Tecnología

¡¡Vuelve Incognitosis!!

·

Supongo que habréis estado todo el día dale que te dale al F5 😉 para que se recargase la página a ver qué c*** pasaba. Y al final pasó lo que tenía que pasar, que por tratar de hacer el truco del almendruco me he quedado sin hosting durante todo el día. Si lleváis un tiempo leyéndome sabréis que el hosting del blog me lo llevan en DreamHost, de los cuales, la verdad, no tengo queja, a pesar de que hace menos de dos semanas volví a leer con cierto temor un post sobre los problemas que muchos usuarios han tenido con DH. De hecho, algunos lo llaman NightmareHost (Hosting de pesadilla, juego de palabras con el nombre real de la empresa) y lo ponen a parir.

A mí me atrajo el chollo del primer año, ya que utilizando cualquier promo-code de los que hay miles en Internet te puede salir un año entero por 25 dólares, pero claro, al final de ese año te tienes que aguantar y pagar la cuota real de ese servicio, que en mi caso son 120 dólares. No es mucho teniendo en cuenta el servicio, pero duelen igualmente.

Así que intenté lo que seguro que otros ya probaron: reutilizar un promo-code, crearme una cuenta paralela, mantener el hosting en la original, y ver si combinando ambas podía solucionar el tema. Pero al final he acabado sin poder hacerlo, y como no quería pasarme horas enfrascado en este tema he decidido ‘enseñarles la pasta’ y así evitarme más historias. En el proceso he perdido algunos comentarios 🙁 pero creo que no demasiados. Así que, ante todo, disculpas por la caída del blog – la culpa es mía, por listillo – y nada, si alguien ha conseguido lo que yo no he logrado, que lo cuente, leñe 🙂

¿Quieres recibir un correo de aviso cuando publique nuevas entradas?

Standard