Tecnología

Seis meses con Firefox, (casi) no miro atrás

·

Ahí está el icono de Chrome, arriconadito en la barra de tareas. No lo desanclo (existe el verbo, sí) porque dicen que hay que tener cerca a los amigos, pero más cerca aún a los enemigos.

Es algo que me sorprende y me hace un poquito más feliz. Cuando hace seis meses decidí que iba a hacer que Firefox fuese (de nuevo) mi navegador por defecto, muchos aplaudisteis la decisión, pero hubo con un comentario que apunté. Fue el de Uxío, que custionaba el cambio y terminaba diciendo:

Ese cambio del que hablas se me antoja un suplicio. Te doy 6 meses de ventaja. Si aguantas, seguramente te copie. Si sucumbes, no. Ventajas de ser tu espectador ?

Pues aquí estoy, querido Uxío (y queridos lectores/as). Seis meses después escribiendo esto desde Firefox 58.0.2 (64-bit) en mi Dell XPS 13 con Windows 10. Feliz como una perdiz y probablemente algo más tranquilo a la hora de recorrer la red de redes con un navegador que no tiene tanto apetito de registrar todo lo que hago.

Esa tranquilidad ha costado algún sacrificio, claro. Lo contaba entonces y lo reitero ahora: existen extensiones que siguen faltándome y que sí disfrutaba en Chrome, como la que me permite crear enlaces afiliados de Amazon a golpe de clic. Esa es una de las razones por las que de cuando en cuando miro atrás y abro una ventana de Chrome, pero por lo general el navegador de Google vive ahí arrinconadito, como decía.

Atrás han quedado esas pequeñas molestias de cualquier mudanza. Lo curioso es que cambiar de navegador ha tenido además una ventaja clara para mi seguridad: me ha obligado a cambiar muchas de las contraseñas que tenía guardaditas en Chrome. Poder autenticarme en los servicios que uso me obligó a consultar las contraseñas guardadas en el navegador de Google para irlas poniendo en Firefox y luego guardarlas a través de Firefox Sync si es lo que realmente quería.

En muchos casos ni siquiera hice eso: aproveché mi otro propósito de hace unos meses, usar el gestor de contraseñas KeePass para ir generando contraseñas bastante chungas y guardarlas allí. Mi relación con KeePass ha mejorado, y aunque sigo considerando que no es especialmente usable, me resuelve la papeleta en la mayoría de los casos. La conclusión final es que ahora repito bastante menos contraseñas y las que no repito son bastante más complejas. Y todo gracias a la migración, que me ha obligado a mover un poco el culete los deditos para gestionar ese apartado.

Resolví además problemas como la gestión de muchas pestañas gracias al comentario de Remug, que me descubrió las muchas posibilidades del fichero UserChrome.css y además quité de mi vista la barra de buscador separada de la barra de direcciones, algo que puedes hacer desde el menú Personalizar de Firefox.

Eso me recuerda que aquí hecho dos cosas de menos respecto a Chrome. La primera, que para habilitar o deshabilitar la barra de marcadores (que siempre tengo activa, salvo para capturas de mi ventana de navegador) necesito ir primero al menú de Personalizar, mientras que en Chrome eso se hace con un simple Ctrl+Shift+B. La segunda, que la búsqueda integrada en la barra de direcciones en Chrome es (que yo sepa) más potente, porque puedes poner un dominio+espacio+término de búsqueda y automáticamente te da los resultados de búsqueda desde ese dominio.

Por ejemplo, si escribo “javipas.com firefox” en la barra de direcciones de Chrome es porque quiero buscar entradas en las que haya hablado de Firefox. Eso hace que aparezcan ipso facto los resultados dentro de mi blog, como si hubiera hecho la búsqueda directamente en Incognitosis. Si pongo eso en la de Firefox, me devuelve los resultados dentro del buscador de Google, algo que no está mal pero que no es lo que yo quiero exactamente. Ese buscador camaleónico y adaptable de la barra de direcciones de Google Chrome me mola más, pero me temo que es mucho pedirle a Firefox. Si alguien conoce soluciones al respecto, por favor, que me ilustre.

En un análisis que hice en Xataka dos meses después de la salida de Firefox 57 quedó patente que en tema de velocidad Chrome parece seguir yendo por delante, y al menos en esas pruebas el consumo de memoria es bastante equiparable. Esa batalla es relevante, seguro, pero la sensación al usar uno y otro no es muy distinta ni en velocidad ni en consumo. Diría ciertamente que Chrome es más rápido en la carga de páginas, pero ni mucho menos por tanto como para volver al navegador de Google.

Tras estos seis meses, como digo, las quejas se diluyen bastante, pero es que también las había en Chrome a pesar de sus muchas luces. No solo estoy convencido del cambio, es que cada día que pasa me mola no sentirme (tan) vigilado. Ya sé que al final cada sitio web se encarga de cotillear todo lo que puede, pero al menos Firefox no es otra amenaza más para mí en ese apartado. Nunca se puede decir de este agua no beberé, pero de momento Firefox está aquí para quedarse.

Ya sabes Uxío. Te toca probar 😛


Incognichollos

Esta es una selección con las mejores ofertas tecnológicas actualizadas casi diariamente, como expliqué aquí. Aunque estés en un post “antiguo” las ofertas son de última hora, los Incognichollos los actualizo aparte. Aprovecha, que no suelen durar mucho tiempo:

  • Monitor Lenovo 21,5 pulgadas: un monitor 1080p de 21,5 pulgadas con conexión VGA. Básico, pero es que vaya precio: 79 euros en Amazon. Tenéis un modelo algo mejor, el BenQ GW2270H con entrada dual HDMI, por 118 euros en Amazon. Y si queréis ir a un monitor gaming, el BenQ XL2411P ZOWIE con soporte de 144 HZ está a 246 euros en Amazon.
  • Tablet Amazon Fire HD 10: una tableta de 10 pulgadas 1080p con 32 GB de capacidad y un precio estupendo: 113 euros en Amazon Alemania, envío incluido.
  • PlayStation PSVR: las gafas de realidad virtual de la PS4 con la cámara y el juego VR Worlds están a 186 euros en Amazon Italia, envío incluido.
  • Portátil gaming Medion Erazer P6705: con pantalla de 15,6 pulgadas 1080p, un Core i5-8300H, 8 GB de RAM, 1 TB de disco, 128 GB de SSD, una GTX 1050 Ti para darle vida a los juegos y Windows 10. Teclado en español, por cierto. Está a  749 euros en Amazon.
  • Xiaomi Mi A2 Lite: el telefonazo chollo por excelencia, 5,84 pulgadas, Snapdragon 625, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara dual 12+5 MP, batería de 4.000 mAh, sin NFC eso sí pero aún así triunfada. Atentos porque el modelo de 3 GB y 32 GB es impresionante en precio: 142,32 euros en GearBest. Acaba de aparecer la actualización a Android 9.0 Pie para este móvil, lo que lo destaca aún más. Dos años de garantía en España, y recordad que tenéis que desactivar el seguro de envío predefinido.
  • Ratón Logitech G402: para jugones, con 8 botones programables, está a 28,99 euros en Amazon.
  • Unidad SSD Crucial BX300: una unidad de 120 GB con prestaciones estupendas y que sale por un precio ridículo: 25,99 euros en Amazon.
  • Unidad SSD Samsung 970 EVO: genial con 250 GB y velocidades de transferencia brutales: está a 72,99 euros en Amazon, nunca la vi tan barata. Es la que tengo en mi PC, y me salió a 95 euros como súper ganga, así que imaginad. La versión de 500 GB está a 119,98 euros, gran precio también.
  • Motorola One: un smartphone basado en Android One con pantalla de 5,9 pulgadas, un Snapdragon 625, 4 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara dual 13+13 MP. Está a 269 euros en Amazon.
  • Monitor LG UltraWide 29 pulgadas: un modelo muy curioso para vuestras sesiones de trabajo y juego. Con resolución 2560×1080, AMD FreeSync, conectores USB-C y HDMI. Está a 219 euros en Amazon.
  • Patinete Eléctrico Ninebot ES1 No. 9: otro patinete similar al anterior pero algo menos potente. Hasta 20 km/h y hasta 25 km de autonomía, muy bien también por su precio, 277 euros en GearBest con el cupón GB12ES1 con dos años de garantía en España. Desactivad el seguro de envío, eso sí.
  • Reloj inteligente Huawei Honor Magic: un reloj curioso con pantalla AMOLED, soporte GPS, autonomía de una semana, NFC (¡pagos móviles!), sensor de ritmo cardiaco, monitorización del sueño, barómetro, brújula y notificaciones. Muy curioso por 101,06 euros en GeekBuying con el cupón EGWQNPDV.
  • Tarjeta gráfica Zotac GeForce GTX 1060 6 GB: una gráfica estupenda para animar vuestras sesiones de gaming. Está a 230 euros en Amazon Alemania, gastos de envío incluidos.
  • Portátil Xiaomi Mi Air: el equipo que rivaliza con los grandes fabricantes del mercado a menor precio vuelve a ponerse interesante. Pantalla de 13,3 pulgadas, Core i5-8250U, 8 GB de RAM, 128 GB de SSD, gráfica NVIDIA GeForce MX 150, lector de huellas, todo por 710 euros en GearBest.
  • Smartwatch Huawei Watch 2: con WiFi y 4G nada menos, este reloj tiene también GPS, Wear OS 2.0 para gobernarlo y un precio fantástico de 199,99 euros en Amazon. Brutal por lo que ofrece, os lo aseguro que lo sé de buena tinta: lo analicé hace tiempo.
  • Auriculares Gaming Sennheiser Game Zero: calidad de sonido a lo bestia, reducción de ruido y un micrófono de calidad para las comunicaciones durante las partidas. De esta marca se puede uno fiar, y el precio es estupendo, 109 euros en Amazon frente a los +140 que cuesta normalmente.
  • Televisión Haier 4K 55 pulgadas: vale que no es una marca top, pero tener una Smart TV de 55 pulgadas con resolución  4K/UHD (sin HDR, parece por lo que he visto) por este precio es de locos. Cuenta con Netflix preinstalado, WiFi y TDT2, además de altavoces con soporte Dolby Digital+. Se envía desde UK con garantía de Haier, y está a 365,32 euros en Banggood EU con el cupón e2bcea.
  • Xiaomi Mi 8 (Global): con dos años de garantía en España, envío inmediato. Pantalla AMOLED de 6,21 pulgadas FHD+, Snapdragon 845, 6 GB de RAM, 64 GB de capacidad, cámara trasera 12+12 MP, cámara frontal de 20 MP, lector de huellas trasero, batería de 3.400 mAh. Está en color azul a 328,52 euros en GearBest con el cupón GBMPKBG2 y en color negro a 328,52 euros en GearBest con el cupón GBMPKBG3. Desactivad el seguro de envío, ya sabéis.
  • PocoPhone F1: telefonazo que Xiaomi se acaba de sacar de la manga. Un Snapdragon 845, 6 GB de RAM, 64 GB de capacidad (ampliables), pantallón de 6,18 pulgadas y dos cámaras de 12+5 Mpíxeles, además de batería de 4.000 mAh y conector de auriculares. Si no os importa que no tenga NFC, compra estrella de la temporada, sobre todo a este precio. La edición de 6 GB y 64 GB de capacidad está a 259,72 euros en AliExpress, uauh.
  • Xiaomi Mi 8 Pro: la versión más brutal del telefonazo de Xiaomi: 6,21 pulgadas, el célebre diseño con la carcasa semitransparente (de pega, pero es curiosa), Snapdragon 845, 8 GB de RAM, 128 GB de capacidad, cámara dual de 12+12 MP, cámara frontal de 20 MP, sensor de huella bajo la pantalla, en fin, de todo. Está a 452,83 euros en GearBest.
  • Xiaomi Mi Mix 3: el móvil de gama alta más reciente de esta empresa está ahora a precio llamativo. Con pantalla 6,39 pulgadas casi sin marcos (ni notch), Snapdragon 845, 6 GB de RAM, 128 GB de capacidad, cámara trasera 12+12, cámara frontal 24+2 MP  (deslizable, un sistema curioso para esconderlas), batería de 3.850 mAh, desbloqueo facial, soporte carga inalámbrica. Muy chulo, y está a 497,22  euros en Gearbest con 2 años de garantía en España. Desactivad el nuevo seguro de envío activado por defecto, ya sabéis.
  • Unidad SSD Netac 480 GB: mucho más barata que las que os pongo al final, casi medio terabyte a precio de 200 GB en unidades de marcas reputadas. Difícil no sentirse tentado porque cuesta 48,861 euros en JoyBuy. Para que veáis la diferencia, la Samsung 860 Evo de 250 GB (casi la mitad de capacidad) cuesta más: está a 51,90 euros en Amazon… y este último no es mal precio. El otro es ya la locura, aunque la marca, claro, no es muy conocida.

¿Quieres recibir un correo de aviso cuando publique nuevas entradas?

Standard

20 comentarios en “Seis meses con Firefox, (casi) no miro atrás

  1. Jorge dice:

    Mi cambio de Chrome a Firefox coincidió con el tuyo hace seis meses. Y puedo decir, como tú seis meses después, que estoy encantado con mi Firefox, con el hecho de utilizar un navegador cuyo fin principal no es vigilarme y, sobre todo, por haber podido dejar atrás otro producto de la gran G que todo lo controla.

  2. Pandito dice:

    Para ocultar la barra de marcadores, boton derecho en cualquier espacio vacío de las barras (pestañas, marcadores, principal) y quitas el tilde a “barra de marcadores” sin pasar por personalizar.

  3. Un punto adicional que ha incrementado mi uso de Firefox en los últimos meses: el desarrollo web. Parte de la sensación de velocidad de Chrome viene de su abusivo uso de la cache de navegador. Me resulta complicado desarrollar en Chrome debido a la persistencia de JS y CSS pese al (supuesto) borrado de caché

  4. Dani dice:

    Otro que sumó al carro de Firefox cuando empezaron los cambios del motor.
    Donde me resulta complicado es en Android (Firefox es un suplicio en este sistema) y el resto no me convence. Y algo que veo en falta es la sincronización de pestañas entre PC y móvil.
    Acepto sugerencias 🙂

    Pd: fantástico blog te sigo en las sombras

    • Pandito dice:

      Estoy a full, pero si tenes firefox sync si te sincroniza pestañas.
      En desktop vas al menú “liberia” (los libritos) y pestañas sincronizadas.
      En el celu, al menos en ios es “nueva pestaña” -> Sección historial -> dispositivos sincronizados y las vez ahi.

  5. Overcorp dice:

    Me cambie a FF desde el rediseño del navegador ya que en MAC OS Chrome me iba a pedales y dada la importancia que tienen para mi los marcadores migre a FF en todas las plataformas en que es posible y hasta el día de hoy estoy muy contento, al inicio creí que iba a extrañar algunas cosas de Chrome pero salvo casos muy puntuales portales de trabajo no he tenido problemas.

    Saludos

  6. “Nunca se puede decir de este agua no beberé…” es incorrecto. Como aprecias el buen uso de nuestro idioma me atrevo a corregirte:

    De esta agua no beberé. Sólo usamos el determinante artículo en masculino singular (el)si la palabra a la que determina es femenina en caso de que esta palabra empiece por a tónica o hache y a tónica, como agua, hacha, ala, hada…

    En el resto de determinantes hay que usar la concordancia correcta, esta agua, esa hacha, aquella hada…

    No sé si me he explicado bien, lo he escrito con mi hija pequeña tocando la tablet y subiéndose a mi espalda.

    PD: Firefox a tope, no he vuelto a Chrome desde la última actualización. El único pero que le encuentro es que me resulta engorroso añadir los marcadores a la barra de tareas.

  7. Cesar dice:

    En cuanto a las contraseñas, kepass es una aplicación local, no? ¿desde el movil como consultas esas contraseñas?

    Recientemente he empezado a usar bitwarden para esa tarea y estoy bastante contento.

    En cuanto a los navegadores de momento sigo con Chrome pero cualquier día cambiaré si es cierto todo lo que decís 🙂

  8. Browserman dice:

    Firefox mola, pero desde hace un tiempo recomiendo Palemoon; es más veloz, consume menos recursos y es totalmente compatible con los plugins de FF.

    Wikipedia: Pale Moon es un navegador web libre, de código abierto basado en Mozilla Firefox. Se encuentra disponible para las plataformas Android, GNU/Linux y Windows Vista, y es distribuido por el desarrollador neerlandés M.C. Straver. Pale Moon se ofrece gratis, tanto su código fuente abierto como sus binarios ejecutables. Al estar basado en Firefox, la mayoría de los complementos y plugins son compatibles con Pale Moon.

  9. Kazu dice:

    Desde que lo comentaste por aquí hace seis meses me decidí a probarlo (había caído en las garras de Google cuando Firefox empezó a ser pesado cual rinoceronte) y me sorprendió muchísimo cómo había mejorado la velocidad. Esta semana estuve a punto de abandonarlo, ya que por trabajo poder descargar desde Google Drive es algo fundamental y no me dejaba. Afortunadamente trasteando descubrí que no era nada que no se pudiese solucionar con una extensión y ahí sigo con el zorrete en llamas 😀

  10. ¡Maldición! ¿¡Seis meses ya!?

    ¡Me toca probar! Y reconozco que ahora me da mucha pereza.

    Pero, es cierto, también me incomoda cantidad la ultra-vigilancia a la que estamos sometidos.

    Voy a ver cómo va eso de Firefox Sync.

  11. Sebas dice:

    Que yo sepa el seguimiento está en los sitios webs, no hay nada especial en Chrome excepto el mito que crea un efecto nocebo.
    ¿Alguien me puede explicar qué es lo que se supone que hace Chrome “para vigilarnos”?.

Comentarios cerrados