Tecnología

Merecemos quedarnos sin papel higiénico

Harry sacó del armarito el rollo de papel higiénico. Era el último de los pequeños lujos que le quedaban. Un año después del inicio de la pandemia ya no quedaban muchas alegrías materiales, y la mayoría de los supervivientes intentaba pasar el rato jugando online al ‘Battlefield 1’.

Por lo menos seguía habiendo electricidad y líneas de comunicación. «A falta de pan, buenas son tostas», pensó. Cogió el rollo y se lo enseñó a toda la familia, manteniéndolo unos instantes en alto en uno de los momentos más solemnes de los últimos días. Todos miraban embelesados aquel rollo de papel higiénico.

—Ya sabéis, chicos—dijo Harry muy serio—. Ocho secciones como máximo cada vez que plantéis un pino. Que nos dure. Disfrutadlo.

El pequeño Harry Jr. cogió el rollo con un brillo especial en los ojos y se dirigió al baño. Se paró delante de la puerta y miró a sus padres y a su hermana. Luego miró el rollo, y sonrió. Aquel fue el momento más feliz de todos los vividos en el último mes. Con diferencia.

—Harry Jr, recuerda, ocho trocitos—le gritó su hermana con sorna.

Y Harry Jr. asintió, feliz. Como su padre, que dejó de hacerlo un instante después. De repente recordó todo lo que había pasado. Y sobre todo, lo que no había pasado.

***

No se me ocurre forma mejor de iniciar este post que con eso que podría ser el principio de un relato distópico sobre lo que podría esperarnos en el futuro. No lo he pensado mucho y dudo que vayan por ahí los tiros si esto del coronavirus acaba siendo más grave de lo que parece, pero la verdad es que la situación es desde luego preocupante.

El problema no es tanto que lo sea. Para mí lo extraordinario es que teóricamente estamos mejor preparados que nunca para combatir una pandemia —de momento la OMS no ha dicho que lo sea—, y todo lo que está pasando demuestra que los seres humanos somos un maldito desastre.

No sé exactamente qué falla. Supongo que la falta de comunicación entre los gobiernos y supongo también que el miedo a las pérdidas económicas. No digo pérdidas humanas, ojo, porque parece como si esto fuera lo menos importante en todo este desastre: de ser lo prioritario otro gallo nos hubiera cantado. De querer evitar muertes está claro lo que habríamos hecho desde el primer momento.

Lo que sí es cierto es que tenemos más y mejores datos que nunca sobre la evolución de esta enfermedad. Nunca antes nos habíamos visto amenazados por algo así con tantas armas para hacerle frente. Los estudios sobre la evolución de los contagios se han ido replicando de un país a otro. Tenemos un montón de grafiquitas, análisis, informes de expertos, artículos, reportajes y, claro está, muchísima desinformación (y memes). Y también hay información que ni siquiera nos llega, por lo que sea, y aquí las teorías de la conspiración y las películas a las que somos tan aficionados se disparan.

Pero pese a ello, lo que sí tenemos es, como digo, mucha, mucha información que por alguna razón no llega por donde debería llegar y adonde debería llegar. Resulta que WhatsApp y las tertulias de la tele parecen tener más valor para mucha gente que un organismo como la OMS o los medios (serios) que tratan de contarlo con más o menos fortuna. Y con muchas grafiquitas chulas, eso sí. Lo que pasó en China ha pasado en Italia y está pasando en España. Y curiosamente, lo que le ha funcionado a uno parece que no sirve para que otro haga lo mismo.

Cada país hace lo que mejor le parece teniendo en cuenta esos factores sociales y económicos, y aunque estoy muy lejos de saber qué decisión es la mejor, lo que veo ahora mismo es que en China parecen haber frenado ese crecimiento exponencial de casos que se había producido con una medida tan extrema como (o eso parece) eficiente: todo el mundo a casa.

Lo curioso es que en China tomaron la decisión relativamente rápido, pero en el resto del mundo parecen estar esperando a que la cosa se descontrole para tomar esa misma decisión. En España seguimos esperando a que la situación sea de «contagio comunitario no controlado», algo que empieza a pasar en algunas zonas (Madrid y Vitoria) para comenzar a declarar situaciones de emergencia que han empezado hoy con la cuarentena para los niños. Cesa la actividad docente —los centros siguen abiertos y con los profes allí, qué absurdo— durante 15 días. ¿Por qué no todo lo demás? ¿Por qué los niños, teóricamente los menos expuestos?

En cuanto lo dijeron ayer los españoles volvimos a demostrar que en estos casos somos presas fáciles de los memes. Ha habido bastante histeria antes —cuando se agotaron mascarillas o geles desinfectantes— y ahora, cuando se han visto colas espectaculares en supermercados y gente aprovisionándose y llevándose comida (y rollos de papel higiénico) a toneladas. Como si esto fuera a convertirse en esa peli distópica que vimos en el cine y que ahora revivimos pensando que igual acabamos todos andando rarito y lanzando gemidos.

Más allá de que la gente quiera prepararse como mejor le parezca, ¿cómo es posible que no haya habido más previsión al respecto? No somos los primeros en caer en esta situación: China, insisto, ya lleva semanas con una cuarentena mucho más radical. Italia también nos lleva la triste delantera en este caos. ¿No se ha aprendido nada de esos casos? ¿No dejan esas situaciones lecciones que poder transmitir a otros países, gobiernos y ciudadanos? Con todos los datos de lo que ha pasado en otros sitios, ¿no hay protocolos de actuación más o menos perfilados? ¿No pueden los gobiernos ir distribuyendo información sobre cómo hacer las cosas en todos los ámbitos en una situación como esta? Y los que no han actuado, ¿por qué no se preparan ya? ¿Por qué no montan han ido montando las empresas sus VPN para teletrabajar? ¿Por qué no montan han ido montando los colegios plataformas de aprendizaje online para intentar que los niños no se pasen el día viendo Lady Bub? ¿Por qué no se aclara cómo hacer compras o cómo no hacerlas? Tener un teléfono de información está bien, pero eso hace que cada uno tenga que montárselo por su cuenta con los datos que tiene a su alrededor que, atención, ahora resulta que son demasiados. Qué ironía.

No lo entiendo. Tenemos más datos que nunca y no les hacemos ni caso.

Merecemos quedarnos sin papel higiénico.

Dicho lo cual, mensaje importante: cuidaos mucho.


Incognichollos

Esta es una selección con las mejores ofertas tecnológicas actualizadas casi diariamente, como expliqué aquí. Aunque estés en un post «antiguo» las ofertas son de última hora, los Incognichollos los actualizo aparte. También puedes seguir los Incognichollos en Twitter o en el nuevo canal de Telegram 🙂 . ¡Aprovecha, que no suelen durar mucho tiempo!

  • Motorola One Zoom: 6,39?, Snapdragon 675, 4 GB de RAM, 128 GB de capacidad, cámara quad (48+8+16+5), telefoto 3x, 4000 mAh, está a 269 euros en Amazon (baja de 429).
  • Sony WH-CH700AL: unos auriculares inalámbricos con conexión Bluetooth y NFC, hasta 35 de autonomía, cancelación de ruido AINC, perfiles de sonido A2DP y AVRCP. Están a 76 euros en Amazon (bajan de 180).
  • Lenovo L27i: un monitor de 27 pulgadas Full HD, tiempo de respuesta de 4 ms, hasta 75 Hz de frecuencia de refresco, conectores HDMI y VGA, está a 139,98 euros en Amazon (baja de 199).
  • Pendrive Verbatim 256 GB: una llave de memoria USB con una capacidad espectacular de 256 GB, aunque la conexión es USB 1.1, así que las velocidades son lentitas. Pero oye, por 27,90 euros puede compensar.
  • Juegos PS4: Tekken 7 a 19,95 euros en Amazon (baja de 69,99). Call of Duty: Black Ops III a 15,90 euros. Red Dead Redemption II a 29,90 euros (baja de 69,99). Resident Evil 2 a 19,50 euros (baja de 59,99).
  • Microsoft Wireless Desktop 3050: un conjunto de ratón y teclado inalámbricos. Teclado con controles multimedia, ratón con tecnología BlueTrack. Está a 39,99 euros en Amazon (baja de 64,90).
  • WD My Book 10 TB: un disco duro externo de 3,5 pulgadas con una capacidad brutal de 10 TB y conexión USB 3.0. Está a 177,89 euros en Amazon (baja de 256,99).
  • Xiaomi Redmi Note 8 Pro: con 6,53?, un Helio G90T, 6 GB de RAM, 128 GB de capacidad, cámara quad (64+8+2+2), 4.500 mAh de batería, está a 199 euros en Amazon.
  • Apple iPhone 8 64 GB (reacondicionado): atentos a este modelo, que según Amazon está como nuevo y «funciona como tal», nada menos que 64 GB de capacidad, 4,7 pulgadas, cámara de 12 Mpíxeles, TouchID, resistencia al agua IP67. Está a 309 euros en Amazon.
  • Nintendo Switch Lite + Animal Crossing + Kirby Clash: la consola portátil de Nintendo con el juego Animal Crossing baja de precio: está a 256,4 euros en eBay con el código PDESCUENTO5. Si queréis la consola tal cual sin juegos, está a 199,99 euros en Amazon.
  • Apple AirPods 2: con el estuche de carga normal, no el inalámbrico, pero estupendos según sus propietarios. Están a 139,98 euros en Amazon.
  • Samsung 55RU7105: una Smart TV de 55 pulgadas (modelo 2019) con resolución 4K UHD, soporte HDR10+, procesador 4K, mando One Remote, soporta Apple TV, Alexa, está a 379 euros en eBay con el código PDESCUENTO5.
  • Xiaomi Mi True Wireless TWS: los auriculares inalámbricos de Xiaomi con Bluetooth 5.0, micrófono integrado, control táctil, hasta 4 horas de autonomía, 12 con el estuche de carga. Están a 20,84 euros en Amazon.
  • Xiaomi Mi 10: 6,67?, Snapdragon 865, 8 GB de RAM, 128 GB de capacidad, cámara quad (108+13+2+2 MP), 4.780 mAh, 5G. Pack promocional con Mi Band 3 y Mi True Wireless Earphone 2. Está a 699 euros en Amazon (descuenta 100 € al tramitar pedido).
  • Pinball FX3: si os gustan los pinballs atentos a este juego que incluye ediciones varias como las de Star Wars, Aliens o Marvel. Está gratis en Steam, ¡mola!
  • Cubot R15: un smartphone modesto pero pintón. 6,26?, MediaTek Helio A22 quad-core, 3 GB de RAM, 32 GB de capacidad, cámara dual 16+2 MP, 3.000 mAh, está a 85 euros en Amazon con el código Q4679ZCJ (baja de 99,99).
  • Huawei Watch GT 2 Sport: un smartwatch con caja de 42 mm con GPS, pantalla AMOLED 1,2?, GPS, 15 modos deportivos, monitorización cardíaca y de sueño, hasta una semana de autonomía. Está a 159 euros en Amazon (baja de 239).
  • TD Systems K55DLJ10US: una Smart TV de 55 pulgadas con resolución 4K UHD, soporte HDR10, sonido Dolby Digital Plus, y basada en Android 9.0. Está a 319 euros en eBay.
  • Humble Bundle Conquer Covid-19: un pack espectacular de juegos y libros que tendrían un valor total de 1.071 dólares y que puedes conseguir por 28 euros. El 100% de los ingresos van a organizaciones de caridad.
  • Xbox One X + Forza Horizon 4 + Lego Speed Champions: la consola más potente de Microsoft vuelve a precios locos. Incluye el juego de Star Wars, un mando, unidad Blu-ray y 1 TB de capacidad. Está a 294,25 euros en Amazon (baja de 499).
  • Xbox Game Pass Ultimate: esta oferta te permite obtener 6 meses de este servicio de suscripción para juegos de Xbox One y Windows 10 al precio de lo que te costarían 3 meses. Doble de diversión al mismo precio! Está a 38,99 euros en Amazon (baja de 77,97).
  • SSD Crucial BX500 960 GB: una unidad de estado sólido SATA de 2,5 pulgadas con una capacidad de 960 GB, casi 1 TB, y velocidades de hasta 560 MB/s. Está a 101,99 euros en Amazon (baja de 110).
  • Amazon Music Unlimited: vuelve la oferta de tres meses gratis de este servicio que compite con Spotify. Solo para nuevos clientes, luego 9,99 euros/mes.
  • Xiaomi Mi M365: el ya célebre patinete eléctrico de Xiaomi con autonomía de 30 km, velocidad de 25 km/h, plegable, está a 279,65 euros en eBay con el código PARAXIAOMI.
  • TCL Plex: un smartphone de 6,53?, Snapdragon 675, 6 GB de RAM, 12 8 GB de capacidad (ampliables), cámara triple de 48+16+2 MP, 3.820 mAh, conector auriculares (!). Está a 219 euros en Amazon (baja de 279).
  • Realme 6: súper nuevo, 6,5?, Helio G90T, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara cuádruple (48+8+2+2 MP), 4.300 mAh de batería, lector de huella en el lateral, está a 192 euros en AliExpress Plaza con el código ALIVERSARIO27
  • Cargador AUKEY USB-C: con Power Delivery 3.0, potencia de 36W, dos puertos USB-C para cargar móviles o tabletas a toda pastilla. Está a 25,99 euros en Amazon (baja de 38,99).
  • Televisor TD Systems K58DLK10US: una Smart TV de 58 pulgadas con resolución 4K UHD, soporte HDR10, sonido Dolby Digital+, WiFi, sistema operativo Android 9.0. Está a 319 euros en AliExpress (baja de 359).
  • TCL 55DP602: una Smart TV de 50? con resolución 4K UHD, soporte HDR, sonido Dolby Digital Plus, está a 357,45 euros en Amazon. Brutal.
  • Xiaomi Redmi Note 8: 6,53?, Snapdragon 665, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara cuádruple (48+8+2+2) y 4.000 mAh de batería. Está a 155,42 euros en Amazon.
  • Apple iPhone 11 64 GB: 6,1 pulgadas de pantalla Retina, Apple A13 Bionic, Face ID, cámara dual de 12 +12 Mpíxeles, carga inalámbrica, resistencia IP68, carga rápida, Dolby Atmos. Está a 789 euros en Amazon.
  • Amazon Kindle: el lector de libros electrónicos de Amazon ya cuenta en su versión básica con luz frontal integrada, así que puedes leer en la cama sin lámparas. 6 pulgadas 167 ppp, 4 GB de capacidad, está a 64,99 euros en Amazon (baja de 89,99). El Paperwhite resistente al agua está a 99,99 euros (baja de 129,99).
  • Monument Valley 2: un juego visualmente precioso con una mecánica de puzzles espectacular. Está gratis para Android en Google Play y también gratis para iOS en la App Store.
  • Oppo Reno 2: 6,55?, Snapdragon 730G, 8 GB de RAM, 256 GB de capacidad, cámara cuádruple (48+13+8+2), lector de huella bajo pantalla, 4.000 mAh, cámara frontal «aleta tiburón». Muy curioso , está a 449 euros en Amazon (baja de 499).
  • ASUS ZenBook 14: un portátil de 14? FullHD con un Ryzen 7 3700U, 16 GB de RAM (muy bien), 512 GB de SSD, una Radeon RX Vega 10, sistema operativo Endless OS, teclado español, lector de huella. Está a 649 euros en Amazon.
  • WD Black P10 5TB: una unidad de 5 TB de capacidad perfecta para consola o PC, capacidad estupenda, conexión USB 3.0, tasas de transferencia notables, está a 119,99 euros en Amazon (baja de 140,49).
  • Seagate Expansion 8 TB: otra unidad aún con mayor capacidad, 8 TB (uauh!) con interfaz USB 3.0 (compatible USB 2.0), 3,5 pulgadas y un precio muy bueno (no tanto como el anterior), 139,99 euros en Amazon.
  • HiSense H50AEE6400: una Smart TV de 50? con resolución 4K UHD, soporte HDR, plataforma VIDAA U, modo deporte, está a 349,99 euros en Amazon.
  • Sharp LC-55UI8762ES: una Smart TV de 55 pulgadas con resolución 4K UHD, soporte HDR+, Smart Aquos Net+, 3 x HDMI, 2 x USB, altavoces Harman Kardon, está a 389,99 euros en Amazon (baja de 799,99).
  • Lenovo IdeaPad C340-14API: un portátil convertible en tablet muy majo de 14? Full HD con un Ryzen 5 3500U, 8 GB de RAM, 256 GB de SSD, Windows 10 y teclado en español por 599,99 euros en Amazon.
  • ASUS ZenBook UM431DA-AM003: un portátil de 14? Full HD con un Ryzen 5 3500U, 8 GB de RAM, 512 GB de SSD, sin sistema operativo, teclado en español, está a 549 euros en Amazon.
  • Humble Bundle Just Drive: un pack de juegos de conducción para quienes quieran disfrutar al volante «virtual». Asetto Corsa, Dirt 4 y Project Cars 2 entre otros por 12 euros en Humble Bundle. Brutal
  • Humble Bundle Stardock: esta empresa lleva años haciendo programas fantásticos de personalización y productividad de Windows 10. Por 13,50 euros tendrás el pack completo, incluidos Windows Blinds, Fences (escritorios virtuales) o Multiplicity (KVM software).
  • Acer Aspire 3: un portátil muy modesto pero curioso, 15,6? FullHD, Core i3-6006U, 4 GB de RAM, 128 GB de SSD, Linux preinstalado, teclado español, está a 249,99 euros en Amazon, buena opción como portátil de batalla o para niños.
  • AMD Ryzen 2600X: si estáis actualizando vuestro PC o vais a montaros uno nuevo atentos a este micro de 8 núcleos y 16 hilos de ejecución, preparado para overclocking, 95W de TDP, hasta 4,25 GHz. Está a 132,90 euros en Amazon (baja de 215).
  • Xiaomi Mi 9T: 6,39? AMOLED, Snapdragon 730, 6 GB de RAM, 128 GB de capacidad, cámara triple (48+8+13), cámara frontal retráctil (20 MP), lector de huella bajo pantalla, 4000 mAh. La versión de 64 GB está a 259,99 euros en Amazon (baja de 329).
  • Aspiradora Philips Speedpro: formato escoba, se puede usar como aspiradora vertical o aspiradora de mano, en ambos casos sin cable. Cepillo con succión de 180º, tecnología PowerCyclone 7, hasta 800 l/min de velocidad del aire, está a 149,99 euros en Amazon (baja de 289)
  • Amazon Prime Estudiantes: la suscripción a Amazon Prime está a solo 18 euros al año (60 para usuarios normales) con un periodo gratuito de 90 días de prueba. Ya sabéis, con ella tenéis entrega rápida gratis, prime video y prime music.
  • Xiaomi Redmi Note 8T: 6,3?, Snapdragon 665, 3 GB de RAM, 32 GB de capacidad, cámara cuádruple (48+8+2+2), 4.000 mAh, lector trasero, buena opción recién salida del horno. Está a 172,40 euros en Amazon.
  • HiSense H65A6500: una Smart TV enorme de 65 pulgadas con resolución 4K UHD, soporte HDR, con la plataforma VIDAA U, modo deportes, WiFi, Precision Color, está a 579,99 euros en Amazon.
  • Intel NUC: un miniPC potente y curiosón. Con un Core i5-7260U, 8 GB de RAM, 240 GB de SSD2, Windows 10, está a 525 euros en Amazon. Buen equipo de trabajo o incluso de salón.
  • Acer Aspire 3 A315-54K: un portátil de 15,6? Full HD con un Core i5-10210U, 8 GB de RAM, 512 GB de SSD, sin sistema operativo, con salida HDMI, RJ45, USB 3.1, lector de tarjetas, está a 499 euros en PcComponentes (en Amazon 708 euros).
  • Smartwatch Huawei GT Fashion: un reloj inteligente con monitor de sueño, ritmo cardíaco, sistema LiteOS, GPS, Bluetooth, y pantalla estupenda. Está a 99 euros en Amazon (en PcComp 147).
  • ASUS TUF Gaming FX505DV: un portátil gaming con pantalla de 15,6? Full HD a 120 Hz, Ryzen 7 3750H, 16 GB de RAM, 512 GB SSD, GeForce RTX 2060 (uauh), sin SO, teclado retroiluminado en español. En eBay está a 999 euros, rebaja brutal.

¿Quieres recibir un correo de aviso cuando publique nuevas entradas?

Standard

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

15 comentarios en “Merecemos quedarnos sin papel higiénico

  1. Jape dice:

    Igualmente Javi!

    Ahora hay que dejar que pase la ola, e intentar ponerle un poco de sentido común al asunto.

    Nosotros hemos puesto en marcha dos protocolos, el primero generado por el virus y el segundo generado por el miedo al virus. El segundo acabará siendo el que complicará más las cosas.

    En fin, ánimo para todos y un abrazo para los de la primera línea.

  2. Tzinm dice:

    Sí, muy probablemente el mayor problema lo esté generando la (des)información. Parece ser que lo más contagioso estos días es la histeria.

    Esperemos que si la cuarentena se extiende a más comunidades sepamos comportamos como sociedad, aunque visto lo visto es difícil que suceda.

    Mirando el lado «positivo», ya no serás el único que podrás «presumir» de teletrabajar xD.

    Y sí, como has dicho, a cuidarse, que la salud es el bien más preciado que tenemos.

    • La histeria y la estupidez de la gente que no se toma esto en serio, que también hay mucha, es alucinante 🙁 En fin, como dices igual esto es una oportunidad para demostrar que el teletrabajo funciona. Ánimo con estos días Tzinm.

  3. Ana dice:

    «¿Por qué no montan los colegios plataformas de aprendizaje online para intentar que los niños no se pasen el día viendo Lady Bub?»
    Respuesta: porque están desbordadas y con caídas, busca lo que ha pasado con Blackboard hoy (una mezcla entre Hangouts y YouTube usada en Moodle, una de las principales plataformas de enseñanza online). Además hay que formar a los profesores y alumnos en el uso de las mismas, algo que no se hace de la noche a la mañana.
    Y respuestas similares tendrás para el resto de tus preguntas. ¿Se podría haber reaccionado antes? Desde luego que sí, y se podrían haber mitigado muchas cosas, pero el caos no te lo quita nadie, las infraestructuras y formación necesarias para reaccionar ante una situación excepcional que involucra a toda la población no se puede improvisar, y los humanos reaccionamos cada uno en direcciones distintas por muy dirigidos que podamos estar. Lo de los supermercados me parece de traca, pero lo de que los hospitales se desborden me parece inevitable, mantener las infraestructuras necesarias para que no pasara es demasiado caro, si ya estamos desbordados en condiciones normales…

    • Lambda dice:

      Efectivamente, no se puede improvisar. Pero aún así, era cuestión de tiempo que el problema de este virus llegara a España. Han pasado varios meses desde lo de Wuhan, tiempo suficiente para preparar escenarios clínicos (del peor al mejor) y tomar ejemplo de las medidas seguidas en Taiwán, Singapur , Corea del Sur… y aplicarlas discretamente con antelación.

      También es verdad que los responsables de Sanidad de esos países están muy concienciados por su alta densidad de población. Un brote vírico es algo muy serio allá.

      Aquí lo que ha fallado es la estrategia de comunicación del Gobierno, muy tibia. En cuanto a medios clínicos, pues…ns/nc xD

      Ojalá la racha de este virus no pase de este año, porque el desbarajuste ya nos lo estamos comiendo.

      ¡Salud,y a cuidarse!

    • No sabía lo de Blackboard, justo he hablado de ella en Xataka, qué cosas. He editado los tiempos verbales, porque efectivamente no quería decir que las montasen ayer de un día para otro, eso es imposible. Pero con el tiempo que lleva esto en marcha quizás se podría haber ido moviendo ficha en este y otros muchos sectores. Y quienes no lo han hecho y puedan hacerlo, que intenten hacerlo. Es probable que no puedan hacerlo todos en todos los casos, pero seguro que algo ayuda.

      Lo mismo para otros sectores, espero que la gente esté preparándose un poco para lo que viene :/

  4. Miguel Ángel dice:

    Pues lo que pasa se hace evidente en esta publicación. El concepto de autoridad o prestigio como fuente de información ha sido dinamitado y, al mismo tiempo, es fácil emitir mensajes para prácticamente cualquiera. Y todo ello proviene de tratar la información (el periodismo, en particular) como un negocio en lugar de lo que es: un servicio a la sociedad, igual que la educación o la asistencia sanitaria.

    Sé que escribes con la mejor intención del mundo y te lo agradezco. Pero, ¿no crees que el artículo es innecesario y contribuye más a la creación de ruido que a otra cosa?

    • Nunca he dicho que lo que hago aquí sea periodismo. Abre la página de inicio y haz hover sobre la pestaña. Como verás pone «Incognitosis | Tecnología y opinión». Eso es lo que hago aquí, escribir de tecnología siempre con un punto de vista opinativo.

      ¿Es ruido? Claro, como todo lo que no es información clara y pura. ¿Podría no haberlo escrito? Por supuesto, pero como suelo hablar de todo lo que rodea a la tecnología y esto impacto claro en mi mundo, opino con mi propia visión del tema.

      Me parecía bien hacerlo, y sigue pareciéndomelo, pero por supuesto cada cual es libre de expresar o no su opinión y de escuchar (o en este caso leer) o no la de los demás.

      Gracias por tu comentario, que al fin y al cabo —y esto es importante— es una opinión. No creo que sea innecesario, y no creo que añada ruido. O sí, pero no es mal ruido. Creo.

      • Miguel Ángel dice:

        Disculpa. El sistema me notificó el resto de comentarios, pero ninguna de tus respuestas.

        Yo tampoco he dicho que lo que haces aquí sea periodismo, aunque la opinión sea uno de sus subgéneros. Lamento haberme explicado mal. Simplemente opino que en esta situación no hay ruido bueno y que el origen del problema es la mercantilización de prácticamente todos los ámbitos de actividad humana, en particular en este caso, la información de interés público.

        Podemos ir más allá y discutir cómo la «deseducación» infligida a la ciudadanía desde hace décadas está en el principio de todo. Pero, para eso, quizá haya que quedar en persona alrededor de unas cervezas, cuando pase la marea…

  5. Pingback: Incognichollos de hoy (11/03/2020) | Incognitosis

    • jape dice:

      Se llama baño checo.

      Porque te pones a horcajadas encima del bidé y empiezas a tirar agua con la mano por la zona afectada y «checo, checo, checo…» es el ruido que hace la mano cada vez que entra en el agua…

  6. KAZU dice:

    ¡Hola JaviPas! Yo como profe te puedo dar mi idea de todo esto. Los centros educativos son lugares donde se reúne mucha gente de zonas diversas (aunque sean del mismo municipio) y el contacto y la cercanía es permanente. Además los niños son uno de los vectores de propagación más importantes ya que apenas presentan síntomas que puedan hacer saltar la alarma de un contagio. Por eso creo que han cerrado dichos centros (aunque lo de los abuelos es para mear y no echar gota, me parece una falta de planificación terrible y temeraria).

    En lo referente a las plataformas online, en mi centro optamos hace unos meses por TokApp, una aplicación a distancia para comunicarnos con las familias. Hoy he estado teletrabajando a través de ella, del correo institucional de Educamadrid y coordinándome con los compañeros por WhatsApp. ¿Adivinas cuál de las tres plataformas ha estado colapsada y casi sin acceso durante toda la mañana? Efectivamente, Educamadrid.

    Los servicios informáticos de la red educativa de la CAM son muy poco estables. Mi hermano trabaja en otro cole y le ha sido imposible comunicarse durante estas horas. Es uno de los problemas a la hora de montar una plataforma de aprendizaje online.

    Luego está el de tener a todas las familias en una plataforma como es mi caso menos una, que ha perdido el papel de autorización dos veces, y que ha dado un correo electrónico para comunicarnos estos días que ha resultado no existir (habiéndolo comprobado delante de mí).

    Está también el tema de la LOPD, que complica terriblemente montar una plataforma de aprendizaje gratuita o medianamente potente (si no tienes que tirar de las opciones de Educamadrid).

    Y por último en determinados centros como el mío (renta media-baja) meternos en soluciones TIC como algo habitual es económicamente impensable a día de hoy si te sales de cosas como los blogs. En el aula de informática estamos resucitando con Linux todos los PC para poder darles uso porque tenemos unos maravillosos… Core2Duo con 1-2 GB de RAM.

    Por suerte gracias a la colaboración del claustro de profesores y de las familias la situación se está superando y podemos ir tirando con las herramientas que tenemos.

    Y me uno a esa gigantesca ovación para todo el personal sanitario, jamás podremos agradecerles todo lo que están haciendo por nosotros.

  7. Pingback: Ruido | Incognitosis