8 Pro: la versión más brutal del telefonazo de Xiaomi: 6,21 pulgadas, el célebre diseño con la carcasa semitransparente (de pega, pero es curiosa), Snapdragon 845, 8 GB de RAM, 128 GB de capacidad, cámara dual de 12+12 MP, cámara frontal de 20 MP, sensor de huella bajo la pantalla, en fin, de todo. Está a 452,83 euros en GearBest.
  • Xiaomi Mi Mix 3: el móvil de gama alta más reciente de esta empresa está ahora a precio llamativo. Con pantalla 6,39 pulgadas casi sin marcos (ni notch), Snapdragon 845, 6 GB de RAM, 128 GB
    de capacidad, cámara trasera 12+12, cámara frontal 24+2 MP  (deslizable, un sistema curioso para esconderlas), batería de 3.850 mAh, desbloqueo facial, soporte carga inalámbrica. Muy chulo, y está a 497,22  euros en Gearbest con 2 años de garantía en España. Desactivad el nuevo seguro de envío activado por defecto, ya sabéis.
  • Unidad SSD Netac 480 GB: mucho más barata que las que os pongo al final, casi medio terabyte a precio de 200 GB en unidades de marcas reputadas. Difícil no sentirse tentado porque cuesta 44,21 euros en JoyBuy. Para que veáis la diferencia, la Samsung 860 Evo de 250 GB (casi la mitad de capacidad) cuesta más: está a 56,90 euros en Amazon… y este último no es mal precio. El otro es ya la locura, aunque la marca, claro, no es muy conocida.

¿Quieres recibir un correo de aviso cuando publique nuevas entradas?

Standard

17 comentarios en “Por qué la PS4 podría ser mi próxima consola

  1. probertoj dice:

    Veremos lo de los juegos usados y la segunda mano. Si ambas empresas llevan en esa pelea por decidir quién iba a ser más estricta con el DRM desde hace más de un año y Sony ha cambiado de discurso justo antes de salir al escenario del E3, tiempo habrá de saber cómo les ponen las pilas las third parties, que son quienes han obligado a este pulso con el consumidor. ¿Veremos que el mismo juego de EA se pueda vender de segunda mano en una plataforma y en otra no?¿Seguro?

    Sony ha sido astuta y ha escondido lo que dijo MSFT al principio: que las compañías van a tener el verdadero poder de decisión. Ok, podrás dejarle tu juego de PS4 a un amigo… La frase en concreto es que se podrán cambiar como cartas de beisbol: quizás también con las mismas consecuencias, prueba a meter una carta de beisbol en una consola a ver a qué te deja jugar 😉

    Por cierto, sigo sin ver qué tiene de “inquietante” que la XBox One incluya en su pack básico Kinect que, por más que se repita, no es cierto que sea de uso obligatorio.

  2. Corrígeme si me equivoco, pero Sony dejo claro clarito en el vídeo que los juegos físicos en BD se podrán prestar o revender como quien cambia cromos. Las aclaraciones posteriores de Sony se referían a juegos en formato descarga digital, donde sí tendrían algo que decir los desarrolladores.

    Que eso no se pueda hacer en la Xbox 360 es ya un argumento importante. Como lo es el precio, el coste de Xbox LIVE (que sí, funciona perfecto, pero muchos lo usamos solo para juego online, y eso PSN lo ofrece gratis, no quería añadir más leña al fuego pero Gizmodo hablaba de ello ayer) y la maldita conexión a Internet cada 24 horas rollo orwelliano.

    Roberto, estas pijadas solo tienen un efecto en el consumidor: la de hacerle pensar que Xbox cree que son, ya de serie, unos piratas y unos ladrones.

    Y lo de Kinect obligatorio y siempre encendido, para qué. ¿Qué pasa si uno no quiere estar dándole voces a una máquina continuamente? Quizás inquietante no sea el calificativo adecuado, pero de nuevo, estrategia equivocada. Imponer restricciones al usuario (cuando antes no las había tenido y disfrutaba igualmente del producto) es un mal camino. Malo de pelotas.

    • probertoj dice:

      Respecto a Sony y su vídeo:
      http://www.edge-online.com/news/e3-2013-drm-free-ps4-is-a-pr-play-expect-similar-policies-across-both-consoles-say-sources/

      Veremos dónde acaba ese teatrillo de PRs que se han montado a última hora.

      Kinect no es obligatorio ni está siempre encendido si tú no quiero. Vale que tienes que optar a apagarlo (lo cual me parece una experiencia de usuario lógica si lo que quieren ellos es vender el control con Kinect), pero no es obligatorio, puedes quitarlo y la consola sigue funcionando.

      Lo que sí es obligatorio es de la conexión al menos una vez al día. Bien claro lo han dejado para que luego nadie les pueda decir “yo me compré esto pensando que… y ahora tengo un ladrillo”. No, mira, si quieres XBox One, tendrás que conectarla al menos una vez al día, incluso en un breve tethering (esto último de ayer mismo xD).

      Por cierto, PSN con PS4 ya no será gratis, sino que tendrás que tener PSN Plus… ¿ves cómo todos se acaban pareciendo?

      • Bien por ese enlace y por el apunte a PSN obligatorio, de eso no me había enterado. Veremos en qué acaba como dices: si Sony se ha tirado el pisto y acaba imponiendo esas restricciones, caerá post dándoles cera como está mandado.

        El problema con Kinect es que imponen una opción que a lo mejor la gente no quiere. El control por voz (lo único que interesa en todos los ámbitos y no solo juegos) es algo accesorio, y como tal debería ser (en mi opinión) opcional. Pagar por ello y luego tenerlo apagado es una contradicción. Si quisiera usarlo, lo compraría aparte y lo usaría. No quiero pagar por algo que voy a tener apagado todo el tiempo…

        Que hayan dejado bien claro lo de la conexión una vez al día está bien por ese lado –al menos avisan– pero de nuevo, es una medida que –insisto– nos pone a los jugadores como sospechosos. Conéctate, ya sabes, “por si estás haciendo algo raro, avispillas”.

        Bien argumentado, Don Roberto, pero aún no me acabas de convencer 🙂

    • Axel dice:

      Javi, Sony no ha dicho que no habrán restricciones o DRM. Han dicho que no serán obligatorias. Es decir que serán las third partys las que decidirán. Que es exactamente el mismo modelo que se sigue en PS3.

      EA no te deja jugar online al FIFA si el juego es prestado o comprado de segunda mano. Tienes que comprar un pase online que creo que cuesta 8€.

      A lo que si se ha comprometido Sony es a que SUS juegos (los uncharted, killzone, gran turismo) no harán uso de estas técnicas. Y me parece un movimiento inteligente. Esta misma estrategia en steam ha hecho que el grueso de las distribuidoras los imiten ya que sus títulos se venden más.

      Un saludo.

      • Recién mirado, aclaración en CNET:

        You’ll able to sell, lend or trade any PS4 game from any publisher, but third-party publishers (such as EA or Ubisoft) may choose to restrict certain online features or charge you extra, and Sony says it can’t stop that. Microsoft, on the other hand, is giving publishers tools to charge you money to use a second-hand game.

        Bien por el ejemplo del FIFA. Veremos qué hacen finalmente los desarrolladores con esa herramienta, tanto en la PS4 como en la Xbox One (que con todo y con eso, es aún más restrictiva, creo yo).

  3. Carlos Iglesias dice:

    Están convirtiendo el simple hecho de jugar a un videojuego en algo difícil de digerir, con tantas restricciones y tanta chorrada. Parece que necesitas un Master para jugar a un videojuego. Creo que volveré a dar patadas a un balón. Lo que tengo claro, es que tal y como está ahora la Xbox One en mi casa no entra.

    • Hakenz dice:

      Es esa mi mayor queja, están anquilosando todo, las grandes noticias y titulares de esta próxima generación son las polémicas y embrollos empresariales, cuando deberían ser los juegos. Yo seguiré con XB360 y PC.
      NextGen, no gracias… No por ahora.

  4. Jorge dice:

    Pues una cosa tengo segura, no me gusta el rollo de la xbox one, pero si ponen los juegos nuevos en un rango de 30-50 dlls y hasta mas baratos online, y sobretodo juegos “viejos” menos caros aún, podría pensar seriamente en el xbox-one (claro, aplica también a la ps4)
    Encima de que tienes que comprar un equipo de 500 dlls tienes que comprar juegos a 80 dlls???!!! y el mismo precio online (sin disco) ????!!!!!
    Esa sería una muy buena estrategia, juegos baratos venden mucho más (comprobado en ios android)
    Saludos

  5. Fernando Pratz dice:

    Como siempre interesante post, aunque creo que el titulo tuvo que ser “Lo que dejó de hacer Microsoft para que la PS4 pueda ser mi próxima consola”. Esperaba mas conocer los pros de la consola de Sony que los cons de la Xbox One. Me da a pensar que, quitando políticas de las empresa, la mejor consola es la Xbox One.

  6. nahiko dice:

    Hombre, siempre hay que buscar un compromiso.

    Si pones una consola, la cual se piratea con la minga, olvidaos de ubisoft, codemasters, EA y demás desarrolladoras “gordas”, no quieren perder el tiempo si no van a amortizar la inversión. Si se piratea tan fácil sus ventas van a ser irrisorias.

    Ahora, si pones taaaantas restricciones, al final lo que no tienes es público que compre la consola y potenciales compradores de juegos. Así que lo dicho, compromiso.

    Yo siempre lo he dicho y ahora más que nunca, lo mejor es un PC, vale lo mismo que una consola y es muy ampliable en el tiempo, además, lo de jugar es solo una de las miles de cosas que puedes hacer con él.
    Y ahora, que las consolas (al menos la XBOX) van a ser X86… muchos de los juegos de PC ya no serán ports cerdos (léase GTA, prince of persia y otros) además, un PC, ahora que los juegos son nativos para X86… veremos juegos brutales, que con una gráfica simplona irán como auténticos tiros 😀

    Y si de lo que se trata es de jugar a “copias de seguridad”, ahí tenemos a reloaded, a razor1911, fairlight, blackbox, etc…
    Hablando de esto, cuando compré aquella nVidia 6600GT, me venía el colin McRae, creo que el ’04, original… pues no sé qué tipo de protección tenía, que no conseguí jugar hasta que no me descargué un exe modificado “e ilegal”.
    Y hace un par de semanas, me compré un libro en la casa del libro (menudos ESTAFADORES”) y no lo he podido leer, así que también me he tenido que descargar una copia no legal, y por supuesto se niegan a devolverme el dinero…

    S2!!

  7. Pingback: La Xbox One vuelve a ser candidata, adiós a la polémica | Incognitosis

  8. Pingback: La Xbox One y los árboles que no dejan ver el bosque | Incognitosis

Comentarios cerrados