Tecnología

¿Para qué tienes una DSLR si la usas en modo Auto?

·

Ah, las modas friquis. Las siempre atrayentes y molonas modas friquis. Ahora la moda es comprar un tablet, pero hace una década lo más de lo más era tener un Pocket PC o una PDA. Más tarde llegaron los iPod, los GPS y, no mucho después, las cámaras réflex digitales, o, como las conocemos por sus siglas sajonas, DSLR. Las cámaras réflex eran pesadas y engorrosas, pero daba igual. Prometían convertirnos en fotógrafos profesionales con tan solo pulsar un botón. De repente veías a cualquier mindundi con el último modelo de Canon o Nikon y con un objetivo que probablemente les hubiera costado más que el cuerpo de la cámara.

¿Y para qué, para disparar en modo Auto?

Lo confieso: yo también lo hago. Aunque trato de escapar del atrayente lado del mal y ajustar velocidad de obturación, apertura del diafragma, ISOs o puntos de enfoque, a menudo las prisas me condenan. Así que tiro de esos modos predefinidos: no sólo del auto, sino del modo retrato, paisaje o deportes, porque espero -con razón- que me solucionen la papeleta en diversas soluciones. Y lo malo es que creo (creemos) que nos la resuelven. Utilizar los modos predefinidos está bien si uno no es exigente, pero si no fueramos mínimamente exigentes no nos hubiéramos gastado 1.000 euros en una DSLR (cuerpo+objetivo), y si no fuéramos mínimamente exigentes nos conformaríamos quizás con una compacta de última generación, esas mirrorless con objetivos intercambiables (o de nuevo, por sus siglas sajonas, MILC) como las Sony NEX que tienen pintón y que eso sí, tienen precios comparables a las de las DSLR de gama media.

Es lo que demuestra el fotógrafo profesional  Gary Heery en ese vídeo que encabeza este post y en el que precisamente promociona las Sony Nex con ese argumento, que es evidente. La mayoría de la gente -vale, hay gente que no- tiene una DSLR para molar, pero no son capaces de aprovechar ni el 10% de las prestaciones de unas cámaras que no están pensados para wannabees de fotógrafos profesionales. Recordad: para eso tenemos Instagram.


Incognichollos

Esta es una selección con las mejores ofertas tecnológicas actualizadas casi diariamente, como expliqué aquí. Aunque estés en un post “antiguo” las ofertas son de última hora, los Incognichollos los actualizo aparte. Aprovecha, que no suelen durar mucho tiempo:

  • Xiaomi Mi A2 Lite: el telefonazo chollo por excelencia, 5,84 pulgadas, Snapdragon 625, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara dual 12+5 MP, batería de 4.000 mAh, sin NFC eso sí pero aún así triunfada. Atentos porque el modelo de 3 GB y 32 GB es impresionante en precio: 142,32 euros en GearBest. Acaba de aparecer la actualización a Android 9.0 Pie para este móvil, lo que lo destaca aún más. Dos años de garantía en España, y recordad que tenéis que desactivar el seguro de envío predefinido.
  • Unidad SSD Crucial BX300: una unidad de 120 GB con prestaciones estupendas y que sale por un precio ridículo: 26,19 euros en Amazon.
  • Unidad SSD Samsung 970 EVO: genial con 250 GB y velocidades de transferencia brutales: está a 72,99 euros en Amazon, nunca la vi tan barata. Es la que tengo en mi PC, y me salió a 95 euros como súper ganga, así que imaginad. La versión de 500 GB está a 119,98 euros, gran precio también.
  • Motorola One: un smartphone basado en Android One con pantalla de 5,9 pulgadas, un Snapdragon 625, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara dual 13+13 MP. Está a 249 euros en Amazon.
  • Smart TV Samsung 65NU7405: una televisión gigante de 65 pulgadas 4K HDR con tres conectores HDMI, 2 puertos USB y todo lo necesario para disfrutar de la tele a lo grande. Está a 899,99 euros en Amazon. También tenéis un modelo Samsung de 55 pulgadas a 599,99 euros y otro modelo Samsung de 50 pulgadas a 499,99 euros.
  • Monitor LG UltraWide 29 pulgadas: un modelo muy curioso para vuestras sesiones de trabajo y juego. Con resolución 2560×1080, AMD FreeSync, conectores USB-C y HDMI. Está a 219 euros en Amazon.
  • Patinete Eléctrico Ninebot ES1 No. 9: otro patinete similar al anterior pero algo menos potente. Hasta 20 km/h y hasta 25 km de autonomía, muy bien también por su precio, 277 euros en GearBest con el cupón GB12ES1 con dos años de garantía en España. Desactivad el seguro de envío, eso sí.
  • Reloj inteligente Huawei Honor Magic: un reloj curioso con pantalla AMOLED, soporte GPS, autonomía de una semana, NFC (¡pagos móviles!), sensor de ritmo cardiaco, monitorización del sueño, barómetro, brújula y notificaciones. Muy curioso por 100 euros en GeekBuying con el cupón EGWQNPDV.
  • Tarjeta gráfica Zotac GeForce GTX 1060 6 GB: una gráfica estupenda para animar vuestras sesiones de gaming. Está a 230 euros en Amazon Alemania, gastos de envío incluidos.
  • Portátil Xiaomi Mi Air: el equipo que rivaliza con los grandes fabricantes del mercado a menor precio vuelve a ponerse interesante. Pantalla de 13,3 pulgadas, Core i5-8250U, 8 GB de RAM, 128 GB de SSD, gráfica NVIDIA GeForce MX 150, lector de huellas, todo por 710 euros en GearBest.
  • Smartwatch Huawei Watch 2: con WiFi y 4G nada menos, este reloj tiene también GPS, Wear OS 2.0 para gobernarlo y un precio fantástico de 199,99 euros en Amazon. Brutal por lo que ofrece, os lo aseguro que lo sé de buena tinta: lo analicé hace tiempo.
  • Auriculares Gaming Sennheiser Game Zero: calidad de
    sonido a lo bestia, reducción de ruido y un micrófono de calidad para las comunicaciones durante las partidas. De esta marca se puede uno fiar, y el precio es estupendo, 109 euros en Amazon frente a los +140 que cuesta normalmente.
  • Televisión Haier 4K 55 pulgadas: vale que no es una marca top, pero tener una Smart TV de 55 pulgadas con resolución  4K/UHD (sin HDR, parece por lo que he visto) por este precio es de locos. Cuenta con Netflix preinstalado, WiFi y TDT2, además de altavoces con soporte Dolby Digital+. Se envía desde UK con garantía de Haier, y está a 365,32 euros en Banggood EU con el cupón e2bcea.
  • Xiaomi Mi 8 (Global): con dos años de garantía en España, envío inmediato. Pantalla AMOLED de 6,21 pulgadas FHD+, Snapdragon 845, 6 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara trasera 12+12 MP, cámara frontal de 20 MP, lector de huellas trasero, batería de 3.400 mAh. Está en color azul a 337,40 euros en GearBest con el cupón GBMPKBG2 y en color negro a 337,40 euros en GearBest con el cupón GBMPKBG3. Desactivad el seguro de envío, ya sabéis.
  • PocoPhone F1: telefonazo que Xiaomi se acaba de sacar de la manga. Un Snapdragon 845, 6 GB de RAM, 64 GB de capacidad
    (ampliables), pantallón de 6,18 pulgadas y dos cámaras de 12+5 Mpíxeles, además de batería de 4.000 mAh y conector de auriculares. Si no os importa que no tenga NFC, compra estrella de la temporada, sobre todo a este precio. La edición de 6 GB y 64 GB de capacidad está a 257,71 euros en AliExpress, uauh.
  • Xiaomi Mi 8 Pro: la versión más brutal del telefonazo de Xiaomi: 6,21 pulgadas, el célebre diseño con la carcasa semitransparente (de pega, pero es curiosa), Snapdragon 845, 8 GB de RAM, 128 GB de capacidad, cámara dual de 12+12 MP, cámara frontal de 20 MP, sensor de huella bajo la pantalla, en fin, de todo. Está a 452,83 euros en GearBest.
  • Xiaomi Mi Mix 3: el móvil de gama alta más reciente de esta empresa está ahora a precio llamativo. Con pantalla 6,39 pulgadas casi sin marcos (ni notch), Snapdragon 845, 6 GB de RAM, 128 GB
    de capacidad, cámara trasera 12+12, cámara frontal 24+2 MP  (deslizable, un sistema curioso para esconderlas), batería de 3.850 mAh, desbloqueo facial, soporte carga inalámbrica. Muy chulo, y está a 497,22  euros en Gearbest con 2 años de garantía en España. Desactivad el nuevo seguro de envío activado por defecto, ya sabéis.
  • Unidad SSD Netac 480 GB: mucho más barata que las que os pongo al final, casi medio terabyte a precio de 200 GB en unidades de marcas reputadas. Difícil no sentirse tentado porque cuesta 44,21 euros en JoyBuy. Para que veáis la diferencia, la Samsung 860 Evo de 250 GB (casi la mitad de capacidad) cuesta más: está a 56,90 euros en Amazon… y este último no es mal precio. El otro es ya la locura, aunque la marca, claro, no es muy conocida.

¿Quieres recibir un correo de aviso cuando publique nuevas entradas?

Standard

4 comentarios en “¿Para qué tienes una DSLR si la usas en modo Auto?

  1. Gilgamezh dice:

    Je, me gustó mucho esta nota. Realmente me molesta mucho ver a esos tipos con camaras que valen tortas de plata sacando en “auto” mientras yo sigo con mi Pentax K1000 a la espera de poder comprarme una reflex digital 🙂

    Yo quitaría la funcionalidad de “auto” y resuelto el problema. (claro no para la gente de marketing je…)

  2. nahiko dice:

    Solo puedo estar de acuerdo a medias.

    Si bien es cierto que la mayoría de gente que compra una réflex, lo hace para fardar, para molar, para estar a la última, lo que ocurre es que realmente, con una réflex las fotos quedan muchísimo mejor en casi todas las ocasiones, uses el auto o no.

    Las réflex gozan de unos sensores enormes y hay una ley que dice que a mayor tamaño de sensor, menor ruido en la foto.
    Una cámara réflex te da muchísima más calidad en malas condiciones de luz, o con sensibilidades muy altas.

    Las compactas, ultracompactas o incluso las bridge (salvo raras excepciones como canon S95, G11 y las respectivas de la competencia) llevan un sensor diminuto, con el que se resiente MUCHO la calidad y el ruido en condiciones de luz adversas.

    Las camaras “compactas” con sensor “algo” más grande como las anteriormente citadas S95 o G11… ya son más caras.
    Y si hablamos de una sony nex, no quiero ni contar, eso sí, tienen un sensor como cualquier réflex de entrada, lo bueno es que son más ligeras y pequeñas, pero los precios? Similares a los de las réflex.

    Por lo tanto, si quieres una cámara que haga fotos “decentes” en condiciones de luz malas, necesitas una con sensor “grande”.
    Si quieres una cámara con sensor grande, o te vas a una réflex o a una tipo Sony NEX, y pasas por caja.

    Ahora, una full frame por ejemplo, pues es mucho mejor que una nikon D5100, ya que el sensor es mucho más grande (además de todo el resto de cosas).

    Que solo te las compras para fardar… vale, pero tus fotos serán mucho mejores que las de cualquier otra persona que haya gastado menos en una compacta / bridge.

    Y por supuesto, el tener el sensor más grande también tiene sus cosas, por ejemplo, un teleobjetivo con cierta distancia focal, por ejemplo un 350 es laaaaaaaaaaaargo…

    S2!!

  3. Pues mira sí, tienes razón. Yo mismo tengo reflex y suelo hacer las fotos en automático. Aunque no me compré la cámara para fardar, yo tenía intención de aprender a usarla bien, hasta me compré un libro de fotografía. Pero coger la cámara 2 o 3 veces al año no ayuda a que los pocos conocimientos que adquiero se asienten, así que cada vez es como empezar de 0. Y como suele coincidir con viajes, pues tampoco me pongo a investigar demasiado. Muy triste.

  4. Zehio dice:

    Que buena reflexión, realmente es así. En mi caso, tras varios años con una compacta con zoom ( mi querida fuji s5000) decidí dar el salto a una DSLR cuando mi mujer quedó embarazada… ya había leído un par de libros de fotografía ( analógica ) y tenía bastante claro como funcionaba una cámara y para que servían cada uno de sus ajustes, al menos teóricamente.
    Tuve un periodo de adaptación/ aprendizaje con mi D80 pero desde casi el principio me propuse usarla en manual…
    Los comienzos fueron algo duros, pero con el tiempo te habituas y acabas convirtiendo el proceso de configuración en unos pocos segundos, ahora en un vistazo rápido a la escena enseguida decides, ISO, balance de blancos ( cuando tiro en RAW automático, mejor para procesar después ), y en cuanto pobres el ojo en el visor apertura y velocidad… todo es cuestión de práctica y rodaje.
    Eso sí, no se los últimos modelos, ya que mi D80 pertenece a una generación anterior (o dos ) pero una compacta un poco buena ” saca” mejores fotos que una DSLR en modo automático, al menos más agradables a la vista. Suelen aplicar unos ajustes más agresivos a la toma, dando más nitidez y saturación a las fotos, cosa que en una DSLR has de hacer después en el postprocesado, con photoshop por ejemplo.

    Yo desde luego a un novato nunca recomendaría un ladrillo como una DSLR, es la manera más fácil de que la deje en un cajón y aparque su nueva afición.

    Saludos

Comentarios cerrados