Tecnología

Censura 1 – Libertad 0: ¿Gingerquéééé?

·

Vuelvo al tema de la fragmentación en el mercado Android (y reciclo imagen de portada del artículo) porque hace poco ha aparecido un artículo en ZDNet en el que analizan la situación actual del mercado de terminales basados en la plataforma móvil de Google. Android es un sistema operativo fantástico, me encanta la libertad que me da en mi HTC Desire, y aunque tenga sus pegas a nivel de usabilidad, sigo creyendo que sus ventajas frente a iOS superan a sus desventajas.

Y sin embargo, seguimos con una situación preocupante en cuanto a la diversidad de versiones. Las estadísticas de Android Developers muestran que el 13% de usuarios de estos dispositivos aún utilizan Android 1.5 (abril de 2009) o Android 1.6 (septiembre de 2009). Android 2.1 (enero de 2010) está instalado en un 35% de los terminales “con vida” actuales, mientras que Android 2.2 (mayo de 2010) dispone de un 51,8% de cuota.

El problema no solo es que haya cuatro versiones muy distintas en recursos y prestaciones pululando por ahí. El problema es que Android 2.3 Gingerbread solo tiene un 0,4% de cuota porque, atención, mes y medio después de su lanzamiento solo hay un terminal (Google Nexus S) que lo soporte de forma oficial. Y no hay apenas noticias de que otros fabricantes vayan a ofrecer la actualización a sus modelos, algo que al menos sí sucedió con Froyo en terminales más o menos decentes como el HTC Desire.

Y aquí Apple ha acertado con su política de control total, que les permite que la mayoría de sus terminales estén actualizadas a la última versión. La censura gana a la libertad.

Es así de triste, pero aunque está claro que hay gente con iPhone que no ha actualizado a la última versión del firmware, la inmensa mayoría sí lo han hecho. Apple, claro está, tiene una ventaja fundamental sobre Android en este terreno: solo tiene que preocuparse de un dispositivo. Los fabricantes de dispositivos Android tienen que preocuparse de decenas de modelos, lo que hace que la actualización a nuevas versiones de Android sea mucho más problemática. La diversidad es, en este caso, una desventaja.

Ni siquiera el carácter Open Source de Android es especialmente atractivo en este caso: en XDA Developers hay un buen puñado de ROMs personalizadas con Android 2.3 como base (no la versión de Google con sus complementos propietarios, sino la versión AOSP) , y aunque cualquiera puede actualizar su terminal (hay muchos soportados) el porcentaje de los que lo hacen es en realidad muy reducido. Es un mundo para frikis y gente con tiempo y ganas, porque el usuario de a pie no tiene ni idea de cómo actualizar el software para el chip de radio y luego actualizar el sistema operativo. Normal.

¿Qué opciones tiene Google? Pues me temo que pocas. Los fabricantes eligen Android por las posibilidades de personalización que ofrece esta plataforma, que por definición tiene que ser personalizable, así que si Google trata de cerrar esa capacidad, perderá el apoyo de los fabricantes. Solo de este modo podría establecer una única versión de Android oficial y universal (más o menos), que todos los usuarios podrían actualizar con la siguiente, que también sería oficial y universal (más o menos).

Lo curioso del caso es que Google hace totalmente lo contrario de lo que hace en Android con Chrome: el navegador se actualiza sin pedirnos permiso y sin avisar, y todos tan contentos: en aras de las prestaciones y de la seguridad, cedemos ese control que asegura que siempre estemos actualizados y a la última. Pero son dos plataformas y dos desarrollos muy distintos, y lo que es válido en una no lo es en otra. Es una lástima.

La conclusión: la que indica el redactor del artículo original, totalmente coherente y racional:

No, we may not like Apple€™s approach to app approval or their rapid hardware upgrade cycles. But iOS users can count on regular updates (even if they sometimes cost money) and developers can count on homogeneity. I€™m not sure when Google, the carriers, or device manufacturers are going to get that this is a serious problem.

Lo es. Es muy serio. Y más vale que en Google se den cuenta pronto, porque este tipo de problemas nos están recordando a fallos de bulto que MS cometió en el pasado.


Incognichollos

Esta es una selección con las mejores ofertas tecnológicas actualizadas casi diariamente, como expliqué aquí. Aunque estés en un post “antiguo” las ofertas son de última hora, los Incognichollos los actualizo aparte. Aprovecha, que no suelen durar mucho tiempo:

  • Reloj inteligente TicWatch E: con Android Wear 2.0 y un buen diseño, aunque sin GPS. Una opción muy barata para contar con esa plataforma, porque está a 95,99 euros en Amazon. Buen regalo navideño para experimentar con los smartwatches.
  • LG G7 ThinQ: un señor telefonazo con una cámara que impresiona. Pantalla de 6,1 pulgadas 2K, Snapdragon 845, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara dual 16+16 MP, está a 400 euros en Amazon.
  • Xiaomi Mi A2 Lite: el telefonazo chollo por excelencia, 5,84 pulgadas, Snapdragon 625, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara dual 12+5 MP, batería de 4.000 mAh, sin NFC eso sí pero aún así triunfada. Atentos porque el modelo de 3 GB y 32 GB es impresionante en precio: 150,80 euros en Banggood con Banggood.
  • iPhone Xr: el telefonazo de Apple en su modelo de 64 GB con el A12 Bionic y su pantalla de 6,1 pulgadas está a 803 euros en eBay.
  • Reloj Casio F-91W: un súper clásico de Casio con cronómetro, alarma, calendario y duración de batería de, atención, 7 años. AÑOS. Básico y maravilloso por 10,94 euros en Amazon. Ríete tú de los relojes inteligentes.
  • Samsung Galaxy Note 9: el telefonazo con S-Pen está de rebajas. Pantalla de 6,4 pulgadas, Exynos 9810 Octa, 6 GB de RAM, 128 GB de capacidad (ampliables), cámara dual 12+12 Mpíxeles y una batería de 4.000 mAh. Difícil pedir más, y está a 609 euros en eBay.
  • Portátil Xiaomi Mi Air: el equipo que rivaliza con los grandes fabricantes del mercado a menor precio vuelve a ponerse interesante. Pantalla de 13,3 pulgadas, Core i5-8250U, 8 GB de RAM, 256 GB de SSD, lector de huellas, está a 629,83 euros en Banggood con el cupón 1B2G11710.
  • Monitor BenQ GW2270H 21,5 pulgadas: un monitor 1080p de 21,5 pulgadas con conexión dual HDMI por 118 euros en Amazon. Y si queréis ir a un monitor gaming, el BenQ XL2411P ZOWIE con soporte de 144 HZ está a 246 euros en Amazon.
  • Tablet Amazon Fire HD 10: una tableta de 10 pulgadas 1080p con 32 GB de capacidad y un precio estupendo: 113 euros en Amazon Alemania, envío incluido.
  • Monitor LG 29 pulgadas: un monitor panorámico 21:9 con resolución 2560×1080, conectores HDMI, Display Port y USB-C y soporte AMD FreeSync, está a 219 euros en Amazon.
  • Ratón Logitech G402: para jugones, con 8 botones programables, está a 28,99 euros en Amazon.
  • Monitor LG 38 pulgadas: esta maravilla ultrawide con formato 21:9, diagonal de 38 pulgadas y resolución de 3.840 x 1.600 píxeles es una pasada si necesitáis área horizontal a lo bestia. Tiene dos altavoces estéreo de 10W y 2 HDMI, 1 DisplayPort, 1 USB-C y 2 USB 3.0. Está a 859,99 euros en Amazon.
  • Altavoz Bluetooth Sony SRSXB31B: un modelo que además de contar con extra Bass, y modo fiesta cuenta con resistencia al agua y al polvo, hasta 24 horas de autonomía y un sistema de iluminación simpático. Está a 99,90 euros en Amazon, casi la mitad de su precio normal.
  • Zotac NVIDIA GeForce RTX 2070: una de las gráficas más potentes del momento y con ese plus de la arquitectura Turing de NVIDIA que puede ser interesante (más en el futuro que ahora). Está a 499,99 euros en Amazon Alemania.
  • PlayStation PSVR: las gafas de realidad virtual de la PS4 con la cámara y el juego VR Worlds están a 186 euros en Amazon Italia, envío incluido.
  • Portátil gaming Medion Erazer P6705: con pantalla de 15,6 pulgadas 1080p, un Core i5-8300H, 8 GB de RAM, 1 TB de disco, 128 GB de SSD, una GTX 1050 Ti para darle vida a los juegos y Windows 10. Teclado en español, por cierto. Está a  749 euros en Amazon.
  • Xiaomi Mi 8 (Global): con dos años de garantía en España, envío inmediato. Pantalla AMOLED de 6,21 pulgadas FHD+, Snapdragon 845, 6 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara trasera 12+12 MP, cámara frontal de 20 MP, lector de huellas trasero, batería de 3.400 mAh. Está en color azul a 328,52 euros en GearBest y en color negro a 328,52 euros en GearBest. Desactivad el seguro de envío, ya sabéis. En Amazon está a 379 euros, por si preferís esta opción.
  • OnePlus 6T: el telefonazo de este fabricante (análisis) está a precio más que interesante. Con pantalla de 6,44 pulgadas con “mini-notch”, Snapdragon 845, 6 GB de memoria, 128 GB de capacidad, batería de 3,700 mAh, cámara trasera dual de 20+16 MP, cámara frontal de 20 MP, lector de huella integrado en pantalla. Está a 506,10 euros en GearBest, impresionante. Mola además que tienen 2 años de garantía en España.
  • Unidad SSD Samsung 970 EVO: genial con 250 GB y velocidades de transferencia brutales: está a 70,54 euros en Amazon, nunca la vi tan barata. Es la que tengo en mi PC, y me salió a 95 euros como súper ganga, así que imaginad. La versión de 500 GB está a 119,98 euros, gran precio también.
  • Patinete Eléctrico Ninebot ES1 No. 9: otro patinete similar al anterior pero algo menos potente. Hasta 20 km/h y hasta 25 km de autonomía, muy bien también por su precio, 277,92 euros en GearBest con el cupón GB12ES1 con dos años de garantía en España. Desactivad el seguro de envío, eso sí.
  • Tarjeta gráfica Zotac GeForce GTX 1060 6 GB: una gráfica estupenda para animar vuestras sesiones de gaming. Está a 230 euros en Amazon Alemania, gastos de envío incluidos.
  • Televisión Haier 4K 55 pulgadas: vale que no es una marca top, pero tener una Smart TV de 55 pulgadas con resolución  4K/UHD (sin HDR, parece por lo que he visto) por este precio es de locos. Cuenta con Netflix preinstalado, WiFi y TDT2, además de altavoces con soporte Dolby Digital+. Se envía desde UK con garantía de Haier, y está a 365,32 euros en Banggood EU con el cupón e2bcea.
  • PocoPhone F1: telefonazo que Xiaomi se acaba de sacar de la manga. Un Snapdragon 845, 6 GB de RAM, 64 GB de capacidad
    (ampliables), pantallón de 6,18 pulgadas y dos cámaras de 12+5 Mpíxeles, además de batería de 4.000 mAh y conector de auriculares. Si no os importa que no tenga NFC, compra estrella de la temporada, sobre todo a este precio. La edición de 6 GB y 64 GB de capacidad está a 259,05 euros en AliExpress, uauh.
  • Xiaomi Mi 8 Pro: la versión más brutal del telefonazo de Xiaomi: 6,21 pulgadas, el célebre diseño con la carcasa semitransparente (de pega, pero es curiosa), Snapdragon 845, 8 GB de RAM, 128 GB de capacidad, cámara dual de 12+12 MP, cámara frontal de 20 MP, sensor de huella bajo la pantalla, en fin, de todo. Está a 452,83 euros en GearBest.
  • Unidad SSD Netac 480 GB: mucho más barata que las que os pongo al final, casi medio terabyte a precio de 200 GB en unidades de marcas reputadas. Difícil no sentirse tentado porque cuesta 48,68 euros en JoyBuy. Para que veáis la diferencia, la Samsung 860 Evo de 250 GB (casi la mitad de capacidad) cuesta más: está a 56,90 euros en Amazon… y este último no es mal precio. El otro es ya la locura, aunque la marca, claro, no es muy conocida.

¿Quieres recibir un correo de aviso cuando publique nuevas entradas?

Standard

11 comentarios en “Censura 1 – Libertad 0: ¿Gingerquéééé?

  1. Kike dice:

    De verdad que disfruto este blog, y los comentarios son buenos y de nivel.

    Por eso espero un poco más de rigurosidad, y no empñear el término “censura” tan a la ligera. Es una palabra con significado profundo, y creo que no debe utilizarse a la ligera.

    Y ya sé que entre linuxeros y androiders se ha puesto de moda, y lo utilizan una y otra vez para referirse a Apple. Y lo siento, pero creo que no haceis un favor a nadie. Sobre todo, a los que de verdad ejercen censura (gobiernos, medios de comunicación, grandes grupos empresariales,…): relativizando y aplicandola a contextos como el de apple no haceis sino minimizarla.

    Apple tiene una estrategia comercial basado en el hecho de que el 95% del mercado potencial tiene un nivel técnico muy bajo. Así que genera un entorno hardware/software para que los inutiles tecnológicos puedan utilizarlo. Y un iphone o un ipad lo utiliza cualquiera y, sobre todo, lo matiene cualquiera. Es (casi) imposible desconfigurarlo, aun con operaciones complejas como instalación/desinstalación de aplicaciones, instalación de sistemas operativos, actualización de versiones,… todos los usuarios son capaces de haerlo porque, en realidad, no hay nada que hacer. Apple se encarga de todo.

    Para el 5% restante, usuarios avanzados, este entorno hipercontrolado es un corsé inacpetable. Pues vale. Afortunadamente hay otras opciones, e incluso en entornos apple hay medios para salirse del corsé.

    Pero de ahí a llamarlo “censura” me parece una auténtica exageración. Y, de nuevo, una forma de seguir viendo la realidad de la tecnología hoy: que el mercado no son los usuarios avanzados, esos que saben qué significa ROMs o Jailbreaks. Y los datos publicados ayer lo demuestran: apple no vende lo que vende por su marketing, sino por ofrecer productos de altas prestaciones al alcance de usuarios de bajísimo pefil técnico.

    • JaviPas dice:

      Gracias por el comentario kike, muy bien expresado, estoy de acuerdo con casi todo lo que comentas.

      Pero es que no se me ocurría un título mejor. ¿”Control 1 – Libertad 0″? La idea era poner de manifiesto la diferencia entre ambas filosofías, y como en este caso la de Apple es más beneficiosa para usuarios y desarrolladores (y para ellos, claro).

      Sea como fuere, de nuevo, perfecto el comentario. Saludos!

    • Alex dice:

      Quiero unirme a esta llamada a la sensatez de Kike… en efecto censura no es la manera más correcta de referrise en este contexto a Apple. Podemos hablar de control, supervisión, pero no censura. Apple no censura, rechaza lo que no cumple sus normas, y si lo que no quieres es atenerte a ellas, el problema es tuyo, no es censura… aunque pueda no parecernos bien la norma. A mi tampoco que parece bien que no me permitan circular a más de 120kmh y no me queda otra que respetarlo si quiero circular por las autopistas españolas. Y encima en este contexto sí que me castigan y me penalizan.

      Vamos a ser un poco sensatos como dice Kike

  2. Deorum_Motu dice:

    He sido usuario de iPhone 3G y ahora lo soy de un iPhone 4 así como de un HTC Desire.

    En el HTC (con Vodafone) he actualizado a la versión 2.2 ya que Vodafone lo permite “de serie”.

    En un primer intento no conseguí “rootearlo”, pero tras cierto tiempo Unrevoked me lo permitió. A continuación quise ponerle una “rom” personalizada de esas que pululan por ahí y tienen bastante aceptación. Como resultado de ello mi HTC consiguió un viaje inesperado al servicio técnico.

    Que conste que aunque usuario de Linux y MacOSX, no me considero un friki pero tampoco un lerdo. O bien los programadores de herramientas como Limera1n o Redsn0w son unos fieras en cuanto a diseño y facilidad de uso o quienes desarrollan las herramientas para Android necesitan un cursillo sobre ello.

    Saludos.

  3. Para mí el movimiento está claro y no vendrá ni de Google ni de los fabricantes, sino de los operadores de telecomunicaciones que ya se han posicionado a favor de Android.

    El problema que representa la dispersión de versiones del sistema operativo no se le escapa a nadie a la hora de poder ofrecer una plataforma relativamente estable para el desarrollo de aplicaciones, así que es cuestión de tiempo (poco) que los operadores traten de poner orden.

    • JaviPas dice:

      Uy, no sé yo. ¿Todos los operadores del mundo se van a poner de acuerdo en no añadir bloatware a los terminales y en no toquetear el SO? ¿Y qué hay de los fabricantes, a quienes les encanta meter sus HTC Sense, sus Motoblur y sus propias capas personalizadas?

      No lo veo nada claro. Pero tú estás más metido en el ajo Andrew, así que si sabes algo que no sepamos, cuenta, cuenta 😉

      • Hombre, no es ningún secreto que hace unos meses se creó la Wholesale Applications Community precisamente para este tema.

        ¿Todos los operadores del mundo? Con los que hoy están ya es más que suficiente para empezar: AT&T, China Mobile, Deutsche Telekom, NTT DoCoMo, Orange, Telecom Italia, Telefónica, Verizon, Vodafone, etc. Y desde luego los fabricantes irán detrás de ellos, qué remedio les queda. Podrán poner encima todo aquello que gusten… siempre y cuando respeten el estándar básico que WAC establezca.

  4. Yo he sido usuario de Android, en gama media y gama alta y ahora me he pasado a BADA (cambio del que estoy MUY contento). Ha salido la versión 1.2 y todos los terminales están siendo actualizados. La gente que no se actualice será porque no ha realizado esa operación, pero no porque no pueda.

    Android es un trending topic, creado como una respuesta rebelde por parte de ciertos usuarios a Apple (del estilo: buah iPhone, yo tengo mi Desire HD que va mucho mejor y es OpenSource)…

  5. desdelsur dice:

    En mi opinión a nokia le queda por dar una bofetada a este panorama y creo que pondrá las cosas en su sitio.

    Android está muy bien, google en general es genial, pero….

    “Don’t be evil”.

  6. Creo (de hecho espero) que la larga la gente exija estas actualizaciones y renueve el móvil con esto en mente.
    Esto debería afectar a las ventas y forzar a los fabricantes a actualizar y dar soporte a sus productos

    Por cierto, ¿qué fabricantes creéis que dan mejor y peor soporte a actualizaciones?
    En mi opinión diría que el peor es Samsung y el mejor ninguno

Comentarios cerrados